Los 6 mejores alimentos para el cerebro de los niños

La dieta, sobre todo en una etapa de desarrollo constante como es la infancia, debe plantearse contemplando todos los aspectos del crecimiento. Se debe apuntar no solo a las ventajas para el físico, sino también para las funciones cognitivas.

La comida no solamente aporta nutrientes para el crecimiento físico. ¿Sabías que ciertos alimentos tienen la capacidad de potenciar el desarrollo cerebral de tu hijo? En este artículo, te contamos todo sobre los mejores alimentos para el cerebro de los niños.

Todos sabemos que la leche y los demás lácteos son buenos para los huesos. De la misma manera, también estamos al tanto de los beneficios de las frutas y verduras para el crecimiento y bienestar.

Ahora bien, ¿tienes idea de cuáles son los alimentos que favorecen el desarrollo y la actividad mental? Si eres de los que no saben nada al respecto, no te preocupes; perteneces a una gran mayoría de la gente.

Esto no quiere decir que existan súper recetas que convertirán a tus hijos en los Einstein del futuro. Pero sí tienen beneficios considerables para su óptima maduración cerebral. A continuación, enumeramos los mejores alimentos para el cerebro de los niños.

6 excelentes alimentos para el cerebro de los niños

La memoria, la concentración y el aprendizaje pueden verse favorecidos por los nutrientes que aportan ciertos alimentos. Estos no solo son preponderantes en la niñez, sino que incluso desde antes del nacimiento tienen este efecto. Una correcta alimentación de la embarazada puede potenciar el desarrollo cognitivo del bebé en su útero.

Estos son los alimentos más beneficiosos para las funciones cerebrales de los infantes:

1.- Pescado azul

Se denomina así por el tono azulado que adquiere debido a las bajas temperaturas de las aguas que habitan estos peces. En esta categoría encontramos las siguientes especies: sardina, salmonete, atún, salmón, trucha, pez espada, rodaballo, caballa, anchoa o boquerón, palometa, anguila, arenque, carpa, jurel, angula, cazón, chicharro o lamprea.

Estos poseen importantes cantidades de omega 3, una grasa natural que conforma las membranas celulares del cerebro. De hecho, casi el 60% del peso total del sistema nervioso está compuesto por lípidos. Por ende, los pescados azules son una excelente forma de nutrir a los pequeños.

Los alimentos para el cerebro de los niños favorecen su concentración y atención.

2.- Pastas

Como sabemos, los carbohidratos aportan energía al organismo. Esta no solamente se destina al gasto físico, sino también a la función cerebral; esta consume el 20% de los recursos energéticos diarios.

Los carbohidratos de absorción lenta, como las pastas, permitirán siempre tener a mano una reserva de glucosa para que sea el combustible cerebral. Su ingesta se recomienda durante el día. En el caso de los cereales, consumirlos en el desayuno permite al cerebro restablecerse tras el ayuno nocturno.

3.- Yema de huevo

Su principal aporte es el de la colina, una vitamina del grupo B. La importancia de este nutriente radica en que forman la mielina, sustancia que cubre las uniones entre neuronas, llamadas neurotransmisores.

La colina también puede encontrarse en las verduras de hoja. Es de suma importancia su ingesta en los primeros años de vida, que es cuando se crean estas conexiones cerebrales. Por supuesto, es necesario combinar los ingredientes que la aportan y no abusar solamente del consumo de huevos.

4.- Legumbres y carnes rojas

¿Por qué incluimos estos dos alimentos en el mismo grupo? Se debe a que comparten dos nutrientes fundamentales.

Por un lado, ambos aportan proteínas. Estas, como sabemos, son muy importantes para la conformación de tejidos en todo el organismo. Como no todas las proteínas contienen aminoacidos esenciales, que son los que específicamente contribuyen al sistema nervioso, lo ideal es consumir de varias clases con asiduidad.

Asimismo, tanto las legumbres como las carnes brindan cantidades significativas de hierro. Este mineral tiene la propiedad de favorecer la absorción de oxígeno, que se distribuye a la sangre y luego al cerebro. De este modo, se previenen inconvenientes como la falta de atención, concentración, astenia y cansancio general.

“La memoria, la concentración y el aprendizaje pueden verse favorecidos por los nutrientes que aportan ciertos alimentos”

5.- Azúcar

Se preguntarán cómo puede ser que este elemento se incluya en una lista de alimentos para el cerebro de los niños. El azúcar es importante para mantener el cerebro activo y estimulado. Sin embargo, no se debe hacer abuso de ella; esto solo provocaría daños al organismo y propiciaría la aparición de enfermedades como la diabetes.

Entonces, una dosis diaria de dos o más frutas repercutiría de manera positiva en el desarrollo cerebral del pequeño. Particularmente los plátanos son aconsejables para mejorar las funciones cerebrales. Además, tampoco viene mal un consumo moderado de chocolate o cacao.

No dudes en incorporar a la dieta estos alimentos para el cerebro de los niños.

6.- Lácteos

Por supuesto, los yogures, la leche y los quesos no podían faltar. Estos ofrecen grandes cantidades de calcio; este nutriente es muy importante porque regula las funciones nerviosas y también disminuye la presión arterial, que suele elevarse cuando hay estrés por agotamiento mental.

El calcio tiene un papel central en la trasmisión de impulsos nerviosos. No solamente está presente en los lácteos, aunque estos sean su fuente principal; también está en frutos secos, verduras y frutas.

Asimismo, ciertos lácteos como los yogures griegos aportan también grasas buenas, cuyos beneficios describimos al hablar del pescado.

Podemos concluir que una buena nutrición es fundamental para el desarrollo integral de un niño en todos sus sentidos. No solamente el aspecto físico será beneficiado, sino también el mental. Por eso, no dudes en incorporar a su dieta estos alimentos para el cerebro de los niños.

Categorías: Dieta infantil Etiquetas:
Te puede gustar