Ejercicios para mejorar la pronunciación en inglés

Este artículo fue redactado y avalado por la filóloga Elena Castro
· 29 abril, 2019
Si buscas una forma fácil de mejorar la pronunciación en inglés de tus hijos, te damos algunos consejos y ejercicios que les ayudará a desarrollar su potencial con alguna carcajada de por medio.

A veces no es fácil adquirir un buen nivel de pronunciación en una lengua que no es la nuestra. Cuanto más pequeños aprendemos un idioma, más fácil nos resulta. Para mejorar la pronunciación en inglés hay que aprender nuevos sonidos y vamos a sugerir algunos ejercicios para colocarlos en su sitio.

Mejorar la pronunciación en inglés letra a letra

Lo mejor de nuestros consejos para mejorar la pronunciación en inglés es que que todos pueden participar. Solo necesitarás algunos objetos básicos (o ni siquiera eso) para trabajar la pronunciación y pasar un buen rato al mismo tiempo. Olvídate de la vergüenza y no dejes de intentarlo.

¿Cómo es la pronunciación de la h en inglés?

El sonido de la h se hace notar en inglés, al contrario que en español. Por ello, puede ser un obstáculo al principio, ya que no estamos acostumbrados a pronunciarla y se olvida con facilidad.

En este caso, solo necesitaremos una hoja para practicar la h. Escoge un folio y sujétalo por una esquina, pero no lo mantengas rígido, deja que se pueda mover con facilidad. Después, coloca la hoja cerca de la boca y dí alguna palabra en inglés con h.Ejercicios para mejorar la pronunciación en inglés.

Si el folio se mueve cuando pronuncias esta letra es porque lo has hecho bien. En caso contrario, seguro que lo que has dicho se parecía más a una j que a una h, por lo que habrá que practicar y trabajar la capacidad pulmonar.

La r en inglés

Es uno de los sonidos que más delatan a los hablantes de español, ya que solemos marcarlo más que los ingleses. El objeto que utilizaremos para la r será un lápiz o un bolígrafo estrecho. Colócalo más o menos entre los dientes incisivos y los colmillos e intenta decir alguna palabra en inglés que contenga la r.

Si la lengua tropieza con el lápiz, vas por el buen camino. Sin embargo, lo complicado viene después, ya que el objetivo es pronunciar la r igual, pero sin este objeto. Al principio resulta difícil porque no estamos acostumbrados, pero las risas están aseguradas.

Cómo distinguir el sonido de la s, la z y la sh

Sin duda, este es uno de los mayores quebraderos de cabeza de la pronunciación, porque son sonidos muy parecidos y que usamos muy poco (o nada) en español. Verás cómo es más fácil de lo que parece, sobre todo para los niños más pequeños.

  • Empecemos con la comparación más sencilla: la s. Pregunta a los niños cuál sería el sonido de una de una serpiente cuando sisea; seguramente te contesten con una s muy larga.
  • ¿Cómo dirías que es el zumbido de una abeja o un mosquito? Exacto, parecido a una z, pero no tan cerrado para que el aire vibre entre los dientes. Además, el sonido z les encanta a los niños porque tienen una sensación de cosquilleo.
  • Por último está el sonido sh. Este es muy característico para los niños, ya que es el sonido que se utiliza para pedirles que estén en silencio. 

Otra parte importante para recordar los sonidos, además de la práctica, son los gestos. Si, por ejemplo, los niños asocian el sonido sh con mandar callar y el movimiento de poner el índice delante de los labios además de con su grafía, es mucho más sencillo para ellos.Ejercicios para mejorar la pronunciación en inglés.

La pronunciación de la b y la v en inglés

Lo bueno y lo malo de estas letras es que en inglés se dicen de forma diferente. Al principio es complicado porque para nosotros ambas comparten el mismo sonido, pero una vez que aprendamos a diferenciarlas, será mucho más sencillo a la hora de reconocer las palabras al hablar.

La b tiene que ser como una explosión, es decir, más «exagerada» que en español. De hecho, la mayoría de los sonidos de las consonantes son más fuertes en inglés, así que podemos utilizar este mismo consejo con otros sonidos como los de d, p o t.

Por otra parte, para pronunciar bien la v hay que colocar los incisivos de la arriba sobre el labio inferior. La clave está en poder mantener el sonido ya que, si no lo podemos mantener, es porque no tenemos la posición correcta.