Cómo criar a un niño introvertido

Un niño introvertido es como cualquier otro, es normal e inteligente, no debería ser tratado diferente. Sin embargo, necesita que nos adaptemos a él y a su manera de actuar. En ocasiones podemos ser algo exigentes con los pequeños, en especial cuando no se comportan igual que los demás.

Es importante ayudarlo a adaptarse, pero de manera respetuosa, justa y considerada. En ocasiones intentamos animar a los niños introvertidos para que hagan cosas como los otros niños. Sin embargo, no siempre usamos las palabras correctas o asumimos la actitud adecuada.

Además de introvertidos, estos niños pueden llegar a ser muy sensibles, razón por la cual debemos tener tacto para tratarlos. Por otro lado, es conveniente asegurarnos de que solo se trata de timidez o introversión y no otro problema. En la mayoría de los casos, estos se comportarán así todo el tiempo, y para ellos es normal.

El niño introvertido no está enfermo

Para comprender lo que nuestros niños sienten, es recomendable ponernos en sus zapatos. Quizá nosotros que también somos introvertidos los estamos juzgando sin piedad. Si estamos seguros de que es un niño sano, que no tiene ningún trastorno o problema particular, hay que darle su tiempo.

o-parents-of-gay-kids-facebook-2

Por lo general es un asunto de personalidad, no todos somos iguales. Quizá se trata de su manera de percibir y aprender del ejemplo. Todos aprendemos con un espejo, pero no de la  misma manera.

En tal caso, ser introvertido es un rasgo de esa persona. Es decir, no se trata de un cambio repentino a causa de un factor externo. Por lo tanto, para asegurarnos de esto, es conveniente observar que su comportamiento es permanente. De manera que, no se trata de un niño sociable que cambió por algo que desconocemos, de ser así, puede tratarse de un signo de depresión.

¿Cómo tratar al niño introvertido?

Lo más importante es comprender la introversión. Una vez que hayamos descartado cualquier trastorno, es recomendable adaptar la manera en que los criamos. Por ejemplo, si leemos libros y tomamos ideas de crianza de expertos u otros padres, no acertaremos con los que son diferentes.

Recordemos que la educación puede llegar a ser estándar en muchos sistemas. Por lo tanto, las técnicas y consejos están dirigidos a un grupo de niños en estándares normales, es decir, no son adecuados para introvertidos y tampoco para extrovertidos. De manera que, para ayudarlos podemos considerar las siguientes recomendaciones.

  • Infórmate sobre las características del niño introvertido. Con una lista de datos sobre su manera de comportarse tendrán más posibilidades de identificarlo y entenderlo. Conocer los rasgos más comunes de la introversión permite entenderlo y por lo tanto dejar de preocuparnos.
  • Evita presionarlo para que haga amigos o realice actividades que no desea. Es normal que estos niños se sientan bien a solas o con menos personas. De seguro tendrá mejor relación con unos niños que con otros. No hace falta que se comporten como lo harían los demás, mientras que los veamos felices y sanos, no hay de qué preocuparse.
  • Acéptalo tal como es. Si nuestro hijo es muy diferente de otros niños, de sus hermanos o compañeros de clase a causa de su introversión, no algo malo. Sin embargo, algún tipo de represión u obligación puede causar más daño que su propia introversión.
  • Respetemos sus preferencias. En el caso del niño introvertido, las preferencias a la hora de jugar o pasar el tiempo libre, pueden ser realmente desconcertantes. No obstante, a veces los padres podemos cometer el error de querer cambiar sus gustos. Encerrarse en su cuarto, leer a solas o distraerse con cualquier cosa, forman parte de su personalidad y no constituyen un problema grave.

niño-enfadado

  • Seamos cautelosos con la manera en que les hablamos. Se cree que el niño introvertido es sensible, puede entender que si corregimos su comportamiento es porque no lo amamos. Si no mostramos suficiente comprensión con su introversión podemos lastimarlo sin necesidad.
  • Apoyemos a nuestro niño en sus acciones y decisiones. Entendamos su naturaleza y ayudémosle a mejorar lo que sea necesario. Es posible que otras personas intenten presionarlo para cambiar, por ejemplo sus maestros, en este caso nuestro apoyo es primordial.

 

 

Categorías: Niños Etiquetas:
Te puede gustar