Cuándo introducir el cacao en la dieta del bebé

Te vamos a contar a partir de qué momento puedes empezar a ofrecerle cacao amargo al bebé. Un alimento de origen vegetal que destaca por su densidad nutricional.
Cuándo introducir el cacao en la dieta del bebé
Saúl Sánchez Arias

Escrito y verificado por el nutricionista Saúl Sánchez Arias el 20 agosto, 2021.

Última actualización: 20 agosto, 2021

El cacao es uno de los mejores alimentos que se pueden introducir en la dieta. Eso si, hablamos de su versión natural, la cual es bastante distante a la de los chocolates comerciales. Estos últimos cuentan en su interior con grandes cantidades de azúcares añadidos, que rebajan su valor nutricional.

Sin embargo, el cacao amargo es un producto de origen vegetal que concentra una gran cantidad de nutrientes esenciales. Su consumo regular se asocia con mejoras en diversos parámetros de la salud. Por este motivo, los expertos fomentan su introducción oportuna en la dieta del bebé.

Beneficios del cacao

Cuando hablamos de las propiedades del cacao amargo, debemos destacar su acción sobre los niveles de presión arterial. Según una revisión sistemática de la Colaboración Cochrane, este alimento es capaz de normalizar los niveles y reducir así el riesgo de patología cardiovascular a futuro.

Otra de las ventajas del cacao es que concentra ácidos grasos mono y poliinsaturados de alta calidad. Entre los saturados predomina el ácido esteárico, el cual se transforma en ácido oleico en el intestino. Este elemento provoca cambios positivos en la microbiota cuando se consume regularmente.

Por otra parte, el cacao aporta micro nutrientes esenciales como el calcio, el potasio, el fósforo y el magnesio. Todos ellos son fundamentales para el correcto desarrollo del niño.

El cacao tiene muchos beneficios para los niños.

¿Cuándo se puede introducir el cacao en la dieta del bebé?

Las últimas guías de la Asociación Española de Pediatría recomiendan retrasar la introducción hasta luego del primer cumpleaños. Pasado este tiempo, el producto puede ser bien tolerado por el pequeño. No obstante, es importante ofrecerlo en cantidades pequeñas para que el bebé no lo rechace por su sabor amargo.

Por otra parte, cuando hablamos de cacao nos referimos a la versión más pura de este alimento y no a los preparados solubles comerciales. Estos últimos cuentan con azúcares añadidos o edulcorantes artificiales, los cuales pueden resultar perjudiciales para la salud.

Lo óptimo es elegir una variedad orgánica y ecológica, para añadir una pequeña porción al biberón o a las distintas preparaciones del bebé. De esta forma, se logra incrementar la densidad nutricional, a la vez que se asegura un aporte adecuado de minerales y de vitaminas.

Es importante destacar que el cacao es un producto calórico, por lo que tampoco conviene abusar de él.

¿Cuál es el mejor momento del día para introducir cacao en la dieta del bebé?

El momento del día ideal para ofrecer cacao al bebé es la merienda, ya sea disuelto en una papilla de cereales o mezclado con la leche del biberón.

Conviene experimentar otras alternativas, porque al principio puede que el niño rechace este sabor. Las diferentes combinaciones con frutas pueden hacerlo más apetecible.

También existen cremas de untar para consumir en la merienda, pero esto se recomienda para niños mayores. Es importante prestar especial atención al etiquetado de las mismas, ya que algunas pueden contener aditivos poco saludables. Además, muchos productos combinan el cacao con los frutos secos, los cuales deben incorporarse cuando el pediatra lo avale.

ninas nenas beben toman vaso leche cacao chocolatada fuertes nutrientes alimento super

El cacao, un alimento saludable para el bebé

Según lo comentado, el cacao orgánico y amargo resulta un producto muy recomendable para introducir en la dieta de tu bebé. No solo porque concentra nutrientes de alta calidad, sino porque todas sus propiedades beneficiosas para el organismo.

Puede comenzar a administrarse a partir del primer año de vida, siempre y cuando se eviten las versiones con azúcares añadidos. Por norma general, es conveniente limitar el consumo de azúcar durante las primeras etapas, para evitar que el niño se acostumbre a un exceso de este sabor.

Te podría interesar...
Menú para bebés de 18 meses: llegan los alimentos sólidos
Eres MamáLeerlo en Eres Mamá
Menú para bebés de 18 meses: llegan los alimentos sólidos

Es sencillo plantear un menú para bebés de 18 meses, pero hay que escapar de ciertos elementos perjudiciales, como las galletas.