Alimentos que debes comer para concebir a un bebé más inteligente

Zuleyvic Adriana Cuicas · 25 marzo, 2019
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Nelton Ramos el 25 marzo, 2019
Mantener un estilo de vida y, sobre todo, una alimentación balanceada es fundamental para gozar de salud en todo momento de la vida. Sin embargo, en el embarazo adquiere aún más relevancia, ya que también influye en el desarrollo del bebé. 

Toda madre sabe que para concebir un bebé más inteligente, y sano en todo sentido, debe llevar una buena alimentación. No solo durante en el embarazo, sino siempre. Es decir, una dieta sana debe ser uno de los pilares básicos de su estilo de vida. 

Existen muchos alimentos, de diferentes grupos, llenos de nutrientes y propiedades sumamente favorecedoras para la salud humana. Y en lo que respecta a la inteligencia o, mejor dicho, el desarrollo cerebral, siempre se ha comentado que el pescado es muy provechoso. Por ende, las personas procuran incluirlo en sus dietas.

Según un estudio publicado en The Lancet el consumo frecuente de pescado y marisco durante el embarazo favorece el desarrollo del cerebro del niño. 

El consumo de pescado y mariscos

Los resultados de este estudio son polémicos, ya que contradicen otras investigaciones realizadas en Estados Unidos en  el año 2004, en los que se recomendó limitar el consumo de estos alimentos en mujeres embarazadas. Principalmente debido al riesgo que suponía para el bebé un residuo presente en estos animales: el metilmercurio.

Los autores del estudio publicado en The Lancet consideran que “los efectos dañinos que puede tener sobre el desarrollo cerebral no superan los beneficios que poseen otros nutrientes presentes en el pescado y el marisco“.

“El cerebro de un niño recién nacido está compuesto en un 50% de lípidos que se forman a partir de ácidos grasos esenciales. Algunos de ellos son sintetizados por el propio organismo pero otros deben ser incorporados con la dieta, como los Omega 3. Las‪ sardinas, por ejemplo, son una excelente fuente de Omega 3, grasa esencial e ideal para el desarrollo del cerebro, sistema nervioso y la memoria del niño».

El pescado es una fuente importante de omega 3.

Según los investigadores, aunque se desconocen los mecanismos por los cuales esto sucede, “los niveles de estos ácidos grasos parecen ser cruciales en el desarrollo temprano del cerebro del bebé” y la escasez de ellos puede tener graves consecuencias, de ahí la importancia de su ingesta durante el embarazo.

Alimentos para tener un bebé más inteligente

La‪ yema del huevo contiene colina que es la molécula precursora de la acetilcolina, un neurotransmisor involucrado en muchas funciones, como la memoria y el control del músculo. Aparte de esto, la colina tiene mucha importancia por ser la capa que envuelve los nervios.

Consumir un huevo al día no solo es bueno para el bebé sino que también te ayudará a mantener un peso sano, te aportará vitamina D y, también, ayuda a prevenir el cáncer de mama.

La remolacha es un alimento rico en nitrato, el cual te ayuda a mejorar el flujo sanguíneo del cerebro del niño. Incluye este alimento a tu dieta regular, bien sea en jugo o ensaladas. Te ayudará incluso con el estreñimiento.

Los frijoles blancos son una buena fuente de carbohidratos de lenta digestión, llenos de proteínas, vitaminas, minerales y fibra; por ende, también son ideales para el desarrollo de la memoria.

Es muy recomendable el consumo de carne (siempre y cuando esté cocida adecuadamente). El hígado de pollo o res contienen bastante hierro, el cual es ideal para el desarrollo del bebé.

bebé más inteligente

Comer frutas, verduras y semillas es una decisión inteligente

Además de ello, las frutas son muy importantes. De hecho, un grupo de investigadores canadienses se dieron a la tarea de demostrar que el consumo de frutas de temporada en las mujeres embarazadas aumenta significativamente la memoria de los bebés.

Cada porción diaria de frutas que la madre embarazada consuma al día, promueve un incremento en la capacidad cognitiva del bebé, aún un año después del nacimiento.

Las‪ semillas contienen selenio y vitamina E, ayudan a fortalecer el cerebro ya que brindan grasa buena. Un puñado diario de semillas en tu dieta será suficiente para brindarle al bebé el mejor desarrollo cerebral.

Finalmente, es preciso que tengas en cuenta que hay muchos factores a tener en cuenta la hora de tener un bebé más inteligente que el promedio; por eso además de la alimentación es importante que mantengas un estilo de vida saludable y que, en caso de dudas, consultes con tu médico.