Alimentación para prevenir la diabetes gestacional

22 Agosto, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la nutricionista Silvia Zaragoza
¿Sabías que el embarazo altera la sensibilidad a la insulina poniendo en riesgo tu salud y la del bebé si no se trata? Descubre cuál es la alimentación para prevenir la diabetes gestacional.

Aproximadamente, entre el 3 y el 5 % de las mujeres embarazadas manifiestan diabetes gestacional en el segundo o tercer trimestre. Se produce por una disfunción de las células Beta del páncreas agravada por una resistencia a la insulina y la alteración hormonal característica de esta etapa de la vida. A pesar de que existen múltiples factores de riesgo, es clave que conozcas cómo es la alimentación para prevenir la diabetes gestacional. 

Se diagnostica mediante el test de O’Sullivan, que consiste en valorar los niveles de azúcar en sangre tras ingerir 50 g de glucosa oral. En caso de que fuera mayor a 139 mg/dl, se realiza una curva a posteriori con 100 g durante un periodo de 3 horas.  

¿Sabes que tenerla y no tratarla adecuadamente supone la aparición de complicaciones tanto para ti como para tu futuro hijo? Por un lado, presentas más riesgo de preeclampsia, parto prematuro y por cesárea, así como desarrollo de diabetes tipo 2. Por otro lado, el niño nace con un peso superior a 4 kg (más conocido como macrosomia), hipoglucemia y a largo plazo padecer obesidad, diabetes tipo 2 y otras enfermedades metabólicas.

Mujer embarazada llevando una alimentación para prevenir la diabetes gestacional.

Factores de riesgo de diabetes gestacional 

Tal como se ha comentado al principio, el riesgo de diabetes gestacional aumenta por

  • Sobrepeso u obesidad. Se relaciona con el peso previo al embarazo y la ganancia durante esta etapa.
  • Historia familiar de diabetes gestacional.
  • Diagnóstico previo de diabetes gestacional.
  • Embarazo a partir de los 35 años.
  • Raza y etnia. Se incrementa en los países asiáticos e hispánicos, en las islas del Pacífico y en el norte de África.
  • Falta de actividad física.
  • Síndrome de ovarios poliquísticos.

Además, la alimentación es otro de los factores de riesgo a tener en cuenta, como verás a continuación, ya que resulta efectiva en el 80 % de los casos. 

Alimentación para prevenir la diabetes gestacional

El objetivo principal de la alimentación durante la diabetes gestacional es regular los niveles de glucemia. La mayoría de estudios realizados coinciden en que la adherencia a la dieta mediterránea basada en el consumo de verduras y hortalizas, legumbres, frutas, cereales integrales, aceite de oliva virgen y pescado previene la aparición de la diabetes gestacional.

Generalmente, se aconseja que los hidratos de carbono complejos representen el 40 % de las calorías diarias. Por lo tanto, está desaconsejado beber refrescos y zumos, así como productos ricos en azúcares de absorción rápida, como dulces y bollería (incluidas las galletas).

También se recomienda reducir la ingesta de embutido y alimentos ricos en grasas trans, ya que incrementan un 6 % el riesgo de desarrollarla. Incluso se han observado diferencias entre el consumo de proteínas de origen animal (carne, pescado y huevos) y vegetal (legumbres). Tras sustituir un 5 % de la carne por legumbres, se reduce el riesgo en un 51 %.

La vitamina D es uno de los nutrientes muy presente en las investigaciones, ya que el déficit es muy común y se ha relacionado con un aumento en la aparición de este tipo de diabetes. Sin embargo, la suplementación muestra resultados contradictorios.

En cuanto a la hidratación, se puede beber agua tanto antes como durante y después de las comidas, o alguna infusión. Respecto al café y al té, es preferible que sean sin cafeína ni teína. En caso de que no fuera suficiente para reducir la glucosa en sangre, se prescriben inyecciones de insulina.

Mujer tomando un desayuno saludable para prevenir la diabetes gestacional.

Ejemplo de alimentación para prevenir la diabetes gestacional 

  • Desayuno: 1 vaso de leche o bebida vegetal + 1 rebanada de pan integral con atún en conserva y pimientos asados o de crema de cacahuete y rodajas de plátano.
  • Media mañana (si tienes hambre): 1 yogur natural con copos de avena y manzana en dados.
  • Comida: ensalada de endibias, tomate y maíz + dorada al horno con patata, puerro y zanahoria + 1 rodaja de sandía.
  • Merienda (opcional): té rooibos + un puñado de almendras tostadas.
  • Cena: gazpacho + revuelto de huevo o tofu con setas + 1 pieza de fruta mediana (melocotón, por ejemplo).

Acerca de la alimentación para prevenir la diabetes gestacional

Por último, dado que la diabetes gestacional genera complicaciones a lo largo del embarazo y tras el parto, todas las mujeres embarazadas son sometidas al test diagnóstico a partir de la semana 24. De esta manera, resulta más fácil controlarla. 

Asimismo, es importante que acudas a un dietista-nutricionista para que te aconseje acerca de la alimentación para prevenir la diabetes gestacional y tratarla con el fin de que tu hijo crezca sano. 

  • Plows, J F; Stanley, J L; Baker, P N; Reynolds, C M; Vickers, M H (2018) The pathophysiology of gestational diabetes mellitus. Int J Mol Sci, 19(11): 3342.
  • Committee on practice bulletins-obstrectic (2018) Gestational diabetes mellitus. Obstet Gynecol, 131(2): 49-64.
  • Spaight, C; Gross, J; Horsch, A; Puder, J J (2016) Gestational diabetes mellitus. Endocr Dev, 31: 163-78.
  • Ministerio de Salud y Protección Social (2016) Guía de práctica clínica para la prevención ,el tratamiento y el seguimiento de la diabetes gestacional. 
  • Contreras-Zúñiga, E., Arango, L. G., Zuluaga-Martínez, S. X., & Ocampo, V. (2008). Diabetes y embarazo. Revista Colombiana de Obstetricia y Ginecología, 59(1), 38-45. https://www.redalyc.org/pdf/1952/195214324006.pdf