7 beneficios de la dieta mediterránea en los niños

Gladys · 5 abril, 2017

La dieta mediterránea le provee a nuestros hijos un estilo de vida más saludable y lleno de vitalidad. Rica en fibra, hierro y proteínas, es la encargada de garantizar el óptimo desarrollo mental y físico de sus cuerpos.

El tema de la comida de los más chicos de la casa es, constantemente, tema de interés para los padres. Queremos que siempre estén bien alimentados y saludables, por lo que cada cierto tiempo podemos ir adaptando su menú e ir implementando nuevos alimentos a sus platos.

Sin duda, te interesará saber que esta dieta mediterránea ha sido declarada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO. Y no es para sorprenderse, el modelo nutricional de esta dieta la hace una de las más saludables en todo el mundo.

Contando con el aceite de oliva, el pescado, carne, verduras y vegetales frescos como sus principales ingredientes, esta dieta es ideal para preparar el paladar de nuestros pequeños y llenar su organismo de nutrientes.

Esta ya estaba presente en la época de los griegos, quienes comían cereales, pescados, carnes de corral y mucho aceite de oliva. Gracias a los múltiples beneficios que posee se ha mantenido hasta nuestros días.

¿En qué consiste la dieta mediterránea?

La dieta mediterránea es tan sana como variada. Es una combinación equilibrada de alimentos basada en productos frescos, saludables y de temporada.

Se caracteriza por tener abundancia de pasta, verduras, hortalizas, frutas, frijoles, frutos secos, arroz y pan. Aceite de oliva como fuente exclusiva de grasa.  Pescado, moluscos y crustáceos, como principal fuente de proteína, moderado consumo de aves de corral, productos lácteos y huevos para asegurar el desarrollo óptimo de nuestros pequeños.

Los platos se organizan de manera que las porciones de proteína, carbohidratos, fibra y grasa sean equilibradas y puedan brindarles a nuestros pequeños una adecuada ingesta de nutrientes.

Te presentamos de igual forma, la pirámide de la dieta mediterránea para que te guíes y puedas crear para tus hijos platos creativos y saludables.

Beneficios de la dieta mediterránea

Conoce los siguientes beneficios que proporciona la maravillosa dieta mediterránea:

  1. Evita las enfermedades cardiovasculares: el aceite de oliva más el alto consumo de pescado presente en las comidas fortalece el corazón e inhibe la hipertensión arterial.
  2. Previene la obesidad: muy importante durante el desarrollo de nuestros hijos. El bajo contenido calórico de esta dieta hace que los pequeños de la casa puedan mantener un peso estable a medida que crecen, manteniéndose igualmente sanos y fuertes.
  3. Previene la diabetes: al ser rica en frutas, verduras y productos frescos bajos en grasas, esto hace que el riesgo a padecer diabetes disminuya considerablemente. La buena ingesta de minerales puede reducir la resistencia a la insulina y descomponer los azucares con éxito.
  4. Evita la enfermedad del hígado graso: una particularidad de esta dieta es que el consumo de carnes rojas es muy moderado. Esta posee mucha grasa saturada que podría conducirnos a tener enfermedades en el hígado. Al ser el pescado y carnes blancas la principal fuente de proteínas, estás en el camino para evitar que tus hijos tengan la enfermedad del hígado graso y otras enfermedades de este tipo.
  5. Incrementa la energía: por ser tan completa, combinando proteína, fibra y antioxidantes, hace que el organismo de nuestros pequeños se desarrolle adecuadamente y funcione activamente.
  6. Mejora la función cognitiva: muchas investigaciones relacionan la dieta mediterránea con una buena función cerebral. Esto hace que nuestros hijos tengan mejor capacidad para realizar las actividades escolares y de aprendizaje.
  7. Reduce el riesgo de padecer cáncer: esto es a largo plazo y sin duda beneficia no solo a los niños, sino a la familia entera. El alto consumo de frutas y verduras, ricas en antioxidantes, son conocidas por ser anticancerígenas.

Más beneficios de la dieta mediterránea

Alimentando a nuestros hijos de esta manera, contribuiremos a que su organismo funcione mejor, reduciremos el riesgo a que sufran distintos tipos de enfermedades y ayudaremos a que su peso esté controlado.

Además, estimulas a que aprendan a comer de todo, debido a la gran variedad de la dieta.

En Internet abundan las páginas de recetas sobre esta dieta, busca, crea y sorpréndelos a tu manera, tus pequeños lo agradecerán con mucho amor y sonrisas.