5 frases de María Montessori sobre educación infantil

18 Diciembre, 2019
Este artículo ha sido escrito y verificado por la psicóloga Ana Couñago
María Montessori tiene grandes frases que nos ayudan a entender cómo debemos educar a los niños.
 

Seguro que has oído hablar de María Montessori, una pedagoga, médica y educadora italiana que revolucionó la enseñanza a principios del siglo XX, creando su propio método educativo. Su idea sobre la educación infantil se centra en guiar a los niños para que desarrollen todo su potencial físico e intelectual, mientras experimentan con el entorno.

María Montessori: los tres pilares de su método

Los tres pilares sobre los que se sustenta el método Montessori son:

  • La disciplina activa: los niños son los principales protagonistas de su propio aprendizaje, por lo que asumen un papel activo y dinámico en el proceso del desarrollo. Esto implica cierta disciplina, pues los pequeños deben ser responsables para lograr autodirigirse y actuar con independencia.
  • El papel de guía del adulto: los adultos tiene que guiar y orientar a los niños en el proceso de aprendizaje, ayudándolos en función de sus necesidades e interviniendo únicamente cuando resulte imprescindible.
  • El ambiente adaptado: hay que crear un entorno preparado para el aprendizaje, respetando las etapas del desarrollo madurativo de los niños. Dicho ambiente debe ser ordenado, relajado, atractivo y estimulante. Así, los pequeños pueden elegir y explorar con libertad, pero dentro de un orden.
    Importancia de la Vida Práctica en la pedagogía de María Montessori.
 

Pero este método pedagógico va mucho más allá que esto. A continuación, te mostramos algunas frases de María Montessori que resumen sus principios y pensamientos sobre la educación infantil.

5 frases de María Montessori sobre educación infantil

1. “El niño que tiene libertad y oportunidad de manipular y usar su mano en una forma lógica, con consecuencias y usando elementos reales, desarrolla una fuerte personalidad”

En un ambiente adaptado a sus necesidades, que fomente la exploración del mundo real y de la vida cotidiana, los niños pueden vivir diversas experiencias sensoriales que les permiten adquirir capacidades básicas para su desarrollo futuro.

2.”Sembrad en los niños ideas buenas, aunque no las entiendan; los años se encargarán de descifrarlas en su entendimiento y de hacerlas florecer en su corazón”

Hay que educar a buenas personas. Para ello, se deben transmitir a los niños valores positivos, como el respeto mutuo, la empatía, la comprensión, la dignidad, etc.

Así, aunque en un principio los pequeños no entiendan muchas de estas ideas, a medida que crezcan, irán comprendiendo la importancia que tienen y pondrán en práctica todo esto, actuando, de forma espontánea, de un modo ético y moral.

3. “No eduquemos a nuestros hijos para el mundo de hoy, este mundo habrá cambiado cuando sean grandes. Tenemos que dar prioridad a ayudar al niño a desarrollar su capacidad de creatividad y de adaptación”

Tenemos que educar a los pequeños para que puedan afrontar la vida y los cambios que suceden en ella con éxito. Para conseguirlo, se debe potenciar la creatividad, pues esta capacidad implica fluidez, flexibilidad y originalidad. Lo cual es imprescindible para adaptarse a diferentes contextos y situaciones.

 
Niña aplicando la pedagogía de María Montessori.

4. “Cualquier ayuda innecesaria es un obstáculo para el desarrollo”

Los niños necesitan autonomía e independencia para poder crecer. Si se lo damos todo hecho, nunca aprenderán a realizar ciertas tareas por sí solos. Por eso, los adultos deben actuar como mediadores, sin limitar las oportunidades de aprendizaje de los pequeños.

5. “Cada niño es único y necesita una libertad para crecer y explorar el mundo por sí mismo, porque solo de esta forma estaremos educando a los futuros hombres”

Los niños tienen un deseo innato por entender el mundo que los rodea. Por ello, hay que permitirles que lo exploren y que aprendan de sus propias experiencias. Esta es la única manera de formar a personas que se valgan por sí mismas.

¿Qué nos enseñan estas frases?

María Montessori, a través de sus frases, nos enseña la importancia de educar en la libertad y el orden. Estos dos factores son imprescindibles para criar niños:

  • Independientes y autónomos.
  • Responsables.
  • Seguros de sí mismos.

Es decir, niños que se conviertan en adultos funcionales.

 
  • Santerini, M. (2013). Grandes de la educación: María Montessori. Padres y Maestros/Journal of Parents and Teachers, (349).
  • Velasco, R. (2010). Método Montessori. Temas para la Educación: revista digital para profesionales de la enseñanza, (6).