5 consejos para evitar que los niños interrumpan constantemente

7 mayo, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por la psicóloga Mara Amor López
Los niños pequeños son impulsivos, y esto hace que nos interrumpan cuando estamos ocupados. Podemos enseñarlos a evitar que nos interrumpan con estos consejos.

Seguro que son muchas las ocasiones en las que estás hablando con otra persona y tu hijo no para de llamarte hasta que, por fin, le haces caso. Y puede que lo que tuviera que decirte no fuera importante para ti, pero seguro que para él sí lo era. Podemos evitar que los niños interrumpan siguiendo algunos de los consejos que aquí proponemos.

Los niños interrumpen debido a su impaciencia, o con la intención de llamar la atención de los adultos. Desde los 3 a los 6 años es cuando las interrupciones se dan con más frecuencia.

Pero esas interrupciones podemos intentar corregirlas y que los niños dejen de tener esa mala costumbre. Poco a poco, dejarán de hacer esto y regularán su conducta. ¿Quieres saber algunos consejos para evitar que los niños interrumpan? Los tienes a continuación.

¿Por qué los niños interrumpen constantemente?

Los niños no interrumpen porque quieran molestar a los padres. La cuestión reside en que, cuando son pequeños, son impulsivos y no son capaces de controlar sus comportamientos debido a que la región cerebral encargada de regular la conducta no está lo suficientemente desarrollada.

También es importante señalar que su memoria a corto plazo tampoco está completamente desarrollada y tienen que decirles a sus papis lo que piensan para que no se les olvide.

Entre los 3 y los 6 años, que es cuando se producen mayores interrupciones, los niños tampoco han desarrollado el pensamiento reflexivo, que es el que nos ayuda a pensar cuáles serán las consecuencias de nuestras acciones con antelación, por eso, los niños actúan de manera impulsiva.Madre hablando con su hijo para evitar que interrumpa constantemente.

Hasta los 6 años, los niños piensan que el mundo gira en torno a ellos y que todas sus necesidades son los primero; es lo que se llama pensamiento egocéntrico. Pero podemos enseñar a los niños a que no interrumpan. Con grandes dosis de constancia y paciencia todo se puede conseguir.

Consejos para evitar que los niños interrumpan

Estos consejos pueden servirnos para corregir el mal hábito que tienen los niños de interrumpir. Estas bien añadir que esta sugerencias solo son una forma de hacerlo, así que uedes escoger la que mejor te vaya, o la que más te guste.

Escucha activa

Si estamos hablando y nos interrumpe, paramos un momento la conversación, nos ponemos a su altura y le decimos: «Ahora estoy ocupada hablando con esta persona (diremos su nombre). espera un poco y enseguida te escucho». Inmediatamente después de que termines la conversación con la otra persona, se lo haces saber al niño para que te cuente lo que te quería decir.

Enseñar a controlarse para evitar que los niños interrumpan

Si enseñamos a nuestros hijos a controlarse, no solo será beneficioso para evitar que los niños interrumpan nuestras conversaciones, sino que también va a contribuir a su desarrollo afectivo y emocional.

Una técnica que podemos utilizar para que los niños desarrollen su control es la respiración. Le pediremos al pequeño que inspire el aire por la boca hasta que llene sus pulmones y luego lo expulse poco a poco, de nuevo, por la boca. Esto debemos hacerlo varias veces hasta que se sienta calmado. Nosotros podemos hacerlo con él para que aprenda a hacerlo.

Ordenar las prioridades

Tenemos que establecer una lista de prioridades; ordenaremos situaciones según su importancia y nivel de urgencia. Es importante que los niños diferencien momentos en los que es necesario interrumpirte debido a su importancia de aquellos que sí pueden esperar.Niño hablando con su madre para evitar que interrumpa.

Por ejemplo, si se ha hecho daño o tiene que ir al baño, son momentos que están los primeros de la lista, e ir al parque o saber dónde esta su juguete, o que no encuentra determinada cosa, podrán esperar.

Enséñale cómo tiene que interrumpirte

Podemos crear un código con nuestro hijo para saber que necesita contarte o enseñarte algo de importancia. Esa estrategia puede ser que nos dé la mano o ponerse frente a nosotros y que nos toque una pierna, así, nosotros, como padres, sabremos que necesita algo sin interrumpirte.

No prestarle atención inmediatamente

Esta estrategia podemos usarla cuando vemos que lo que quiere decirnos no es urgente. Terminaremos de hacer lo que estemos haciendo antes de prestarle atención. Si, inmediatamente después de que nos reclame obtiene nuestra atención, estaremos reforzando su comportamiento y le estaremos diciendo que lo está haciendo bien.

Si nos interrumpe y le pedimos que espere, terminamos lo que estamos haciendo y luego le preguntamos qué quiere, estamos enseñándole a controlar sus impulsos, esperar y no interrumpir.

Para evitar que los niños interrumpan

Estos consejos para evitar que los niños interrumpan funcionan, pero necesitan que los utilicemos con frecuencia; no porque lo utilicemos una vez y nuestros niños sigan interrumpiendo diremos que no son efectivos. Todo necesita paciencia, tiempo y constancia.

Es importante utilizar estás técnicas de disciplina positiva y evitar los castigos y gritos. Estos lo único que harán será dañar su desarrollo emocional. Poco a poco, aprenderá a esperar mientras tú haces otra cosa.