3 recomendaciones para prevenir la diabetes gestacional

Amanda · 9 junio, 2017

La diabetes gestacional ocurre debido a una alteración en el metabolismo de la glucosa durante la gestación. Es una clase de diabetes que se presenta solo en el embarazo, esto provoca el bloqueo sobre la función de la insulina. En tal sentido, se produce un desequilibrio en la regulación de los niveles de azúcar en sangre.

Esta enfermedad suele ser común, ya que entre el 1% y el 4% de las embarazadas sufren de esta enfermedad. Principalmente se relaciona con la condición genética de la mujer, por lo tanto afecta a un grupo en particular.

 Es recomendable que las mujeres con propensión o antecedentes de esta enfermedad se realicen anualmente una prueba, especialmente si quieren quedar en estado. Esta enfermedad se detecta a través de la prueba llamada Test de O ‘Sullivan. Dicho test consiste en un análisis de sangre para verificar que los niveles de insulina sean adecuados.

¿Cuáles son los síntomas de la diabetes gestacional?

Esta enfermedad se caracteriza por no presentar ningún síntoma. Por esta razón, a las embarazadas se les realiza una prueba de tolerancia a la glucosa entre la semana 24 y 28 de embarazo.

Sin embargo, las mujeres que son diagnosticadas  con diabetes durante el embarazo comúnmente tienen bebés sanos. Esto dependerá del control de los niveles de azúcar en la sangre, de lo contrario el bebé puede nacer obeso por la sobrealimentación.

Por su parte, las mujeres que sufren de diabetes crónica preexistente, deben aumentar el control durante el embarazo. En estos casos no se le llama diabetes gestacional, pues esta es la que solo se activa en el embarazo. Si una mujer llega a sufrir de este problema durante la gestación, puede volver a la normalidad después de esta etapa.

Factores de riesgo de la diabetes gestacional

Mientras los niveles de glucosa se encuentren controlados, el embarazo en estas circunstancias no debería ser de mayor riesgo. No obstante, es preciso cuidar estrictamente la alimentación y los chequeos médicos.

Por su parte, el bebé también puede desarrollar hipoglucemia, esto es un nivel bajo de azúcar en la sangre. Por esta razón, se recomienda amamantarlo rápidamente una vez que llega al mundo. Del mismo modo se sabe que los bebés que nacieron de madres con diabetes gestacional, son más propensos a sufrir la enfermedad en el futuro.

Algunos factores aumentan las probabilidades de desarrollar la diabetes gestacional, entre los más comunes, tenemos.

  • Obesidad
  • Diabetes preexistente
  • Antecedentes de familiares diabéticos
  • Azúcar en la orina
  • Presión alta
  • Ser mayor de 35 años

Lo importante es llevar un estilo de vida saludable antes de quedar embarazada. Se puede disminuir el riesgo de padecer esta enfermedad, cuidando nuestro organismo con anticipación. Tener un peso adecuado y hacer ejercicios de una forma regulada serán factores decisivos para la salud de la mujer que quiere quedar embarazada.

¿Cómo prevenir la diabetes gestacional?

Para prevenir la diabetes gestacional se recomienda seguir los siguientes consejos.

  • Hacer ejercicios. Tener una rutina diaria moderada ayudará a la madre a controlar el peso. Además, aumentará su energía y disminuirá los molestos dolores de espalda. Una alternativa es caminar, nadar o hacer yoga durante 30 minutos.
  • Ir al doctor. Tener un control durante tu embarazo es muy importante, allí podrás consultar todas tus inquietudes. Dependiendo de cómo resulten las cosas, el doctor practicará pruebas para seguir los niveles de la glucemia en la sangre y la glucosa.
  • Tener una alimentación adecuada. Mantener una dieta balanceada es muy importante para la salud, tanto de la madre como del feto. La nutrición debe depender del peso, altura, y actividad de la gestante. Los alimentos deben ser variados y adaptados para cada embarazo. Una dieta equilibrada representa la mejor ayuda para prevenir esta enfermedad.