Sonambulismo infantil: un mal común

Diego · 12 noviembre, 2017
Las acciones más trascendentales de nuestra vida las ejecutamos en plena inconsciencia, casi como sonámbulos. -Pío Baroja.

El sonambulismo infantil es un trastorno que suele presentarse en niños en edades comprendidas entre los 4 y 8 años, manifestándose de diferentes formas. Esto puede causar muchas dudas e inquietudes en los padres.

¿Qué es el sonambulismo infantil?

Un estudio ha determinado que el 30% de los niños menores a 5 años de edad tienden a presentar problemas y ciertas alteraciones en el sueño. Debido a ello, los padres deben estar pendientes de este hecho para saber las razones. Sin embargo, existen trastornos mucho más fuertes, como lo es el sonambulismo infantil.

Esto quiere decir que debido a que el sueño tiende a ser un fenómeno complejo, en este pueden presentarse algunos trastornos, conocidos como parasomnias.

sonambulismo infantil

Parasomnias infantiles

Las parasomnias infantiles son trastornos del sueño en el que los niños pueden presentar insomnio pediátrico, hablar dormidos, sonambulismo, terrores nocturnos, pesadillas, síndrome de piernas inquietas; entre otros.

En este caso, el sonambulismo infantil es uno de los más frecuentes, por lo que varios estudios han revelado que entre un 10 y 30% de los niños presentan numerosos episodios de sonambulismo, y por lo general tienden a ser leves.

Cómo se manifiesta

Este puede manifestarse de diversas maneras:

  1. Sentarse en la cama.
  2. Caminar por la habitación.
  3. Pasear por la casa.
  4. Vestirse o desvestirse.
  5. Abrir o cerrar puertas.
  6. Hablar como si estuviese despierto.

En tales casos, el niño realiza sus tareas de forma normal, con los ojos abiertos aunque se encuentra profundamente dormido y lógicamente no ve igual. Ahora bien, puede responder preguntas muy sencillas aunque no puede hallarse consciente de lo que ha pasado.

Trastorno benigno

Los padres no deben preocuparse puesto que se trata de un trastorno benigno. Esto quiere decir que no deja en el niño ningún tipo de secuelas y tampoco se deriva de otro trastorno adyacente.

Normalmente suele producirse durante la primera mitad de la noche, justo en la fase donde el sueño es más profundo aproximadamente en las primeras dos horas de sueño. Muchos padres intentan despertar a los niños que presentan sonambulismo infantil, pero esto no es recomendable. Además, el niño no recordará qué fue lo que sucedió.

¿Cuánto dura?

Los casos leves de sonambulismo suelen presentarse en episodios muy breves, lo que indica que podrían durar entre 5 y 15 minutos dependiendo de las causas que produzcan este tipo de episodios.

El sonambulismo infantil no es peligroso

El sonambulismo en niños no tiene ningún tipo de peligro puesto que no conlleva a conectas problemáticas ni hechos violentos, como es en el caso de los adultos que presentan trastornos de sonambulismo.

Causas del sonambulismo

sonambulismo infantil

Existen numerosas causas que pueden desencadenar episodios de sonambulismo infantil:

Herencia

En muchas ocasiones el sonambulismo infantil suele presentarse en niños cuyos padres también han padecido este trastorno, aunque los estudios no han determinado cuál es el gen específico que lo causa.

Inmadurez en el sistema nervioso

En caso de que se tratase de niños cuyos padres nunca han presentado este tipo de trastorno; podría deberse a la inmadurez en el sistema nervioso. Esto quiere decir que al no estar bien desarrollado podrían presentarse ciertos desórdenes en le sistema neurálgico de alerta.

Fiebres altas

Debido a diversas causas los niños podrían presentar fiebres recurrentes que propicien  trastornos de sueño como el sonambulismo. En tales circunstancias se trata de casos aislados que podrían producirlo.

¿Cómo saber si el niño tiene sonambulismo?

Por las noches el niño puede presentar algunas conductas que reflejen que padece sonambulismo infantil:

  • Sentarse sobre la cama con una expresión de sorpresa o admiración con los ojos abiertos.
  • Repite varias veces el mismo movimiento, como frotarse los ojos y normalmente jugar con su ropa.
  • En otras ocasiones puede levantarse de su cama y caminar por toda la casa.
  • Puede verse aturdido, con movimientos y habla de baja coordinación.
  • Normalmente el niño no contesta las preguntas y solo emite susurros, aunque muchas veces sí lo hace.

Recomendaciones para el sonambulismo infantil

Al haber en casa un niño sonámbulo es muy importante tomar algunas medidas para evitar que este se haga daño; por ejemplo tomando las llaves y saliendo de la casa:

Despejar habitaciones

Para que no se golpee mientras camina dormido es necesario despejar el paso de las habitaciones, quitando muebles y obstáculos. De este modo en caso de que se levante de la cama y deambule por la casa no sufrirá ningún daño, aunque normalmente no tienden a tropezarse.

Cerrar la puerta y ventanas

Es necesario cerrar muy bien la puerta con llave y quitar esta de la cerradura, así se evita que el pequeño pueda salir de casa. Es adecuado colocarla en un lugar poco accesible, así no podrá encontrarla. Lo mismo sucede en el caso de las ventanas, lo más adecuado es cerrarlas muy bien para evitar que pueda escaparse por allí de manera inconsciente.

No despertarlo

Muchos padres cuyos niños presentan sonambulismo infantil tienden a despertarlos rápidamente. Aunque en esta fase de sueño es difícil que se despierte, es mejor no tratar de hacerlo porque podría asustarse muchísimo.Lo más adecuado es guiarlo con delicadeza a la cama, hablándoles suavemente los pequeños pueden entender muy bien lo que se les está tratando de decir.

Relajarlos

Tratar de que se relajen muy bien antes de ir a dormir; puede ayudarlos a que duerman muy bien la cantidad de horas adecuadas para ellos; así no presentaran tales episodios de sonambulismo.

No medicarlos

El sonambulismo no es una enfermedad; por lo que los padres no deben tratar de medicarlos. Ahora bien, en caso de que los episodios se produzcan con demasiada frecuencia, o que el sonambulismo sea agitado con accidentes debe consultarse a un especialista.

También se le puede llevar a una unidad de sueños, así se le colocará un tratamiento adecuado para ello, y con el paso del tiempo de seguro la situación irá mejorando.