Sexo después del parto: todo lo que debes saber

Óscar Dorado 5 junio, 2018
La reanudación de la sexualidad después del parto depende de cada pareja. Para algunos, el regreso a la intimidad sexual se ve obstaculizado por la fatiga, el dolor o porque la atención se centra por completo en el bebé. Descubre en este artículo todo lo que debes saber sobre el sexo después del parto.

La frecuencia de las relaciones sexuales tiende a disminuir durante el último trimestre del embarazo. De hecho, el sexo después del parto no es nada sencillo. Además del proceso de recuperación de tu cuerpo, la atención suele dedicarse al bebé.

Después del parto, tu cuerpo necesita recuperarse. Esto normalmente dura de 4 a 6 semanas; se siente fatiga, dolor físico, cambios emocionales. Todo esto puede llevar algo de tiempo hasta recobrar su equilibrio.

En general, a menos que haya una gran complicación, no hay contraindicaciones para la reanudación de la sexualidad después del parto. Lo recomendable es que se de sin ninguna presión y que las mamás esperen hasta que el cuerpo y la mente estén listos. Es necesario permitirse un tiempo de transición.

Sexo después del parto: todo lo que debes saber

Tanto la mamá como el papá pueden sentir menos interés en el sexo. Es necesario encontrar un nuevo equilibrio en lo que respecta a las emociones y el cansancio del parto, la nueva paternidad, los cambios físicos. Esto es aplicable tanto a hombres como a mujeres.

El aspecto emocional y psicológico de la mujer —y del hombre— también requiere algunas semanas para encontrar un nuevo equilibrio. Mientras que durante todo el embarazo hay nueve meses para adaptarse a una nueva imagen de su cuerpo, después de la entrega, el cambio es más radical.

La reorganización hormonal típica de las primeras semanas después del parto parece jugar contra la intimidad de la pareja, ya que provoca momentos de tristeza y apatía. Todos estos sentimientos se mezclan en la cabeza de la madre y no facilitan la conexión entre la pareja.

La disminución de los estrógenos y el aumento de la prolactina, la hormona que promueve la lactancia, puede implicar la pérdida del apetito sexual y la reducción de la lubricación vaginal.

El sexo después del parto suele verse complicado por la presencia del bebé.

Causas que influyen en el sexo después del parto

Estos son algunos factores que inciden directamente en la reanudación de la actividad sexual después del nacimiento de un hijo:

  • Dolor

Para algunas mamás, el sexo después del parto causa dolor. Generalmente, es causado por episiotomía y por los puntos de sutura. Es bastante normal que, después de la cicatriz, el área perineal permanezca magullada y sensible durante un tiempo.

  • Cansancio

Cuidar a un bebé las 24 horas del día es agotador física y emocionalmente. Cuando se van a la cama, ¡los padres primerizos solo piensan en dormir!

  • La percepción del propio cuerpo 

Muchas mujeres no se sienten atractivas después del parto; como resultado, pierden la libido. Si esto te sucede, no debes preocuparte. Es posible que necesites algo de tiempo para recuperar tu silueta.

“Al sexo le pasa como a la memoria: si no se utiliza, desaparece”
–Eduardo Punset–

¿Cuándo puedes tener sexo después del parto?

No hay un tiempo definido para reanudar las relaciones sexuales después del parto. A nivel médico, nada prohíbe hacer el amor unos días después del nacimiento del bebé. Sin embargo, el sangrado, que puede durar entre 2 y 4 semanas, la fatiga y la eventual episiotomía influyen en el aplazamiento de las relaciones sexuales.

En ocasiones, las parejas esperan algunas semanas o incluso meses. De hecho, el sangrado abundante y la sequedad vaginal son un freno para la recuperación del acto sexual.

Ciertamente, lo ideal es no esperar demasiado. Los temores y las tensiones se pueden acumular y la distancia en la pareja puede resolverse después del embarazo.

Para evitar esta trampa, la clave es mantener una buena comunicación y no perder el contacto. Los masajes, los cumplidos o los besos pueden mantener el vínculo y conducir al deseo cuando llegue el momento.

Disminución de la libido: ¿por qué sucede?

Con la llegada del bebé, todas las mujeres experimentan una pérdida de la libido de origen hormonal, que dura de 4 a 5 semanas después del parto. Existen varios factores que pueden contribuir a la disminución del libido. Te los enumeramos a continuación:

  • El bebé acapara toda la atención: la nueva responsabilidad requiere una presencia constante de los padres.
  • Sequedad vaginal: las hormonas del embarazo que estimulan la producción de leche pueden provocar sequedad vaginal.
El sexo después del parto puede llegar a costar un poco.

  • Cicatrices dolorosas: las cicatrices de una episiotomía o cesárea a menudo son dolorosas y las mamás tienen miedo de que empeoren durante las relaciones sexuales.
  • La madre no se siente bien consigo misma: algunas madres primerizas están preocupadas por su aspecto físico y piensan que no están atractivas como antes del embarazo.
  • El padre se siente un poco rechazado: la nueva paternidad influye en la sexualidad y en una posible disminución del deseo.
  • El sentimiento de culpa del padre: el padre del bebé desea reanudar el sexo, pero tiene miedo de lastimar a la mamá.

En definitiva, el sexo después del parto sufre una pequeña transformación. Si a pesar de todos estos consejos, todavía tenéis problemas para volver a mantener relaciones sexuales, os aconsejamos hablar con el ginecólogo para conocer si existe un problema fisiológico que pueda influir.

Te puede gustar