Según un estudio los embarazos de varones son los más complicados

Cada embarazo es maravilloso sin importar si es de niña o de un niño, no obstante, algunos estudios afirman que los embarazos de varones pueden ser más complicados en muchos aspectos. Se cree que la gestación como tal puede traer más inconvenientes de todo tipo y que por lo general el parto suele ser de los más complejos; aunque tal afirmación se basa en un estudio realizado en más de cincuenta mil nacimientos, muchas de nosotras podemos coincidir en que no hay diferencias que resaltar.

La investigación también comprendió una serie de análisis a la salud de la futura mamá, lo que arrojó una considerable propensión a padecer hipertensión y diabetes gestacional. Para poder concluir de manera efectiva, la investigación se extendió por un período de treinta años; es decir, un análisis de nacimientos ocurridos entre los años 1981 y 2011 en Australia.

No existen muchas investigaciones enfocadas en aspectos como el sexo del bebé para determinar posibles efectos en el bienestar del embarazo como tal. Por lo tanto, algunos problemas bastantes frecuentes en las embarazadas, el feto o el recién nacido, nunca fueron asociados a causas como esta.

Los embarazos de varones son diferentes

fa49d5ba32154b43b70191c4d9c38d58

Tras la obtención de las principales muestras, los especialistas han podido afirmar que con seguridad el sexo del bebé puede vincularse con complicaciones y otras características propias del proceso de gestación. Entre los resultados más representativos se encuentra el hecho de que los bebés varones son los que con mayor frecuencia nacen prematuramente.

Las cifras más significativas responden a la probabilidad de nacimiento antes de las 24 semanas, que según el estudio se halla sobre el 70%. De igual manera, los partos anticipados se reflejan en el 17% de casos que se adelantan hasta las 34 y 36 semanas.

Otras diferencias se asocian a la salud de la madre. Por ejemplo, se identificó un incremento del 7% en el desarrollo de preeclampsia y al menos un 4% de riesgo de padecer diabetes gestacional. También se halló cierta incidencia en el excesivo aumento de peso de la madre durante el embarazo, un aspecto que posiblemente tiene que ver con el desarrollo de otros problemas de salud de la gestante.

Para poder afirmar que de hecho se puede vincular el embarazo de varones con las complicaciones del embarazo, los especialistas analizaron al menos 550 mil situaciones y pudieron determinar que se trataba de padecimientos que surgieron por causa de la gestación. Es decir, la mayoría de las complicaciones surgidas no eran preexistentes, sino que aparecieron como consecuencia directa del estado de la madre y sus cambios naturales en esta etapa.

6bf8c42ee90794d557383134839bd472

Con anterioridad otros especialistas australianos habían expuesto que existían claras diferencias entre los embarazos de niñas y de niños, por ejemplo, la placenta de los embarazos sin complicaciones se distinguían al menos en 140 genes con respecto los más complicados. Como coincidencia, los procesos más complicados observados en la anterior muestra fueron los representantes del sexo masculino.

Ante las claras diferencias entre embarazos probablemente iguales, los expertos concluyeron en que probablemente los médicos podrían comenzar a tratar de manera específica en cada caso. Así que, se hace una recomendación para que las intervenciones durante la gestación se basen en las diferencias apreciables; es decir, que no se trate un embarazo y otro de la misma manera, a fin de evitar consecuencias indeseadas en cualquier etapa del proceso.

Se recomienda mayor investigación

Los encargados del estudio han podido confirmar la presencia de variaciones relacionadas al dimorfismo sexual, un concepto que explica las diferencias morfológicas y fisiológicas del embarazo entre varones y hembras pertenecientes a la misma especie. Hasta la revelación de los resultados de esta investigación se desconocía que podría ser una condición presente en la gestación de los humanos.

En lo adelante, los expertos recomiendan que se realicen más investigaciones sobre este mismo aspecto, a fin de que puedan ser aclaradas más dudas al respecto. Por ejemplo, es importante saber cómo afecta al embarazo de varones, que exista tal diferencia genética en relación a la placenta que resguarda a las niñas o con respecto a embarazos menos complicados.

De igual manera, la invitación a la comunidad científica es a identificar las características moleculares que permiten la dificultad de la madre a la adaptación al embarazo de varones. En todo caso, el propósito final conlleva a localizar y aplicar mecanismos que permitan a madre e hijo, sobrellevar el embarazo de manera tranquila y en su tiempo correcto.