Purificadores de aire para los bebés

Corina González 18 junio, 2018
Existen sustancias suspendidas en el aire como el polvo, las bacterias o el polen, que afectan a los bebés. Una limpieza profunda complementada con dispositivos electrónicos es la gran solución contra estas peligrosas miniaturas.

Cuando llega una criatura a la casa, los padres siempre deseamos tener un ambiente adecuado libre de alergias y de cualquier otro tipo de enfermedades. Para ello, la mejor opción son los purificadores de aire para los bebés.

Los purificadores de aire para los bebés son dispositivos destinados a la limpieza y purificación del ambiente en lugar de utilizar ventiladores o filtros. Este aparato utiliza iones para eliminar las partículas contaminantes microscópicas del aire y vuelve el ambiente más agradable.

Los bebés recién nacidos están expuestos a muchas enfermedades respiratorias por su sistema inmunológico prematuro. Por eso, no se deben escatimar los cuidados al respecto.

Estos dispositivos son capaces de limpiar el aire de una habitación hasta en un 99,96%. Eliminan partículas de polvo, bacterias, el polen y muchos otros alérgenos que puedan estar suspendidos en el ambiente y enfermar al bebé.

Dentro de una casa puede existir una contaminación mayor a la del exterior. La utilización del purificador resulta de gran ayuda para evitar resfriados, asma, gripes y alergias en los bebés.

Al tener esta novedosa herramienta en el hogar, se evitará el uso de ambientadores, limpiadores o cualquier otro producto de composición química muy fuerte.

¿Cómo funcionan los purificadores de aire para los bebés?

Tener en casa un artefacto como este es una excelente elección, ya que la ayuda que prestan para reducir la contaminación mejora la calidad de vida del bebé y la familia; se trata de algo simplemente sensacional, pero, ¿cómo funciona?

Las técnicas de la disciplina positiva.

Es un sistema de varios niveles de filtrados que se encargan de limpiar el ambiente. Este dispositivo atrae el aire sucio por medio de un ventilador que contiene un prefiltro que atrapa las partículas más grandes. Luego, el aire pasa por un filtro de carbono y reduce los olores.

Los purificadores de aire para los bebés emanan iones de carga negativa para que se unan en partículas positivas. El proceso concluye cuando el dispositivo dispersa el aire filtrado y limpio gracias a un ventilador.

Ventajas de usar los purificadores de aire para los bebés

El uso de estos aparatos conlleva las siguientes ventajas:

Reduce el riesgo de contraer alergias o enfermedades

No es un secreto que el aire que se respira en la calle es un problema real debido a los altos niveles de contaminación. Las ciudades más pobladas del mundo pueden tener el aire contaminado hasta en un 60%, por diversas razones.

Al llegar a casa, llevamos en nuestra piel y ropa las bacterias que hemos recogido en la calle; eso pone en riesgo la salud de toda la familia. Los purificadores de aire para bebés mantienen limpio el ambiente a pesar de que traigamos con nosotros muchos agentes contaminantes.

Además, por la eficacia de sus filtros, el polvo, los pelos de animales y los olores fuertes, entre otros, son eliminados.

“Los purificadores de aire para los bebés eliminan partículas de polvo, bacterias, el polen y muchos otros alérgenos que puedan estar suspendidos en el ambiente y enfermar al bebé”

Ayuda con la limpieza del hogar

Mantener la casa limpia y libre de agentes contaminantes sin ayuda de un purificador de aire es una tarea muy difícil. En el aire siempre vagarán partículas que pueden llegar a nuestro organismo.

Estas partículas ponen en riesgo la salud de toda la familia. Lo más indicado, entonces, es realizar una buena limpieza semanal y ayudarse con el purificador, ya que este actúa diariamente.

Combate los malos olores

Cuando algún miembro de la familia fuma, las partículas de humo quedan en el ambiente transformándose en polvo; igual sucede con los olores de la cocina y las mascotas. Los purificadores de aire para los bebés ayuda a eliminar dichas sustancias y mejoran la calidad del aire.

El aire que respiramos, incluso al aire libre, está plagado de partículas alérgenas.

Combaten el moho

Algunos lugares de la casa como el sótano, la cocina y el baño, están propensos a albergar partículas de moho. Estas son muy perjudiciales para el sistema respiratorio y la piel.

Los purificadores de aire para los bebés contienen varios filtros capaces de atrapar dichas partículas y eliminarlas de una manera eficaz. Queda claro que son vitales los aportes de este tipo de dispositivos en el hogar.

Uno de sus principales aportes es proveer pureza ambiental sin traer efectos secundarios en los bebés. También minimizan los contagios de enfermedades, previenen problemas respiratorios, alergias y desechan los malos olores.

Asimismo, propician un mejor ambiente para que las tareas que se realicen en determinadas habitaciones sean más agradables, como dormir o estudiar.

Por todas estas razones, los purificadores de aire para los bebés solamente pueden significar cosas buenas. Este instrumento es sinónimo de limpieza ambiental, bienestar, prevención y salud para toda la familia.

Te puede gustar