Mitos y verdades sobre el chupete

María José · 9 octubre, 2016

Desde el momento del nacimiento son muchos los padres que deciden dar el chupete a sus bebés para ayudarles a calmarse y para consolarlos en los momentos de crisis.

También, el chupete es una forma de evitar que los bebés cojan el mal hábito de chuparse el dedo, aunque hay algunos que nacen con este mal hábito demasiado arraigado. Es posible que si has decidido darle el chupete a tu bebé, también hayas escuchado todo tipo de opiniones.

Son muchas las madres que piensan que los chupetes son una mala idea para los bebés y que se debe renunciar a su uso. La realidad es que el chupete puede ser muy adecuado para cuando el bebé duerme, para cuando está enfermo o simplemente para calmarle cuando está muy nervioso junto con tu amor y tu cariño. Lo importante es saber que el chupete cuando es bebé no afectará al habla del bebé, ni a sus dientes, ni a nada.

Tanto los dentistas pediátricos como los pediatras te dirán que un chupete siempre será una opción mejor a que tu bebé se chupe el pulgar o los dedos.

baby-215298_960_720

Tu hijo querrá el chupete siempre

Mito. ¿Has visto a un niño de 10 años alguna vez con chupete para dormir? Probablemente no, pero en cambio, un bebé que se chupa el dedo es posible que continúe con ese mal hábito por muchos años y que entonces, sí pueda tener problemas de articulación e incluso deformaciones en las encías que hagan que los dientes no estén alineados. El chupete ayuda a los bebés a calmarse a sí mismo porque la succión es un calmante psicológico para ellos. El uso del chupete solo se convertirá en un problema si se usa demasiado tiempo.

Se recomienda limitar el uso del chupete en bebés y niños pero cuando están en su cama o en su cuna no es necesario limitarlo, además previene el síndrome de muerte súbita del lactante.

Si le das el pecho no se cogerá bien al pezón

Verdad. Es necesario recordar que esto no es un mito, es verdad. Cuando estás amamantando, es necesario esperar por lo menos un par de semanas antes de introducir el chupete o esperar a que el bebé haya establecido bien el mecanismo para succionar el pezón -debe aprender a diferenciar uno y otro mecanismo de succión-.

baby-423023_960_720

Algunos chupetes son mejores que otros

Verdad. Aunque muchos chupetes afirman ser mejores que otros, la realidad es que existen algunos chupetes que pueden ser mejores que otros para tu bebé. Por ejemplo, existen chupetes que tienen un tamaño demasiado pequeño y que podría causar atragantamientos. Tienes que proporcionar un chupete que sea adecuado a la edad de tu hijo. Los chupetes además, deberán ser una sola pieza sólida de modo que no haya peligro de que se rompa en la boca de tu bebé.

Son malos para los dientes de tus hijos

Mito. Los chupetes no afectarán a los dientes de tu hijo a no ser que lo mojes en zumos con azúcar que entonces podrían causarle caries. En cambio, hay parte de verdad en este mito porque si el bebé utiliza el chupete de forma constante podría causar un estrechamiento del paladar superior, el desplazamiento de los dientes, una mala postura en la lengua… pero solo si se utiliza demasiado tiempo.

¿Conoces algún otro mito o verdad sobre el chupete que quieras compartir con nosotros? Recuerda que para quitarle el hábito a tu bebé de el chupete tendrás que hacerlo poco a poco y de forma progresiva. ¿Cómo le quitaste el chupete a tu hijo? ¿Fue fácil o difícil conseguirlo? ¡Cuéntanos tu experiencia!