23 libros para trabajar las emociones con los niños

Trabajar las emociones con los niños a través de los libros hará que su aprendizaje sea más sencillo. De esta forma, aprenderá a canalizar sus sentimientos.
23 libros para trabajar las emociones con los niños
Arantza Martín Becerro

Escrito y verificado por la documentalista Arantza Martín Becerro.

Última actualización: 15 noviembre, 2022

Trabajar las emociones con los niños en ocasiones es complicado, ya que estos todavía no tienen la posibilidad de expresarse como lo podría hacer un adulto. La lectura es un buen método para que los niños comiencen a comprender qué son los sentimientos y las emociones, cómo tratarlas, cómo gestionarlas e identificar cada uno de ellas. ¿Quieres conocer libros para trabajar las emociones con los niños?

Lo cierto es que la educación emocional en la actualidad no es un tipo de educación más, que los niños deben conocer y aprender, pues está en la base de los demas conocimientos. Para algunos autores se trata de una meta-habilidad “que determina el grado de destreza que podemos conseguir en el dominio de nuestras otras facultades”.

Es por ello que, debe impartirse tanto en las aulas como en los hogares, y preocupar tanto a padres como a docentes.

El mejor listado de libros para trabajar las emociones con los niños

Como decíamos anteriormente, en esta ocasión, os ofrecemos la posibilidad de utilizar la lectura y los libros para que los niños conozcan las emociones y sentimientos de una forma más sencilla y adaptada a sus posibilidades y conocimientos. A continuación, os dejamos una selección de libros destacados para trabajar las emociones con los niños, un aspecto a veces complejo, pero esencial para el desarrollo de la personalidad.

1. El monstruo de colores

El éxito de El Monstruo de colores pone de manifiesto que se trata de uno de los mejores libros para trabajar las emociones con los niños.

Muchos profesionales de varios ámbitos como la educación, las bibliotecas o incluso la psicología, lo identifican como un libro referente para tratar la educación emocional.



Libros para trabajar las emociones con los niños.
Fuente: www.globedia.com

Un monstruo, personaje estrella favorito por los niños en la literatura infantil, será el protagonista de esta historia en la que, a través de su desarrollo, los niños irán identificando las siguientes emociones con sus respectivos colores:

  • En verde, la calma.
  • El amarillo para la alegría
  • En rojo, la rabia.
  • El azul para la tristeza.

Estas emociones irán clasificadas con sentimientos y hechos que el niño relacionará con sus acciones diarias, lo que le ayudará a identificarlas fácilmente.

2. El emocionario, uno de los mejores libros para trabajar las emociones con los niños en el aula

Uno de los mejores libros para trabajar las emociones con los niños dentro del aula es este tipo de libro que más bien se identifica como una enciclopedia. En sus páginas contiene un índice que incluye todas las emociones que, página por página, este va describiendo. Se trata de un recurso ideal para los momentos en los que los niños no sepan explicar sus emociones.

Además, como material complementario, la editorial del libro, Palabras Aladas, incluye en su página web fichas para poder trabajar cada una de las emociones que el libro contiene. 

Este libro está recomendado a partir de tres años, pues las ilustraciones que contiene ya pueden ayudar a los más pequeños, y puede llegar hasta niños de doce añosque comprenden de una manera más sencilla las expresiones.

3. Te quiero (casi siempre)

Como bien indica el título de este libro, la temática principal de este es el amor. Si bien es cierto que la historia no se centra en el amor entre parejas, sino también con la familia o los amigos. 

La aceptación y el respeto a los demás, las diferentes maneras de ver las cosas y el amor por alguien cercano son los temas principales que se pueden utilizar para tratar con los más pequeños de la casa.

Las ilustraciones de este libro, así como su versión pop-up, harán que a los niños les encante esta maravillosa historia por la simpatía que desprenden sus dos protagonistas.

4. De otra manera

Como bien indica su propio título, De otra manera utiliza varios de los sentimientos y las emociones más complicadas: las despedidas, las ausencias, la tristeza o los miedos, e insta a la protagonista de la historia, una niña, a cambiar la forma de ver estos sentimientos.

Libros para trabajar las emociones con los niños.
Fuente: www.darabuc.wordpress.com

Un libro con unas bonitas ilustraciones (y recomendado para niños a partir de siete años) que trabaja el proceso de madurez a través de varios ejemplos sencillos para cambiar la forma de ver las cosas más difíciles de la vida.

5. Las emociones de Nacho

Para los más pequeños también existen libros para trabajar las emociones y, como ejemplo de ello, se encuentra este libro. Utilizando las emociones básicas, el protagonista de la historia, Nacho, irá expresando una serie de emociones que los niños identificarán fácilmente. 

Lo característico de este libro es que para cada emoción el desarrollo es el mismo y, de esta manera, el niño comprende más fácilmente la secuencia:

  • En primer lugar, se describen las sensaciones físicas que el sentimiento produce.
  • Después, el niño tiene que señalar las ilustraciones que él cree que se relacionan con el sentimiento.
  • Por último, el sentimiento es incluido en una pequeña historia que le ocurre al protagonista.

Además, este libro incluye actividades de descubrimiento para que se haga más ameno, así como solapas desplegables.

6. Colección “Sentimientos”

Esta es la reconocida colección de sentimientos de Moroney para niños a partir de 3 años. Sin duda, una obra maravillosa protagonizada por un pequeño conejo con el que los más pequeños de la casa se podrán sentir muy identificados. 

De hecho, las situaciones que este amigo vive día a día invita a que el lector gane autonomía a medida que los niños conocen sus sentimientos, aprenden a hablar de ellos y a manejarlos.

7. Así es mi corazón

Jo Witek presenta un maravilloso álbum de ilustraciones de la edición Bruño para que los niños, a partir de 3 años, puedan reconocer sus sentimientos y emociones de todas las formas y colores. Para conseguir este objetivo, la protagonista de la historia es la encargada de conseguir esta misión.

A lo largo del día, ella invita al lector a entrar en su corazón para observar cómo siente diferentes emociones o estados de ánimo según los acontecimientos de la jornada.

8. Érase una vez un niño comepalabras

¿Estás buscando un libro que sirva para aprender a expresar las emociones, entender cómo estas te hacen sentir y explicar de una forma lógica y fácil que estas no se pueden negar o reprimir? En esta obra, el niño del cuento se va comiendo palabras de las emociones y explica cómo se siente con cada una de ellas.

Sin embargo, un buen día decide no comerse ninguna más, pero se siente vacío por dentro y, entonces, es cuando entiende que todas forman parte de su ser. De esta forma, el objetivo de este libro es aprender a normalizarlas y saber reconocerlas e integrarlas a lo largo de la vida de forma sana. 

9. Crezco feliz: descubro mis emociones

Si a tu pequeño le encantan los libros con fotografías reales, no te pierdas esta obra emblemática por esta característica tan original. Además, con ella los niños aprenderán a nombrar e identificar las emociones básicas y, gracias al espejo extraíble que trae incorporado, podrá imitar las expresiones de distintas emociones según las vaya conociendo. 

10. El gran libro de las emociones

A partir de 4 años, este libro es una de las enciclopedias de literatura infantil por excelencia. Así, su comienzo es casi mítico porque, lejos del habitual “Érase una vez...”, llega: ¿Cómo te sientes hoy? ¿Cómo crees que se sienten estos niños? No siempre es fácil decirlo“. 

A partir de este preciso momento, empieza la aventura porque en cada página del libro se presenta una emoción o sentimiento nuevo. Este pregunta al lector y describe una serie de situaciones cotidianas como ejemplos, insertando microcuentos y favoreciendo el diálogo.

11. Recetas de lluvia y azúcar

Una obra recomendada para mayores de 9 años en la cual, en cada página, se describe una emoción y luego se presenta una receta muy original para hacer crecer esa emoción si esta es positiva o, si es negativa, hacerla desaparecer. 

Además, también presenta:

  • Historias fantásticas para tratar los escondites de las emociones, con sus diferentes guaridas y cabañas.
  • Un mapa corporal para averiguar de dónde salen las emociones y cómo estas se pueden expresar a través del lenguaje verbal o no verbal.

En definitiva, un libro muy poético para lectores que aman sentarse a tomar una taza de chocolate caliente acompañados de un relajante y melancólico día de lluvia. Todo un regalo.

12. El día que los crayones renunciaron

Se trata de un divertido e ingenioso libro epistolar, compuesto de cartas que los crayones le enviaron al niño Duncan, para dar a conocer sus diversas quejas, de modo que este tomara acciones o previsiones y lograr una convivencia entre colores, mucho más tranquila.

Duncan, para complacerlos a todos, hizo a un lado la monocromía, y en una sola lámina los utilizó a todos, en una gran fiesta de color y alegría.

13. Los hilos invisibles

Este libro de Montse Torrents y Matilde Portalés explora las sensibles conexiones que establecemos con las personas, hermanos, abuelos, amigos, compañeros de escuela o trabajo.

Desde el cordón umbilical, hilos y colores se van entrelazando para construir con poemas un libro-tejido interactivo, con opciones para colorear y añadir en recuadros, retratos de los seres queridos.

14. El lobo de los cuentos

El cuento de Elena Gromaz Ballesteros ofrece la oportunidad de cambiar la perspectiva de los cuentos clásicos: de un lobo aburrido de su papel de malvado, nace la figura de un personaje distinto, que ahora come galletas y es bueno.

Con colores y piezas recortables, el libro propone armar unas marionetas para conocer y explorar sentimientos.

15. Adivina cuánto te quiero

Un libro de Sam McBratney y Anita Jeram que nos enseña lo imposible: cómo medir el amor.

Un álbum que ilustra una historia sencilla, reiterativa y transparente, de dos liebres, una grande y una pequeña, y de cómo esta se afana en demostrar “abriendo los brazos todo lo que puede, o estirándolos hacia arriba el máximo”, cuanto quiere a la mayor.

Con adivinanzas, comparaciones, adjetivos y metáforas, muestra a los pequeños de todas las edades, cómo y cuán grande es el amor.

16. No hace falta la voz

Un abrazo dice más que mil palabras, es lo que nos enseña este hermoso álbum del escritor Armando Quintero y el ilustrador Marco Somá. En sus páginas, una jirafa emplea su largo cuello para llegar hasta donde las palabras a veces no llegan, el corazón.

17. Abrázame

Como nos lo enseña el cuento anterior, un abrazo puede sanar la angustia y el temor. Es también lo que sabe Felipe, el cactus protagonista de este cuento de Simona Ciraolo.

La incomprensión y los desencuentros, hacen que Felipe prefiera la soledad… hasta que descubre que no es el único, que hay un lugar para todos, amigos que te aceptan como eres y con los llegas al desarrollo pleno de tu personalidad.

18. Yo

Este álbum, escrito por Philip Waechter, muestra las aventuras de un oso muy contento de su personalidad, la que afirma en cualquier circunstancia, real o inverosímil.

Pero a pesar de sentirse muy oso, llega un momento en que necesita correr a lo más interno del bosque para abrazar a un ser querido, retomar fuerzas y seguir siendo… un oso.

19. Grandes amigos

Bir y Eto son grandes amigos y se entienden de maravilla. Pero un día llega un nuevo niño, Chu. Bir, confundido, se aparta. Sin embargo, Eto y Chu no aceptan el distanciamiento de Bir y entienden que la amistad se alimenta cuando crecen y juegan juntos los amigos.

Linda Sarah y Benji Davies nos entregan una historia típica de los parques y areneros, conocerla para manejarla mejor es un regalo que nos ofrece su lectura.

20. La ballena

También de Benji Davies tenemos este cuento en el que el hijo de un pescador se la pasa mucho tiempo solo hasta el punto de hacerse amigo de una ballena varada en la playa, con la que comparte la bañera de la casa, historias del mar y horas de cuidado y atención.

Pero su padre lo convence de que esto es imposible, y juntos devuelven a su hábitat natural el cetáceo, en un gesto que les ayudará a comprender que solo el tiempo de calidad hará que el mar no sea motivo de soledad y tormentas sino de amor y unión.

21. Lucía y sus amigos

Esta hermosa historia de Marianne Dubuc nos revela que comer juntos es mejor; que lo poco, aumenta cuando se junta, y que nadie, a pesar de llegar lento como un simpático caracol, se quedará sin al menos su ración de lechuga.

Además, que el mejor tesoro es la amistad y que cuidar de los demás es la vida misma.

22. El ladrón de sonrisas

El personaje creado por Susana Isern con ilustraciones de Raquel Díaz Reguera, se siente incómodo con las risas de los demás y decide robárselas y guardarlas en una caja. Pero un niño logra abrir la caja mágica y las sonrisas se escapan y una va a dar a la cara del ladrón que, como loco, comienza a reír.

Descubre así el poder fantástico de la risa y se lamenta que las sonrisas robadas ya liberadas no alcancen para todos. No obstante, pronto descubre que no importa porque las risas son contagiosas. Porque si ríes, tendrás de respuesta una sonrisa. ¡Pruébalo!

23. ¿Qué le pasa a Uma?

Una niña se hunde en sí misma como en un mar de tristeza. Todos la consideran rara, pero la maestra se va al diccionario y encuentra algo extraordinario: sí, algo fuera de lo común. Raro es aquello que no se parece a nada, que no tiene igual.

Estas palabras hacen renacer una sonrisa en Uma. Del fondo del abatimiento emerge una niña como ninguna otra, con sus particularides, gustos y certezas. A aceptarnos y reconocer que somos diferentes a los demás, nos enseña la autora Raquel Díaz Reguera.



Aprender a conocerse con los mejores libros para trabajar las emociones con los niños

En un mundo cada vez más social, pero desde lejos; pues hay que tener en cuenta que la Nueva Era Tecnológica hace que en las relaciones personales se haya perdido un poco el contacto, los abrazos, etc. Y, con ello, la soledad y el “yoísmo” han ido ganando mayor espacio en cada casa.

Por este motivo, a los niños hay que darles herramientas para que aprendan a reconocer sus emociones y sentimientos. Sin duda, los mejores libros para trabajar las emociones con los niños que te hemos preparado en este artículo hoy cumplen esta función. Esperamos que te sirvan para enseñarle a tu hijo este importante valor.

Te podría interesar...
Cómo ayudar a los niños a canalizar sus emociones
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
Cómo ayudar a los niños a canalizar sus emociones

Ayudar a los niños a canalizar sus emociones es fundamental para su correcto desarrollo emocional, autocontrol y autonomía. ¿Cómo lograrlo?



  • Cadarso, V. (2013). Abraza tu niño interior. España Madrid: Palmya. https://www.esferalibros.com/uploads/ficheros/libros/dossier-de-prensa/201304/dossier-de-prensa-dossier-abraza-a-tu-nino-interior-es.pdf
  • Ciraolo, Simona (2018) Abrázame. Editorial SM
  • Daywalt, Drew (2014) El día que los crayones renunciaron. Fondo de Cultura Económica
  • Davies, Benji (2016) La ballena. Editorial Andana
  • Díaz R., Raquel. (2017) ¿Qué le pasa a Uma? Editorial Nubeocho
  • Dubuc, Marianne (2016) Lucía y sus amigos. Editorial Tramuntana
  • Dueñas Buey, M. L. (2002). Importancia de la inteligencia emocional: un nuevo reto para la orientación educativa. http://e-spacio.uned.es/fez/eserv/bibliuned:EducacionXXI-2BB75B2C-720F-A542-4DCE-43297DDB55B7/Documento.pdf
  • Gromaz, Elena. (2015) El lobo de los cuentos. Loto azul
  • Gutiérrez, M. (2009). De otra manera. Thule Ediciones.
  • Isern, Susanna. (2016) El ladrón de sonrisas. Editorial Infantil Amigos de papel
  • Llenas, A. (2012). El monstruo de los colores. Editorial Flamboyant.
  • Llenas, A. (2015). Te quiero (casi siempre). Editorial Espasa.
  • McBratney, Sam (2018) Adivina cuánto te quiero. Ediciones KOKINOS
  • Nuñez, C. (2013). El emocionario. Editorial Palabras Aladas.
  • Quintero, Armando (2013). No hace falta la voz. Editorial OQO
  • Sarah, Linda (2016) Grandes amigos. Editorial Andana
  • Slegers, L. (2012). Las emociones de Nacho. Editorial Edelvives.
  • Torrents, Montse. (2015) Los hilos invisibles. Editorial Tramuntana
  • Waechter, Philip (2018) Yo. Editorial Lóguez.