Juegos de mesa para niños: tipos y beneficios

Francisco María García · 30 noviembre, 2017
Los juegos de mesa permiten que los niños puedan trabajar su concentración, su tolerancia a la frustración, las deducciones lógicas y la paciencia.

Para los padres representa un reto sacar el máximo beneficio de los momentos que comparten con sus pequeños. Los juegos de mesa para niños son de gran ayuda para compartir tiempo de calidad en familia.

Estos juegos implican una interacción que trasciende la virtualidad. Es importante en estos tiempos en los que se corre el riesgo de perder el contacto con los demás por exceso de tecnología.

Este tipo de actividades sirven de estímulo psicológico para los niños, a la vez que les permiten reconocer y enfrentarse a ciertas emociones. Al ser juegos que involucran a otras personas, contribuyen a su relación con los demás. Todo esto en medio de risas y un buen ambiente.

Estos juegos permiten que los niños puedan trabajar su concentración, su tolerancia a la frustración, las deducciones lógicas y la paciencia. Además, los relacionan con las reglas.

Otra de las ventajas de los juegos de mesa para niños es que pueden disfrutarse en cualquier momento. Independiente del clima, temperaturas, etc.

Diferentes tipos de juegos de mesa para niños

Se debe recordar que los juegos dependen de las edades de los chicos, los hay diseñados para todas ellas. A pesar de cualquier diferencia de edad, todos tienen en común la finalidad de divertir sanamente.

Estrategia

Entre ellos están los más clásicos como el ajedrez, las damas y también el dominó. Estos enseñan a los niños a pensar y establecer estrategias y procedimientos para lograr determinados objetivos. Los estimulan a tomar decisiones y a pensar y fomentan su autonomía.

El ajedrez es un juego de estrategia para adolescentes y adultos.

De estos juegos hay versiones para los más pequeños de la casa, como por ejemplo el dominó de animales. Estas son recomendables para los niños más pequeños.

Entre los juegos de estrategia se encuentra también el tres en línea o en raya. Solo se necesita un cuaderno y un lápiz. También hay versiones en las que el tablero ya viene listo para jugar. Es un juego que ayuda a los chicos a pensar rápidamente y parece no pasar de moda.

Educativos

Son aquellos juegos específicamente diseñados para que quienes los juegan, aprendan. Incrementan el conocimiento sobre un determinado tema.

Entre ellos se puede nombrar a otro clásico, que no es solo para niños y tiene competencias internacionales. Se trata del Scrabble. Este juego contribuye a ampliar el vocabulario y ayuda a descubrir nuevas palabras y sus significados.

El Risk es otro juego destinado a ampliar los conocimientos en historia, por ejemplo.

Hay juegos que estimulan la memoria y la concentración. Uno de ellos es “Simón dice”. Este consiste en recordar y seguir un conjunto de procedimientos previos realizados por otros jugadores.

En la misma línea están los puzles o rompecabezas. Se adquieren dependiendo de la edad del niño: a mayor edad, mayor cantidad de piezas y, por lo tanto, de complejidad.

“Los juegos de mesa para niños son de gran ayuda para compartir tiempo de calidad en familia”

Azar

Uno de los juegos que se aprende a una temprana edad es el conocido piedra, papel o tijera. Es muy fácil de aprender y puede traer a los niños un buen rato de distracción.

Entre los juegos de azar no se puede dejar de mencionar al Monopoly. El cual tiene el agregado de ser un juego que incluye la estrategia.

Los juegos con cartas son otra opción que permite gran cantidad de modalidades, las cuales estimulan el pensamiento matemático de los niños. Ayudan a sumar y crear conjuntos. En las cartas toda la familia puede verse involucrada de una manera divertida. Además, se pueden comenzar partidas una y otra vez.

Videojuegos

Existen distintas variantes que admiten varios participantes. Algunos de música, otros de baile, hay diferentes opciones. No se trata de un jugador abstraído, sino que permiten la interacción entre varios miembros de la familia. Incluso quienes observan a los jugadores esperando su turno también pueden disfrutar.

Aunque parezca evidente, no está demás recalcar la inconveniencia de los juegos violentos y de contenido discriminatorio. Además, se debe poner límites a la exposición del niño frente a la pantalla.

Los videojuegos son una forma de disfrutar en familia.

Twister

No es exactamente un juego de mesa, sino más bien de suelo. Es una divertida opción para que los niños desarrollen habilidades psicomotrices. Se puede jugar en familia o entre amigos.

Como se puede apreciar, los juegos de mesa para niños tienen mucha variedad de opciones. Sacarles el mayor provecho dependerá de los padres y su habilidad para convocar a sus hijos a una nueva aventura.