Cuentos personalizados para niños

15 enero, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por la documentalista Arantza Martín Becerro
Uno de los mejores regalos que podrás realizar a tus hijos es un libro personalizado en el que él mismo sea el protagonista indiscutible de la historia.

Las tendencias van cambiando, y en la era actual en la que vivimos casi todo está al alcance un clic. Además, toda la información que recibimos y todas las acciones que realizamos a diario están mucho más personalizadas debido a las nuevas tecnologías y la inclusión de datos personales en numerosos sitios.

En el mundo de la literatura infantil, esto no iba a ser de otra manera. Las tipologías de libros van cambiando y cada vez, en mayor medida, los niños tienen mucha más variedad de libros entre los que elegir.

Por ello, y siguiendo la opción de personalización de la que hablábamos al principio, uno de los tipos de libros que más éxito están teniendo en la actualidad son los cuentos personalizados. A continuación, os contamos un poco más sobre este tipo de libros y el motivo de su récord de ventas en el mercado editorial y literario.

Características de los cuentos personalizados 

Una de las características más destacables de los cuentos personalizados es que estos no tienen una franja de edad determinada. Existen editoriales que realizan este tipo de personalización desde cuentos dirigidos a bebés hasta jóvenes. Si bien es cierto que la franja de edad en la que más se suelen demandar y producir es la que comprende a niños de entre 5 y 12 años.Madre leyendo uno de los cuentos personalizados para niños a su hijo en la cama.

Los cuentos personalizados en el inicio a la lectura

A partir de los cinco años de edad, los niños comienzan a iniciarse en el mundo de la lectura. Es una edad ideal para que empiecen, a la vez, a adquirir gusto por los libros. Por ese motivo, uno de los mejores libros que los padres pueden leer con sus hijos es uno en el que ellos mismos sean los protagonistas.

Preadolescentes y libros personalizados

Si antes comentábamos que una de las mejores edades para utilizar los cuentos personalizados era a partir de los cinco años, otra de las edades claves es entre los diez y los doce años. El motivo es muy sencillo: con esa edad, el gusto por la lectura comienza a descender al pasar de la niñez a la preadolescencia y adolescencia.

Si ofrecemos a estos niños libros personalizados en los que se reflejen sus temáticas favoritas o sus personajes preferidos, les estaremos dando motivos para disfrutar de una buena historia y fomentar, así, la lectura en una edad tan compleja.

Elementos personalizables en los cuentos 

Cuando este tipo de libros comenzó a comercializarse, tan solo existía un tipo de caracterización posible para ellos: usar el nombre del niño o la niña para llamar al protagonista de la historia. Pero el éxito que poco a poco comenzaron a tener estos libros ha hecho que se hayan desarrollado diferentes tipos de personalizaciones, dando, incluso, la posibilidad de crear libros totalmente personalizados para el lector.

Descripciones físicas

Las descripciones físicas son una de las personalizaciones que más suelen gustar a los niños. Las ilustraciones y los textos donde ven y se imaginan a los personajes de la historia llaman mucho su atención, pero todavía más si en ellas se encuentran a sí mismos.

Esta característica hace que los niños desarrollen más su imaginación al imaginarse siendo protagonistas de la historia, a la vez que centran más la atención para seguir descubriendo la trama de esta.Padre leyendo con su hija tumbados en el suelo de la habitación cuentos personalizados para niños.

Datos personales del niño

Otra de las opciones de personalización que más se incluyen en los cuentos personalizados hace referencia a datos personales del niño: la fecha de nacimiento, la ciudad en la que vive, el nombre de alguno de sus amigos, padres o familiar o incluso el colegio en el que estudia. Situar estos datos tan importantes para el niño en la historia hará que este se introduzca todavía más en lo que se narra.

Fotografías e ilustraciones

Como ya hemos dicho anteriormente, las ilustraciones juegan un papel esencial en la literatura infantil. Estas pueden crear por sí solas fascinantes historias y fomentar, así, el desarrollo de la imaginación y la creatividad en los niños.

Por ello, una de las personalizaciones que más llamarán su atención es incluir una ilustración del niño o, incluso, una fotografía de este, el cual se verá reflejado en las páginas de la historia.

Adquisición de cuentos personalizados 

Cuando surgieron estos libros personalizados, eran editoriales infantiles ya consolidadas las que comenzaron a ofrecerlos. Sin embargo, con el paso del tiempo, y a raíz del éxito que comenzaron a obtener, han surgido editoriales especializadas en ellos. Algunas de ellas, incluso, ofrecen también libros personalizados para adultos, ya que se trata de un bonito regalo para realizar.

Cada una de estas nuevas editoriales destaca por conseguir una increíble caracterización en algunas de las destacadas anteriormente, por lo que conviven juntas para abastecer esta nueva tendencia en literatura infantil.