Cosas que puede estar haciendo cuando está en silencio

Gladys 6 marzo, 2016

La época más tierna e inolvidable del ser humano, es la infancia. La inocencia y las travesuras  son dos de las características que predominan durante esta hermosa etapa de la vida.  Los recuerdos son un divino tesoro que perdurará en el tiempo.

El momento en el que los bebés comienzan a gatear o caminar es un acontecimiento muy especial para los padres, pero también es una preocupación sin categoría porque aparte de ser padres, cabeza de hogar, trabajador, chef, chófer, asistente telefónico, también debemos ser unos activos vigilantes las 24 horas al día, durante los 7 días de la semana.

Podemos estar pendientes durante todo el día, sin retirarnos del lado de nuestro pequeñín, pero basta con distraernos unas milésimas de segundos para que “haga de las suyas”.

Los niños desarrollan un instinto aventurero, que hace que quieran saberlo “todo” , investigarlo “todo” y explorarlo “todo” y por lograr sus objetivos se dejan guiar naturalmente por sus instintos logrando hacer hazañas realmente inolvidables.

Los momentos de diversión, juego y travesuras, son momentos únicos para tu niño, pero puede llegar a convertirse en un dolor de cabeza, un problema de grandes magnitudes sobre todo cuando mami está sensible.

Como reza el dicho cuando hay niños en casa y todo está “en silencio”, algo está pasando y ¡pronto lo descubrirás!

fotografias-niños-muy-traviesos-18

 

 

Cosas que puede estar haciendo tu bebé en segundos

Los pequeños tienen la capacidad de armar y desarmar lo que menos te puedas imaginar, desde aparatos eléctricos hasta ese vieja puerta de baño que no pudiste alinear, desconfigurar un celular y “ayudarte” en todo lo que necesites o no solo con la intención de darte la mano “tal vez” con las cosas que tú no has logrado hacer.

Para los niños no existe nada más tentador que una caja de creyones y una pared (no importa su color), en ese instante se convierte en un enorme lienzo y él en el mejor pintor del mundo, logrando hacer verdaderas obras de arte.

Jugar bajo la lluvia, comerse la comida de la mascota de la casa, aterrizar en un charco de lodo, jugar con las sabanas recién lavadas, esconder las llaves del carro, o lanzar por la ventana la billetera de papi, son las mejores distracciones y aventuras que nuestros pequeños pueden disfrutar  hasta más no poder.

Debemos tener mucho cuidado, nuestros pequeños no le temen a nada, son de una agilidad extrema, recuerda que su objetivo principal siempre será “divertirse” con los objetos de mayor riesgo y peligro en casa.

Su curiosidad no tiene límites, por lo que probablemente puedan terminar dentro de la secadora, lavadora o el refrigerador, donde podrán preparar algo rico para merendar o ducharse con una jarra de agua o investigar qué hay dentro del cubo de basura. Así pues, debes estar muy alerta para que no corran ningún tipo de riesgo.

baby_38

 

Cosas que puede estar haciendo mientras esta en silencio

La cocina y los gabinetes de la parte baja, son un mundo nuevo y mágico para ellos, que fácilmente les permitirá convertirse en chef o en un gran baterista con los botes, ollas y cubiertos, siendo la estrella de rock más hermosa que hayas contemplado en pleno debut.

Aunque parezca increíble, el baño que al principio consideraste un lugar de paz, tranquilidad, y relajación fácilmente se puede convertir  en una sala de entretenimiento, donde el champú, las colonias de papi y mami, el talco y hasta la crema dental son la combinación perfecta para acabar con tus nervios.

La habitación de papá y mamá, es uno de los lugares preferidos; cuando nuestro pequeño asume el rol de decorador de interiores y convierten nuestro refugio en un verdadero campo de batalla, no existe nada más divertido que reubicar las cosas, sacar los zapatos, la ropa de mami o papi para desfilarla, deshacer las gavetas, cama y cuanto se le aparezca.

Nuestra mascota pueden llegar a convertirse en su mejor amigo, confidente y compañero de juego, a tal punto que le permite que le cambien el look, que lo coloreen o lo disfracen, sencillamente porque tu mascota lo asume como un miembro más de su manada.

La inocencia de los niños no tiene límites, ellos no conocen de peligro o maldad,  recuerda que  apenas están explorando el mundo, y tu deber es tenderle la mano para que puedan recorrerlo con confianza y seguridad, por ello cuando veas que hacen travesuras, sin importar lo que hayan hecho, conversa con ellos, enséñales las cosas con paciencia y amor, porque sabrán entenderte aunque tú no lo creas.

Te puede gustar