Cómo apoyar el talento creativo de tu hijo

23 marzo, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por la psicopedagoga María José Roldán
El talento creativo de tu hijo necesita de tu apoyo para que no se quede dormido en su interior.

Con la creatividad se nace o se cultiva, pero todos y cada uno de nosotros la tenemos en nuestro interior. Si tienes hijos, es crucial para su desarrollo integral que veles para apoyar el talento creativo que tienen o que pueden tener. Necesitan que creas en ellos y que les muestres el mejor camino para que sean personas creativas para que les ayude a alcanzar todo su potencial.

Para muchos niños, el arte es algo natural. Desde pintar y dibujar hasta hacer música. Las artes no solo son una fuente de diversión, sino también una forma de inspirar colaboración, desarrollar confianza y fomentar habilidades para resolver problemas.

Si tu pequeño artista está listo para aprender a tocar música, actuar, pintar o dibujar, sigue estos consejos para apoyar su viaje creativo. Si siente desde dentro que puede conseguirlo, no importan las dificultades; apóyalo en sus pasiones e intereses. ¡Lo que tú piensas es lo más importante para él! Sigue estos consejos para apoyar el talento creativo de tu hijo.

Apoyar el talento creativo con la música

Es sabido que los niños que tocan instrumentos musicales tienen un coeficiente intelectual más alto y obtienen mejores resultados en las pruebas estandarizadas que sus iguales. Si tu hijo está interesado en tocar música, busca un instrumento que quiera tocar. A menudo, los padres cometen el error de elegir el instrumento para el niño, lo que puede disminuir su interés.Niño haciendo una pintura para expresar su talento creativo.

En cambio, permite que tu hijo pruebe algunos instrumentos diferentes para ver cuál le gusta más. Lo ideal es comenzar con instrumentos básicos. Esto puede significar que el oboe, el fagot, el violín y la trompa pueden estar fuera de elección, al menos al principio.

Si no eres un músico profesional, contrata a alguien para que le enseñe lo básico, como el solfeo para leer música y cuidar su instrumento. Los recursos en internet te permiten encontrar docenas de profesores y tutores locales de música con solo hacer clic en el ratón. Busca un maestro de música que sea enérgico y apasionado por la música para inspirar a tu hijo a tocar.

Asistir a espectáculos

Hay una variedad de espectáculos para niños que puedes ver en tu teatro local o en los grandes escenarios. Desde cantar y bailar hasta seguir junto con la historia, tu hijo aprenderá y crecerá con esta experiencia. Lleva a tu hijo a un espectáculo de teatro o un musical que presente actores infantiles para despertar su interés en esta forma de arte.

Encuentra un espectáculo que esté acorde con la edad y el interés de tu hijo. Si tu hijo quiere ser actor, apoya su sueño. Eso no significa que tengas que gastar cantidades interminables de dinero en lecciones y audiciones, pero puedes inscribirlo en producciones locales o, incluso, simplemente, incluirlo en una producción casera.

Prepara un escenario y disfraces, y deja que tu pequeño represente una escena en la sala de estar. Los hermanos pequeños también pueden ser elegidos como actores secundarios. También tendrás que asegurarte de grabar toda la actuación.Niño tocando el violín en clase de enseñanzas artísticas.

Inspirar la creatividad para aumentar su talento creativo

Cuando se motiva a los niños a expresarse a través del arte, desarrollan un sentido de innovación que se extiende a su vida adulta. Seguir instrucciones es excelente, pero, los artistas jóvenes son más progresistas que sus compañeros y están más dispuestos a correr riesgos.

Además, el arte ayuda a los niños pequeños a desarrollar habilidades motoras afinadas e impacta el aprendizaje visual, el desarrollo del lenguaje, la toma de decisiones y la conciencia cultural. Los niños que participan en actividades artísticas durante al menos tres horas por día tienen más probabilidades de ser reconocidos por su rendimiento académico que los niños que no participan en este tipo de actividades.

Cuando se trata de arte, dale a tu hijo espacio para expresarse, sin colorear las paredes, por supuesto. Los materiales de arte, como caballetes, cuadernos de bocetos o incluso un gran rollo de papel pueden ser el lienzo de tu hijo.

Si tu hijo es un Picasso incipiente, muéstrale que estás orgulloso de su obra de arte; enmárcala y cuélgala en la pared. No solo estás preservando un recuerdo de la infancia, sino que estás apoyando su creatividad. Tu hijo se dará cuenta de la importancia de la creatividad y disfrutará haciendo cosas que lo motivan.