Cocinar con adolescentes

Cocinar con los adolescentes resulta muy positivo, ya que aporta numerosos beneficios. ¿Te animas a hacerlo con tus hijos?
Cocinar con adolescentes
Silvia Zaragoza

Escrito y verificado por la nutricionista Silvia Zaragoza el 31 Mayo, 2020.

Última actualización: 31 Mayo, 2020

¿Te resulta complicado la convivencia con tu hijo adolescente? ¿Quieres pasar un buen rato con él? Una buena manera de hacerlo es cocinar con los adolescentes. En este artículo hablamos sobre ello.

Beneficios de cocinar con los adolescentes

Cambio de hábitos y mejor salud

La mayoría de los programas de intervención realizados en distintos países han obtenido muy buenos resultados. En primer lugar, se logra mejorar sus hábitos alimentarios. Generalmente, tienden a consumir con muchas frecuencia comida rápida, refrescos y bollería.

En cambio, apenas prueban las frutas, las verduras, las hortalizas y el pescado. Por esta razón, el principal objetivo es que aprendan a incorporar estos alimentos en su día a día y que les gusten. A su vez, mejoran su salud. Al dejar que participen activamente, incrementan el consumo de frutas y vegetales, ya que descubren recetas con las que potenciar su sabor y les resultan agradables al paladar.

Además, es la oportunidad perfecta para que les enseñes alimentos que desconozcan para incitarlos a que los prueben. Incluso, les puedes explicar las propiedades que poseen para que sean conscientes del impacto que tienen en cómo se sienten.

Adquisición de habilidades culinarias

El aprendizaje es un proceso a través del cual se adquieren conocimientos. A pesar de que existen distintos modos para alcanzarlo, el 70 % proviene de la práctica.

El hecho de que uno mismo haga experimentos consolida la información, puesto que se retiene durante un periodo más largo de tiempo y resulta más fácil asimilarla. Así que, cocinar resulta clave, puesto que les permite saber qué utensilios manejar, cómo usarlos y la gran diversidad de técnicas culinarias existentes.

Chica adolescente cocinando con su madre.

Es fundamental que les muestres que el sabor está muy relacionado con el corte, la manera de cocinar los ingredientes, así como el uso de especias. La cuestión es echarle imaginación.

Fomentar valores para el día a día

Los valores más destacados son el trabajo en equipo y el refuerzo de la relación, puesto que os podéis dividir las tareas para ahorrar tiempo y entablar una conversación. Pregúntale por cómo se encuentra y qué le apetece cocinar.

Incluso, podéis comentar su película o serie favorita de Netflix. De esta manera, consigues romper las barreras que anteriormente os separaban, quizás, porque se agobiaba al preguntarle qué había hecho con sus amigos. Está bien que te intereses mientras respetes su intimidad.

Además, podéis simular una competición junto a su hermano o hermana, y hacer valoraciones al finalizar. Eso sí, mostrándole en todo momento que no importa ganar o perder, ya que siempre se genera un progreso hacía adelante. Incluso, aumenta la concentración al hacer todo lo posible por seguir los pasos y que la comida salga rica.

Estado de ánimo y bienestar

Algunos de los estudios muestran que los adolescentes con conocimientos culinarios presentan menos riesgo de padecer síntomas depresivos. Por un lado, es una actividad divertida, gratificante y relajante, al preparar una receta con sus ingredientes favoritos o que ha compartido un amigo o alguien que siguen por redes sociales.

Por otro lado, comer genera placer, ya que nos aporta nutrientes básicos y energía, y estimula la secreción de serotonina, una hormona directamente relacionada con el bienestar emocional.

Así pues, a continuación os damos la receta de una pizza para que la cocinéis con vuestros hijos adolescentes. ¡Os encantará!

Chicas adolescente haciendo una pizza con su madre.

Pizza para cocinar con los adolescentes

Ingredientes

  • 400 g de harina de trigo integral.
  • 200 ml de agua tibia.
  • 2 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen.
  • 15 g de levadura fresca.
  • Sal.
  • Champiñones.
  • Atún en conserva.
  • Queso rallado en forma de hilos.
  • Salsa de tomate.
  • Orégano.

Elaboración

Primero, mezclad en un bol la harina junto al agua, el aceite y la levadura con una pizca de sal, hasta que esté todo bien integrado. A continuación, se trata de amasar con las manos limpias hasta que no se pegue en las manos. Déjadla reposar unos minutos. Luego, espolvoread la encimera con harina y estirad la masa con el rodillo. Por último, colocadla en una bandeja forrada con papel de horno.

Una vez lista, esparcid el tomate por la masa con la ayuda de una cuchara. Añadid los champiñones laminados, el atún y por último el queso y el orégano. Finalmente, horneadla unos 15 minutos a 180ºC tras precalentar el horno.

En cuanto a cocinar con adolescentes se refiere…

Como habéis podido leer, cocinar es una actividad muy estimulante para los adolescentes con la que pasar un buen rato y con la que ganan confianza en sí mismos y hacia vosotros y sus hermanos, si tienen. ¿A qué esperas para ponerlo en práctica con tus hijos?

Te podría interesar...
Adolescentes y confinamiento: cómo lo viven ellos
Eres MamáLeerlo en Eres Mamá
Adolescentes y confinamiento: cómo lo viven ellos

Para los adolescentes, el confinamiento puede suponer un problema. Aquí podrás encontrar algunos consejos parar llevar esta situación lo mejor posible.



  • Santarossa S, Ciccone J, Woodruff SJ (2015) An evaluation of the Kinect-Ed presentation, a motivating nutrition and cooking intervention for young adolescents in grades 6-8. Appl Physiol Nutr Metab. 40(9):945-50.
  • Oakley AR, Nelson SA, Nickols-Richardson SM (2017) Peer-Led Culinary Skills Intervention for Adolescents: Pilot Study of the Impact on Knowledge, Attitude, and Self-efficacy. J Nutr Educ Behav, 49(10):852-57.
  • Pareja Sierra SL, Roura Carvajal E, Milà-Villarroel R, Adot Caballero A. (2018) Study and promotion of healthy eating habits and physical activity among Spanish adolescents: TAS program (you and Alicia for health. Nutr Hosp, 35:121-29.
  • Utter J, Fay A, Denny S. (2015) Exposing young people to cooking and new foods: findings from a feasibility study in an alternative education setting. Int J Adolesc Med Health, 27(4):377-81.
  • Black K, Thomson C, Chryssidis T, Finigan R, Hann C, Jackson R et al (2018) Pilot Testing of an Intensive Cooking Course for New Zealand Adolescents: The Create-Our-Own Kai Study. Nutrients, 10(5).
  • Utter J, Denny S, Lucassen M, Dyson B (2016) Adolescent Cooking Abilities and Behaviors: Associations With Nutrition and Emotional Well-Being. J Nutr Educ Behav,48(1):35-41.
  • Cocina abierta de Karlos Arguiñano. Receta de masa de pizza casera. [Consultado el 16 de abril de 2020]Disponible en: https://www.hogarmania.com/cocina/recetas/pastas-pizzas/201401/masa-pizza-casera-karlos-arguinano-23249.html

Graduada en Nutrición Humana y Dietética por la Universidad Ramon Llull en 2013. Especializada en Nutrición Clínica a través del Máster en Nutrición y Metabolismo de la Universidad Rovira y Virgili en 2014. En 2017, realizó el curso de Nutrición Clínica y Deportiva Vegetariana por ICNS y en 2018 el curso de Actualización en el manejo clínico nutricional de patologías digestivas por la Clínica Cinusa. Desde 2015, trabaja pasando consulta en HM Delfos y en los Consultorios Médicos Ausias Marc. Dispone de experiencia en el abordaje nutricional de alergias e intolerancias y patologías digestivas. En 2016 participó en el programa de Alimento y Salud de RNE5 y en junio de 2018 colaboró con la revista Elle. Desde abril de 2019 imparte cursos de formación a través de Bureau Veritas.