Baby-Led Weaning: Una interesante técnica para alimentar a tu bebé

Macarena 15 febrero, 2017

¿Alguna vez escuchaste hablar sobre el Baby-Led Weaning? Se trata de una interesante técnica para alimentar bebés. La misma era puesta en práctica por nuestros abuelos, pero ahora ha cobrado gran popularidad. No es ni más ni menos que la introducción de la alimentación complementaria.

Sin embargo, hay una serie de particularidades en torno a este método. En primera instancia, las madres suelen destacar la naturalidad de la técnica. Pues se permite que el bebé se alimente por sí mismo mientras aprende a través de los sentidos. Una gran herramienta cuando llega el momento de abandonar la lactancia materna exclusiva.

No obstante, hay muchas más razones por las que la Organización Mundial de la Salud y las asociaciones de pediatría del mundo la recomiendan. ¿En qué consiste puntualmente? ¿Por qué es tan recomendada por el mundo de la ciencia? ¿Cómo implementarla en casa? Descúbrelo en este artículo.

¿Qué es el Baby-Led Weaning?

90537c59e0cb6966cbb01a038594aca9

El Baby-Led Weaning es el método de alimentación complementaria alternativo a la cuchara. El mismo ofrece al niño la posibilidad de autorregular sus necesidades. Así, madres y padres solo se limiten a poner al alcance de sus manos alimentos sanos y variados para que el niño escoja lo que le apetece.

De este modo, la técnica consiste en sentar al niño en su silla para que participe de la comida familiar. Para comenzar, se separan aquellos alimentos blandos en trozos grandes sin condimentar. El niño puede ir seleccionando los alimentos para tocarlos y luego comenzar a chuparlos.

Esto es ideal para que el niño sienta aromas y texturas. Pues como bien sabes, los más chicos aprender tocando, gracias a su tacto. Luego, la porción de cada alimento debe ir tornándose más pequeña para trabajar la psicomotricidad fina del bebé.

Según los expertos, ello no solo refuerza los músculos faciales. También acelera el proceso de la alimentación infantil. Pues rápidamente el pequeño beberá en vaso y manipulará cubiertos cuando el resto apelará al biberón y comerá la papilla que acerque su padre a la boca.

¿Por qué es tan beneficioso para el bebé?

Como bien dijimos, el método Baby-Led Weaning es muy beneficioso a nivel aprendizaje, tanto como en el ámbito psicomotor. Sin embargo hay muchas ventaja más. En primer lugar, ellos realmente disfrutan de comer de esta manera y junto a la familia.

Los bebés la pasan demasiado bien, aprenden a comer e imitan a sus mayores. Puede que al principio coman poco y jueguen más para experimentar texturas y sabores. En esa fase, la alimentación tendrá un objetivo eminentemente educacional, y no nutricional.

Poco a poco, el infante irá comiendo mayores cantidades, por lo que requerirá menos leche materna. Es decir, esta técnica posibilita un destete lento y gradual, así como también natural y agradable. De este modo, es factible conseguir una lactancia prolongada, tal como recomienda la OMS.

aec3d80f1709aad72f77a7ad0655b751

Baby-Led Weading, ¿Cómo implementarlo en casa?

Los pediatras recomiendan comenzar recién después de los 6 meses del bebé. Una vez que el pequeño haya adquirido determinadas competencias cognitivas y motoras. Pero, ¿cómo implementar este método capaz de reducir el riesgo de obesidad infantil al promover hábitos alimenticios saludables?

 

Para comenzar, debes acudir a alimentos blandos que puedan ser manipulados por las manitos del bebé. Otro detalle de importancia es que se trata de texturas que pueda ser aplastado por la lengua contra el paladar. Evita frutos secos, zanahoria cruda y frutas con semillas que pueda atragantar al niño.

Alimentos para comer con los dedos

  • Barras de vegetales muy bien cocidas. Corta pedacitos de zanahorias, calabaza y batata hervidas o al vapor y, una vez tibias, ofrécelas a tu hijo.
  • Alimentos saludables varios. Escoge siempre formas y texturas variadas, como ramitos de brócoli, coliflor y maíz tierno.
  • Trozos de fruta tierna. Plátano, pera, kiwi, frutillas y melón son excelentes alternativas para saborear y disfrutar un buen postre nutritivo.
  • Grisines y tostadas. Estos hidratos también sirven para degustar un rico snack saludable.
  • Bolas de arroz comprimido. Es la manera más sencilla y atractiva de comer este hidrato.
  • Macarrones y fusili. Es el tipo de pasta más fácil de sujetar. Para mayor seguridad, no los hagas al dente, sino que déjalos un rato más en el agua hervida.
Te puede gustar