Adolescentes incapaces de hacer amigos: ¿qué hacer?

16 Octubre, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la psicóloga Mara Amor López
Hay adolescentes incapaces de hacer amigos, pero antes de que los padres nos preocupemos por eso debemos tener en cuenta ciertos aspectos.

Los adolescentes incapaces de hacer amigos son un quebradero para los padres, ya que les preocupa que este hecho acabe siendo un problema para ellos. Pero antes de esto hay que tener en cuenta cosas como su personalidad, sus miedos en esta nueva etapa, si hay algún conflicto con sus iguales, etc.

Los progenitores debemos tener presente que el paso de la infancia a la adolescencia es un cambio importante en el desarrollo evolutivo de cualquier persona. En esta nueva etapa se pasa de tener a la familia como grupo de referencia a que el grupo de amigos sea ahora lo más importante. Este es un paso normal en la adolescencia y, además, nos ayuda a crecer como personas.

Personalidad de los adolescentes incapaces de hacer amigos

Antes de preocuparnos porque nuestro hijo no hace amigos tenemos que asegurarnos de si está feliz con la vida social que tiene. Dependiendo de la personalidad del adolescente, esto puede ser un problema o no. Hay dos tipos de personalidades que pueden ayudarnos a saber si nuestro hijo es feliz con las relaciones que tiene, vamos a verlas.

Chica adolescente incapaz de hacer amigos.

Chicos con más mundo interior

Son aquellos adolescentes que disfrutan de la soledad. No necesitan tener muchos amigos para ser felices. Estos chicos tienen dos o tres amistades de confianza con las que se divierten, trabajan en equipo y comparten momentos de ocio. Aquellos que tienen esta personalidad, hacen amigos cuando lo creen necesario y no tendrán dificultades para hacerlo.

Si nuestro hijo está en este grupo, una preocupación en exceso por su falta de relaciones sociales lo único que va a conseguir es provocarle frustración y que crea que no cumple con nuestras expectativas.

Adolescentes más enfocados en el mundo exterior

Por otro lado, están los chicos que necesitan estar cerca constantemente de sus iguales. Estos tienen una gran actividad social; cuando carecen de ella, les produce sensación de soledad, y esto les afecta enormemente.

Otra cosa que debemos tener en cuenta es que la manera en la que se relacionan los adolescentes ha cambiado. Ahora lo hacen a través de la tecnología o juegos en línea, mediante los que conocen a gran cantidad de gente nueva. Por lo tanto, tenemos que averiguar en qué situación se encuentra nuestro hijo antes de preocuparnos porque no hace amigos.

Adolescentes incapaces de hacer amigos: señales de alarma

Existen ciertas señales que pueden indicarnos que a nuestro hijo le cuesta hacer amigos y relacionarse con otras personas. Vamos a ver algunas de ellas:

Señales de que hay un problema

  • No habla con personas de su edad.
  • No sale de casa, solo lo justo para ir al instituto o salir con la familia.
  • Tampoco se relaciona a través de la tecnología o redes sociales con otros chicos de su edad.
  • Se muestra reacio a las relaciones sociales y se aísla en su habitación.

Los padres somos los que mejor conocemos a nuestros hijos; si sospechamos que algo no va bien, es importante que dialoguemos con ellos para darles nuestra ayuda y escucharlos. Debemos ser comprensivos, empáticos y mostrar una actitud abierta y flexible.

¿Cómo debe ser la conversación para que esta funcione?

  • Analizar juntos la situación tranquilamente.
  • Evitar pasarle nuestra preocupación ante su dificultad de hacer amigos.
  • Compartir con nuestros hijos alguna historia nuestra por la que hayamos pasado teniendo su edad lo acercará a nosotros y se sentirá comprendido.
  • No debemos juzgarlo, pues estaremos haciendo que se sienta culpable y que la situación empeore.

Adolescentes incapaces de hace amigos: causas

Los motivos por los que a un adolescente le cueste hacer amigos pueden ser variados y no es necesario que se dé solo uno de ellos, pues puede haber una combinación de ellos. Algunas de las razones por las que los adolescentes son incapaces de hacer amigos son

  • Problemas emocionales: ansiedad, baja autoestima, vergüenza o miedo a relacionarse con los demás pueden desembocar en problemas para hacer amistades.
  • Falta de habilidades sociales para relacionarse con los demás: la falta de las habilidades necesarias para las relaciones sociales puede ser una causa para los adolescentes incapaces de hacer amigos.
  • No sentirse integrado o que forma parte de su grupo de iguales: sentir que no tiene nada en común con su grupo en cuanto a sus gustos y formas de relacionarse también es un factor determinante para la incapacidad de hacer amigos.
  • Normas y costumbres distintas a las de sus amigos: horarios diferentes de recogida y salida, por ejemplo.

¿Cómo podemos ayudar a los adolescentes incapaces de hacer amigos?

Podemos ayudar a nuestros hijos en la búsqueda de amistades de distintas maneras. Estas son algunas de las más relevantes.

Madre hablando con su hija para ayudar a los adolescentes incapaces de hacer amigos.

Estar a su lado

Nuestra labor como padres es estar a su lado, mostrarles nuestro apoyo y reforzar su conducta cada vez que esta vaya por el camino adecuado. No debemos regañar, castigar o reprochar, porque de esta manera estaremos haciendo que se sientan peor y nuestra relación se dañe, agravando la situación.

Promover actividades de acuerdo a sus gustos

Podemos proporcionarles alternativas a actividades de ocio grupales en las que tengan la oportunidad de hacer amistades con otros chicos que tengan gustos similares para que se sienta más integrado e identificado con el grupo.

Servir de ejemplo

Los padres también debemos ser sus modelos y enseñarles de manera indirecta cómo tener relaciones sociales de forma adecuada, tanto fuera como dentro de casa. Nosotros somos su ejemplo desde que ellos son pequeños y nuestra influencia indirecta en su conducta es muy grande.

Para terminar, si tras utilizar estos consejos para ayudar a los adolescentes incapaces de hacer amigos a mejorar sus relaciones la situación no mejora, sería oportuno buscar ayuda de un profesional de la psicología. Este podrá evaluar a tu hijo para averiguar si hay un problema más grave y ayudarle a solucionarlo.

  • Sánchez-Queija, I., & Oliva, A. (2003). Vínculos de apego con los padres y relaciones con los iguales durante la adolescencia. Revista de Psicología Social, 18(1), 71-86. https://www.tandfonline.com/doi/abs/10.1174/02134740360521796
  • Raga Díaz, J., & Rodríguez González, R. (2001). Influencia de la práctica de deporte para la adquisición de habilidades sociales en los adolescentes. Aula abierta. https://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=209146
  • Torres, M. V. T., Sánchez, Á. M., & Hernández, M. J. (2007). Las relaciones sociales en la infancia y en la adolescencia y sus problemas. Pirámide.