7 cosas que nadie te dice de dar a luz - Eres Mamá

7 cosas que nadie te dice de dar a luz

Dar a luz es la parte más sorprendente y temida del embarazo, y es que en cada mujer se vive diferente y es por eso que es un momento tan especial. Es una cita a ciegas, donde sabes que acabarás totalmente enamorada de esa personita que está a punto de llegar al mundo. El parto, tan necesario y tan temido es en ocasiones, un gran desconocido.

No importa si el dar a luz es en una cesárea, en una bañera, en tu cama, en la cama del hospital… la realidad es que el momento de ver al bebé por primera vez es lo más tierno y lo más bonito que unos padres pueden vivir en sus vidas. Es un momento especial que se disfruta después de haber pasado por el parto y por el alumbramiento. Pero quizá, hayan cosas que no sepas sobre dar a luz y que te interesará saber.

Las fechas de vencimiento no son exactas

Es cierto que algunas veces sí aciertan pero suelen ser en contadas ocasiones. A las mujeres nos gusta saber que el embarazo tiene fin y que la fecha de vencimiento será el final, pero no siempre es así y en ocasiones se alarga. Únicamente el 5% de las mujeres dan a luz en su fecha de vencimiento, así que no te preocupes si tu hijo llega al mundo antes o después de esa fecha, ¡lo que importa es que esté sano!

La epidural no siempre funciona

Es necesario que todas las mujeres embarazadas del mundo sepan que la epidural no es milagrosa y que no siempre funcional. La epidural es una forma de manejo del dolor para que la mujer no sienta dolores en el parto en la parte inferior de su cuerpo. Se administra a través de una aguja por la espalda.

pregnant-775028_640

Pero tener la epidural no significa que no se sienta nada. Algunas mujeres tienen entumecimientos desiguales en sus piernas, otras sienten algo de sensibilidad, a otras les sienta mal al estómago y a otras no les hace efecto o no todo lo que debería ser. Ante cualquier duda siempre deberás consultar a tu médico.

No puedes comer ni beber con la epidural puesta

Una buena idea es comer bien antes de ir al hospital y que te administren la epidural ya que con o sin ella se necesita esfuerzo para poder parir. Pero mientras tengas la epidural puesta no podrás comer ni beber nada por lo que puedes sentirte algo débil para poder realizar el  trabajo del parto.

Puedes hacer de vientre mientras estás pariendo

No serías la primera ni la última mujer del mundo que hace de vientre mientras aprieta en las contracciones. Es algo desagradable pero ocurre mucha más veces de lo que las mujeres admiten. Si te sucede, no te sientas avergonzada, las enfermeras están más que acostumbradas a esto.

El parto no acaba cuando nace el bebé

Cuando tu bebé ya está fuera es probable que tengas que hacer un último esfuerzo con una contracción para poder expulsar la placenta que daba cobijo a tu bebé. Pero no te preocupes porque suele ser algo rápido y el dolor no tiene nada que ver con el dolor de las contracciones.

pregnant-244662_640

Tu bebé nacerá cubierto por una sustancia blanca

Cuando tu bebé haya nacido te darás cuenta que su piel está recubierta por una sustancia blanca y pegajosa que parece queso. Es la vérnix caseosa y protege la piel del bebé dentro del útero. Pero después de lavar al bebé eso se caerá solo y sin que el pequeño lo note. Después verás cómo tiene la piel muy suave y delicada.

La cabeza del bebé cambiará

Si has tenido un parto vaginal es probable que los huesos de la cabeza del bebé se hayan tenido que comprimir para poder salir a través del canal del parto. Pero no te preocupes porque poco a poco empezará a coger la forma redonda. Puede permanecer varios días en forma de cono, pero será algo temporal.

Estas son 7 cosas que nadie te dice de dar a luz pero que es muy importante conocer para poder estar preparada antes de que llegue el gran momento.