5 manualidades para festejar el verano

15 agosto, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la documentalista Arantza Martín Becerro
El verano puede ser muy divertido realizando estas manualidades especiales para niños

El verano es la época del año donde los niños tienen más tiempo libre. En ocasiones, esto puede llegar a causarles aburrimiento al tener pocas actividades que realizar. Para que esto no ocurra, a continuación os proponemos una serie de manualidades para festejar el verano. Estas manualidades serán idóneas también para disfrutar de un plan en familia y ejercitar la creación y la imaginación de los más pequeños.

Manualidades para festejar el verano

1. Helados

El verano es sinónimo de calor y buen tiempo y, para combatir las altas temperaturas, uno de los productos más consumidos en esta época del año son los helados. Estos alimentos encantan a los más pequeños por la variedad de sabores y formas que pueden adquirir.

Por ello, realizar esta manualidad para festejar el verano será muy divertido para todos. Podéis crear dos tipos de helados diferentes: en primer lugar, uno en forma de cucurucho con bolas y, en segundo lugar, en forma de polos.

Para el primer tipo de helado los materiales necesarios serán los siguientes:

  • Cartulina marrón.
  • Papel pinocho.
  • Cola.

Con la cartulina marrón crearéis un cono que representará el cono del helado, mientras que con el papel pinocho haréis bolas de diferentes colores simulando los sabores de los helados. Todo ello será unido con cola.Niñas haciendo manualidades para festejar el verano.

Para el segundo tipo de helado necesitaréis:

  • Cartulina o goma EVA.
  • Palos de helado.
  • Cola.

Los palos de helado serán el soporte del mismo, mientras que en la cartulina o goma EVA de los colores que elijáis dibujaréis la forma de vuestro polo. Todo ello, de la misma manera que en el helado anterior, irá unido con cola.

2. Barcos de papel

Sin duda, una de las manualidades para festejar el verano más sencillas y típicas son los barcos. Como sabemos, los barcos navegan durante todo el año. Si bien es cierto que algunos niños pueden asociarlos más al verano al poder haber disfrutado de ellos descubriendo el mar.

Para hacer estos barcos, el único material que necesitas son folios. Puedes escoger, incluso, si quieres, folios de diferentes colores. No necesitaréis cola ni ningún material de pegado ya que, con las dobleces correspondientes al folio, el barco de papel se formará solo.

3. Sirenas

Las manualidades con objetos reciclados también son una muy buena opción para los niños. En primer lugar, les enseñarás la importancia de reciclar y de cuidar el medio ambiente y, en segundo lugar, podrás utilizar materiales sin tener que gastar dinero en ellos.

Por tanto, para esta manualidad usaremos como material reciclado el cartón del papel higiénico. Así pues, para crear estas sirenas necesitarás:

  • Cartón de papel higiénico.
  • Cartulina de colores.
  • Cola.

El propio cartón será el cuerpo de la sirena, mientras que el pelo y los adornos, como la parte superior del bikini y la cola, se crearán con cartulinas de diferentes colores, y se unirán al cartón del rollo con la cola.

4. Conchas, una de las manualidades para festejar el verano más divertidas

Si tenéis pensado disfrutar de unos días en la playa, podéis aprovechar la ocasión para buscar conchas en ella. De esta manera, los niños estarán entretenidos durante las vacaciones y también después en casa realizando la manualidad.

Esta actividad consistirá, principalmente, en personalizar las conchas. Para ello, podréis utilizar todo tipo de materiales, como cartulina para incluir ojos, nariz o boca a la concha, incluso adquirir directamente pegatinas de ojos.Pintar conchas es una de las manualidades para festejar el verano más sencillas de hacer.

Si recogéis conchas de color blanco, también podréis personalizarlas pintándolas de diferentes colores, colocándoles sombreros, gafas de sol o incluso tentáculos con cintas de colores. Se trata de que el niño explore al máximo su imaginación y recuerde siempre que juegue con ella durante una parte de su verano.

Otra alternativa, utilizando estas conchas como base, es para crear cangrejos. El cuerpo del cangrejo será la concha mientras que las patas se pueden crear con limpia pipas.

5. Abanicos

Como ya hemos comentado con anterioridad, el verano es sinónimo de calor. En ocasiones, el calor es difícil de soportar, por lo que crear sus propios abanicos será un método de distracción estupendo para los más pequeños. Para ello necesitaréis:

  • Palos de helado.
  • Cartulina de colores.

Podréis crear el abanico con la forma y los colores que queráis. Una buena manera de incentivar una alimentación saludable en los niños puede ser la de crear abanicos con forma de frutas: sandía, limón o naranja, entre otros.