4 juguetes hechos con cartón para tus hijos

13 septiembre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la documentalista Arantza Martín Becerro
La diversión estará asegurada con estos juguetes hechos con cartón. Una forma muy económica y diferente de que los más pequeños disfruten jugando.

En numerosas ocasiones, las habitaciones de los niños están llenas de cientos de juguetes. Esta sobrecarga puede producirle a los niños una indecisión de no saber con qué juguete jugar, por lo que, finalmente, acaban utilizando todo y nada durante un máximo de 5 minutos.

Los juguetes son un producto caro, por lo que se debe inculcar a los niños desde que son pequeños la importancia de elegirlos muy bien y la necesidad de no pedir absolutamente todo lo que vean. Por eso, hoy os dejamos una forma diferente de disfrutar con los juguetes. A través de las manualidades, los más pequeños podrán divertirse con ingeniosos juguetes creados incluso por ellos mismos.

Para todas estas manualidades, el material que se usará como base será el cartón, un material muy sencillo de conseguir y también de manejar. ¡Vamos a conocer los juguetes hechos con cartón más divertidos para los más pequeños!

Juguetes hechos con cartón

1. La puerta del Ratón Pérez

Aunque no se trate de un juguete como tal, será un objeto que llamará mucho la atención de los más pequeños, cuyos dientes comienzan a caerse. Estas puertas para el Ratoncito Pérez se han puesto muy de moda en la actualidad ya que, de esta forma, este ser mágico puede encontrar, de una manera sencilla y fácil, la habitación del niño al que se le haya caído el diente, recogerlo y dejarle su regalo.Padre e hijo con el avión de juguete hecho de cartón.

Si quieres que tus hijos disfruten de la ilusión que conlleva tener esta puerta, no son necesarios grandes materiales para crearla, tan solo cartón, pintura y mucha ilusión y creatividadTe aconsejamos utilizar para la puerta un cartón duro, para que esta resista durante varios años y aplicarle una pintura también resistente.

2. Teatro de marionetas

A los niños les suelen encantar las marionetas. En la actualidad, incluso, estas han evolucionado tanto que las marionetas de dedo son las más llamativas para ellos.

Sin embargo, es difícil encontrar un pequeño teatro donde poder crear cuentos con ellas. Por este motivo, hoy os dejaremos todo lo necesario para crear un teatro de marionetas con cartón. ¡Será muy sencillo e incluso podrán participar los más pequeños!

Para este juguete hecho con cartón necesitaréis una caja de este mismo material. Existen dos formas diferentes de crearla:

  • Dejando tan solo un cuadrado de esta, es decir, una cara.
  • Eliminando solo una cara, como si fuera una televisión de tubo.

En la parte que queráis usar como teatro, deberéis hacer un rectángulo y cortarlo, quedando similar a un marco de fotos. El último paso será decorarla. Podéis pintarla de colores o añadirle detalles personalizados, en función de las marionetas que tengáis. Por ejemplo, si a tu hijo le encantan los animales, podéis decorar esta como si fuera una selva.

3. Una casa, uno de los juguetes hechos con cartón más divertidos

Para que los muñecos de tu hijo puedan vivir en las mismas condiciones que una persona, podéis crearle, a partir de una caja de cartón, una casa. En función del espacio que haya en el interior de la casa, se podrán incluir más detalles o menos.Niño jugando con su coche hecho de cartón.Niño con un robot hecho

Deberéis dividir la casa en diferentes zonas como la cocina, las habitaciones o el baño, además de hacer ventanas y una puerta. Para la decoración también podéis utilizar cartón. Una cama, una ducha o incluso una mesa con sillas serán elementos muy divertidos de crear que después tu hijo podrá utilizar para que sus muñecos vivan en ella.

4. Un coche

Se pueden crear multitud de juguetes hechos con cartón, sin embargo, uno de los que más le gustará será poder tener su propio coche de carreras. Porque, efectivamente, con una caja de cartón de tamaño grande podréis crearlo juntos. Los mayores realizarán el coche mientras que los más pequeños elegirán de que color quieren las ruedas o la decoración exterior del coche.

Aunque pueda parecer una manualidad complicada, es una de las más sencillas. Debéis cortar la parte superior de la caja y darle la forma redondeada que tienen los coches para distinguir las ventanas de la parte trasera y delantera.

Para las ruedas, podéis utilizar más cartón pegado al propio automóvil o platos de plástico también pegados. Después, para las ventanas y toda la demás decoración, podéis utilizar pintura o incluso folios de colores. A tu hijo le encantará este juguete hecho con cartón al haber sido partícipe en su creación.