Siete clásicos del cine para ver con tus hijos

14 Abril, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la educadora social Natalia Cobos Serrano
Con frecuencia, elegir la película del viernes por la noche para ver en familia puede convertirse en una tarea imposible. Por ello, en este artículo te recomendamos una serie de películas que disfrutaréis todos los miembros de la familia.

Un clásico del cine es aquella película que se conserva y se mantiene a lo largo del tiempo de un modo ejemplar. Por mucho que pasen los años, hay una serie de películas que resultan insustituibles para varias generaciones. Sin más dilación, en este artículo hemos rescatado una serie de títulos clásicos del cine para ver con tus hijos que, sin duda, todos disfrutaréis.

Clásicos del cine para ver con tus hijos de los 80’s

La historia interminable (1984)

La historia interminable lidera esta lista de clásicos del cine para ver con tus hijos al tratarse de una de las películas más especiales y mágicas para ver en familia.

Narra la historia de un niño y un libro mágico que le sumerge en su propia historia. Junto a Atreyu, su compañero en esta aventura, deberá salvar el Mundo Fantasía y frenar su destrucción, con la ayuda de entrañables personajes como el caballo Artax y el legendario dragón Fujur.

Gremlins (1984) 

Uno de los clásicos de la década de los 80’s que destacó por sus entrañables seres protagonistas y su género navideño de comedia de terror.

Protagonista de la película Gremlins.
© Amblin Entertainment

La historia comienza cuando un padre le regala por Navidad a su hijo una extraña mascota a la que nombran Gizmo. Se trata de una criatura muy especial que debe ser cuidada atendiendo a una serie de reglas. De no cumplirlas, este tipo de criaturas pueden convertirse en unos seres terroríficos llamados Gremlins.

Los Goonies (1985), uno de los clásicos del cine para ver con tus hijos más entretenidos

Otro de los grandes clásicos que debes ver en familia es, sin duda, Los Goonies. Divertida e intrigante, la historia trata sobre las aventuras de un grupo de niños que encuentra un mapa del tesoro y decide ir al encuentro del botín.

Los Goonies es una de las mejores películas de género de aventuras para todos los públicos de finales del siglo XX. Además, marcó a toda una generación de jóvenes y, a día de hoy, es considerada para muchos como una película de culto.  

Regreso al futuro (1985-1990)

Tal vez uno de los mejores clásicos del cine para ver con tus hijos gracias a una fantástica trama al gusto de todas las edadesRegreso al futuro es una trilogía que os hará viajar al pasado y que, sin duda alguna, disfrutaréis todos los miembros de la familia. 

A lo largo de las películas (que suceden en tres días), el protagonista, Marty Mcfly, y su amigo, el científico Doc, viajarán al futuro y al pasado en un coche DeLorean, el cual, en realidad, se trata de una máquina del tiempo creada por el mismísimo Doc. 

Clásicos del cine para ver con tus hijos de los 90’s

Solo en casa (1990)

Esta película es todo un clásico de Navidad. El protagonista, Kevin, es un niño de ocho años que se queda solo por accidente mientras su familia se ha ido de vacaciones, y debe hacer frente a una pareja de ladrones en su propia casa.

Imagen de la película Solo en casa, uno de los clásicos del cine para ver con tus hijos.
© Hughes Entertainment

Mientras su familia vuelve a por él, Kevin idea toda suerte de invenciones para esquivar y fastidiar, de las formas más divertidas, locas e ingeniosas posibles, al par de ladrones que han asaltado su casa.

Mrs. Doubtfire (1993)

Sin duda, una de las mejores películas para ver en familia de la década de los noventa Protagonizada por Robin Williams, narra la historia de un hombre que oculta su verdadera identidad con el fin de poder mantenerse cerca de sus hijos. Una película extremadamente divertida que, al mismo tiempo, enseña grandiosos valores sobre el amor familiar.

Jumanji (1995) 

Probablemente, uno de los clásicos familiares del cine de aventuras más icónicos. Jumanji es un juego de mesa mágico en el que las partidas traspasan al mundo real, y cuyas consecuencias situarán a sus jugadores en verdaderos apuros.

Nuevamente protagonizada por Robin Williams, se trata de una película en la que tus hijos lo pasarán en grande disfrutando de las aventuras que deben vivir cada uno de sus personajes.