¿Qué es el retraso simple del lenguaje?

El retraso simple del lenguaje es un trastorno del lenguaje que se caracteriza por la poca utilización de vocablos durante la infancia. Es decir, un menor que tiene retraso simple del lenguaje no utiliza la mayoría de los vocablos que los restantes niños de su grupo etario emplean para comunicarse. Él tiene una cierta demora en el uso de los fonemas y la combinación de las palabras (sintaxis) para expresar una idea.


Un niño aprende a hablar porque imita a los restantes seres humanos, sobre todo a su figura de apego, y a las demás personas con las que convive. Por eso se dice que la casa es la primera escuela.

Aquel que viva en un ambiente silencioso en el que los miembros de la familia hablen poco entre sí y prefieran, por ejemplo, las redes sociales para comunicarse con amigos y familiares, podría desarrollar esta disfunción.

Pero puede que un niño que viva en un ambiente activo en donde todos hablen y hablen sin parar también le cueste expresarse, porque, aunque la casa enseña, cada ser humano ya viene con los vestigios de lo que será su personalidad en la vida adulta.

Ahora bien, debes saber que este trastorno no es un problema que no pueda ser corregido, de hecho, es uno de los más fáciles de remediar, sobre todo si se actúa sobre él desde las primeras edades.

Learning to write

Ten presente que el lenguaje va servir al niño para comunicarse con sus compañeros y establecer mejores relaciones sociales. Le permitirá expresar sus puntos de vista, será una potente herramienta para desarrollarse en su entorno escolar y lograr una madurez cognoscitiva y de pensamiento.

Este desfase cronológico con respecto al habla, si bien no supone un impedimento para el aprendizaje y el desarrollo mental del menor, sí lo dificulta. Entonces, si adviertes que tu pequeño es callado y cuando habla no articula de forma correcta, si se expresa más bien mediante sonidos, señales con el dedo y le cuesta usar las palabras que otros niños emplean, te recomendamos que estimules su lenguaje con estas sencillas pero divertidas actividades.

Cómo mejorar el retraso simple del lenguaje

Cantar

Las canciones infantiles son excelentes para enseñar a hablar a un niño, darle a conocer nuevos vocablos y hacer que entienda cómo se llama cada cosa y de qué forma se pronuncia. Si en casa todos dicen “cucha”, cuando quieren decir “escucha”, mediante las canciones él puede aprender cómo se dice correctamente la palabra.

Entonces ponle canciones infantiles para que se las aprenda. Escúchenlas, bailen juntos y cántenlas. Mientras se divierten vela porque tu hijo repita el final de las frases (porque en su mayoría son los finales de las sílabas las que aprenderá) de manera correcta.

Traducir sonidos

Jueguen a traducir sonidos. Imita, por ejemplo, el maullido de un gato y pregúntale qué animalito hace así. Puede que él te responda: ato, y entonces tú deberás corregirlo: gato, y le pedirás que repita la palabra.

Conversar durante el juego

75

Conforma pequeñas oraciones, o frases muy sencillas mientras juegan. A través del diálogo introduce diversas palabras para que tu hijo aprenda a decirlas correctamente.

Si le preguntas: ¿me prestas este carro? puede que él te conteste con la cabeza. Tú deberás indicarle que te responda: Sí, mamá, coge el carro. Pídele que te repita esto.

Consejos para las madres de niños con retraso simple del lenguaje

Mamá, antes de finalizar el artículo debemos hablarte sobre dos cuestiones que van a ayudar a tu hijo a que se exprese mejor y venza esta dificultad.

  1. No permitas que te señale con el dedo o emita sonidos para indicar que quiere algo. Haz como si no lo entendieras y pídele que te hable para saber qué desea o qué quiere decirte. Si por ejemplo, quiere agua, no corras a dársela solo porque te trajo la vasija en donde suele beberla. Estimúlalo a que te diga que quiere agua, espera a que te hable
  2. Corrígelo. No te pedimos que estés el día entero detrás de él para corregirle todos los fonemas. Pero a cada rato, y sobre todo con las palabras que más usa, haz que repita su correcta pronunciación.
Categorías: Niños Etiquetas:
Te puede gustar