Mucho tiempo delante de las pantallas es malo para los niños

Eva 21 octubre, 2016

Permanecer demasiado tiempo delante de las pantallas es perjudicial para los niños. Y cuando decimos pantallas nos referimos a televisores, ordenadores, teléfonos móviles, tablets, videoconsolas y cualquier otro aparato similar. Tal vez pueda sonar exagerado, pero cada vez hay más niños (y adultos) adictos a las pantallas. 

Algunos países consideran que la adicción a la pantalla de la niñez como un trastorno clínico y tienen instalaciones de rehabilitación específicas para tratar a los niños afectados. El exceso de tiempo de pantalla es malo para la salud de tus hijos en muchos niveles diferentes y debe ser tratada como cualquier otra adicción. Pero, adictos o no, en cualquier caso la sobreexposición a las pantallas puede provocar importantes efectos en el cerebro. 

Demasiado tiempo detrás de un dispositivo digital puede ser perjudicial

La Academia Americana de Pediatría recomienda a los padres poner un límite razonable a los medios de entretenimiento basados en pantallas. A pesar de estas recomendaciones, los niños de entre 8 y 18 años pasan una media de 7 horas y media al día con estos dispositivos, según un estudio realizado en 2010 por la Fundación Henry J. Kaiser Family.

A pesar de que muchos padres tienen la sensación de que deben hacer más para limitar el tiempo de pantalla, a menudo se preguntan si hay suficiente evidencia que justifique esta limitación del tiempo, y más teniendo en cuenta que las pantallas y todo lo que va unido a ellas forma parte de la cultura de nuestros hijos.

niño viendo la televisión

Pero se ha demostrado que pasar demasiado tiempo frente a pantallas electrónicas  tiene efectos nocivos. Son los siguientes:

El uso de pantallas electrónicas promueve la obesidad infantil

Demasiado tiempo delante de las pantallas electrónicas aumenta la vida sedentaria de los niños, los cuales no suelen tener muchas oportunidades para la actividad física en su rutina diaria. Con las pantallas de electrónicas aumentan los problemas sobrepeso en los niños.

El uso de pantallas electrónicas provoca problemas del sueño

A pesar de que muchos padres utilizan la televisión para ayudar a los niños relajarse antes de acostarse, el tiempo de la pantalla antes de acostarse puede ser contraproducente. La luz emitida por las pantallas interfiere con el ciclo del sueño del cerebro y puede provocar insomnio. No hablemos ya de la luz azul emitida por los dispositivos móviles.

El uso de pantallas electrónicas aumenta los problemas de conducta

 Los niños en edad escolar que ven la televisión o utilizan un ordenador más de dos horas por día son más propensos a tener problemas de conducta, así como problemas de atención social y emocional, según la Clínica Mayo. Ver demasiada televisión también se ha relacionado con el aumento de comportamiento acosador.

El uso de pantallas electrónicas favorece los bajos resultados académicos

 Los niños en edad escolar que tienen televisores en sus dormitorios o usan sin control diferentes dispositivos electrónicos obtienen peores resultados en las pruebas académicas.

El uso de pantallas electrónicas fomenta la violencia

La exposición a  programas violentos de televisión, películas o música, así como determinado tipo de video juegos puede hacer que los niños se vuelven insensibles a la violencia. Con el tiempo, pueden utilizar la violencia para resolver los problemas y pueden imitar lo que ven en la televisión o en sus juegos, según la Academia Americana de Psiquiatría Infantil y Adolescente.

niños con ordenador

Establecer reglas con el uso de pantallas y dispositivos electrónicos

Los niños necesitan reglas que para limitar su tiempo frente a las pantallas. Además, sus actividades electrónicas deben ser monitoreadas y supervisadas. Establecer reglas para el uso de la electrónica  evitará que la tecnología cause en los niños y jóvenes problemas físicos, emocionales, sociales y académicos. Para ello:

  • Establece reglas de seguridad: Los niños necesitan reglas para mantenerlos a salvo del acoso cibernético, los pederastas digitales y la exposición a la violencia. Incluye en las reglas del hogar todas las que consideres necesaria para hacer que la seguridad con las electrónica sea una prioridad.
  • Establece reglas para promover habilidades sociales: Los niños y adolescentes que pasan demasiado tiempo utilizando los medios electrónicos pueden tener dificultades con las habilidades sociales. Aunque muchos adolescentes pueden argumentar que los mensajes de texto son su forma de socialización, está bastante claro que es una forma de relacionarse muy diferente que la que se realiza cara a cara. Establece normas que estimulen a tu hijo a participar en actividades de la vida real y establece límites en cuanto a las conversaciones digitales.
  • Establece reglas que promuevan la buena salud: Los niños necesitan reglas que le enseñen habilidades para la vida, como la forma de mantener su mente y cuerpo sano. Crea reglas que limiten la actividad sedentaria de tu hijo y supervisa lo que tus niños ven en cuanto a la exposición a la violencia, eliminando o reduciendo al mínimo todo exposición no educativa.

Te puede gustar