Cómo evitar accidentes de niños en el agua

Las playas y las piscinas son las atracciones favoritas de los niños en el verano. Sin embargo, es preciso poner atención a las medidas preventivas. ¡Apunta estas recomendaciones!
Cómo evitar accidentes de niños en el agua
Marcela Alejandra Caffulli

Revisado y aprobado por la pediatra Marcela Alejandra Caffulli.

Escrito por Yesibeth Rincón

Última actualización: 20 junio, 2022

A los niños les encanta bañarse en las playas, en las piscinas o en los lagos. Pero es necesario tomar algunas medidas preventivas a fin de evitar los accidentes de los niños en el agua.

Cabe remarcar que estos incidentes en el entorno acuático son muy frecuentes y ocurren aun cuando los padres están presentes. Más de una vez, los adultos relajan la supervisión o no ejercen vigilancia alguna sobre los infantes durante algunos minutos.

La piscina es el escenario de mayor peligro, sobre todo las privadas. En contraparte, los natatorios públicos cuentan personal capacitado para cuidar a los bañistas y socorrerlos en caso de accidentes.

Por eso, si vas a vacacionar en algún lugar con espejos de agua, vigila muy bien a tus hijos tanto dentro como fuera de los mismos. ¡Apunta estos consejos!

Los accidentes más comunes en playas y piscinas

Existen diferentes tipos de accidentes que tu hijo puede sufrir en las piscinas, las playas o los lagos. No obstante, el más común de todos es la asfixia por inmersión (ahogamiento).

De acuerdo con los datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), los ahogamientos representan la tercera causa de muerte por traumatismo no intencional en el mundo y los infantes son la población de mayor riesgo. Los índices más elevados de muerte por inmersión corresponden a los niños de 1 a 4 años, seguidos de los de 5 a 9 años.

Otro accidente que se registra con frecuencia son las lesiones musculares o las fracturas ocurridas por caídas dentro de las piscinas o por un mal salto en el trampolín. En algunos casos, estas lesiones pueden causar la muerte y en otros, pueden dejar secuelas neurológicas y motoras severas.

Por otro lado, en las playas los niños corren el riesgo de ser atacados por especies marinas, como los moluscos, la araña de mar, el piojo de mar o las mantarrayas, entre otros.

Aspectos legales que debe cumplir una piscina pública.
Advertir de estos peligros a los padres es de suma importancia, debido a su elevada frecuencia y a su carácter prevenible. Es clave educar a los niños para que no cometan imprudencias en el entorno acuático y poner atención a su conducta.

Medidas para evitar accidentes de niños en el agua

Los niños no tienen noción del peligro y es tu misión como padre o madre cuidarlos, por eso, hoy te vamos a dar algunos consejos para prevenir accidentes en el agua.

1. Vigila a tu hijo todo el tiempo

La principal recomendación para evitar los accidentes de los niños en el agua es vigilarlos dentro y fuera del natatorio, sobre todo si tiene menos de cinco años. Un niño pequeño puede perder la vida en una profundidad menor a 25 centímetros, aun cuando el niño sepa nadar. Por eso, no le pierdas la vista ni un segundo.

2. No permitas que corra cerca del agua

No permitas que tu hijo corra o que camine cerca de los bordes de la piscina, ya que podría caerse y ahogarse, o darse un golpe brusco que le cause una fractura.

3. Enséñale a nadar desde pequeño

Enséñale a tu hijo a nadar desde muy pequeño, como método de supervivencia y también, como deporte. Este contribuirá a su salud física, y a ti te dará mucha más confianza cuando juegue en el agua.

4. Ponle flotadores

Usa elementos de flotación adecuados para la edad del niño y el contexto (flotadores, chalecos salvavidas, tablas o botes inflables). Esto te dará mayor tranquilidad, a la vez que le permitirá a tu hijo jugar, divertirse y disfrutar de la piscina o de la playa. Eso sí, ten en cuenta que no todos los accesorios son aptos para todos los pequeños ni para todos los entornos.

5. Supervisa la profundidad del natatorio

Si el niño se zambulle de cabeza en la piscina, vigila la profundidad de la misma para evitar accidentes. Debe ser la dimensión suficiente para que pueda nadar y flotar.

Ten presente que los niños cometen imprudencias y corren muchos riesgos cuando se lanzan desde el borde o de un trampolín.

6. Usa chanclas antideslizantes

Cuando tu niño salga del agua, colócale al niño zapatos o chanclas antideslizantes para que no resbale en el perímetro del natatorio. Además, este calzado protege sus pies de los hongos que proliferan en las superficies húmedas.

7. Ponle el salvavidas

Un paseo en bote parecerá muy emocionante y divertido para el niño, pero procura ponerle chaleco salvavidas. Tanto los niños como los adultos deben usarlo y es obligatorio llevarlos como parte del equipamiento de las embarcaciones, según las normas marítimas.

8. Evita las infecciones más comunes

Realiza los controles médicos necesarios antes de llevar a tu hijo a una piscina, pues podría contagiar o contagiarse alguna infección común en la piel, los ojos o los oídos.

Como buena estrategia, ofrécele una ducha con agua y jabón antes y después de sumergirse en la piscina, colócale gafas de natación, y si sufre de otitis con frecuencia, consúltale a tu médico acerca de la conveniencia de utilizar tapones en los oídos.

9. No dejes a tu bebé sin atención

No dejes a tu bebé sin atención o bajo el cuidado de un niño en las proximidades del agua. Bastan solo 20 segundos para que un niño pequeño pueda ahogarse o padecer secuelas asociadas a este tipo de accidentes.

10. Enséñale a seguir órdenes

Enséñale al niño a prestar atención y a seguir las órdenes de los socorristas. Háblale de los riesgos que corre si no lo hace y de las medidas preventivas que debe seguir para evitar accidentes en el agua.

11. Aprende la técnica RCP

Aprende la técnica de reanimación cardio pulmonar (RCP) que combina respiración boca a boca y compresiones torácicas. Esta práctica salva la vida, tanto de los niños como de los adultos. También es bueno llevar contigo un botiquín de primeros auxilios.

prevencion de accidentes en las piscinas ninos
El uso de cercos protectores de piscinas es una estrategia preventiva muy importante. No obstante, hay que educar a los niños acerca de los riesgos de jugar cerca del agua.

12. Coloca rejas alrededor de la piscina

Si la piscina está en tu casa, instala rejas alrededor de ella. Estas deben tener un mínimo de 1,20 metros de altura y una separación máxima de 10 centímetros entre los barrotes. También, deben contar con pasadores o elementos que mantengan cerradas las puertas.

13. Presta atención a la marea

En la playa, estate atento a la marea y a las señales de alarma en caso de oleaje. No permitas que el niño se meta en las profundidades, ni tampoco que se acerque a las zonas rocosas. Al llegar al lugar, pregunta si ha habido incidentes en los últimos días con especies marinas, como moluscos, arañas de mar, piojos de mar, entre otros.

Con los cuidados apropiados se reducen los riesgos

Los accidentes de los niños en el agua son prevenibles. Sigue estas recomendaciones y tanto tú como tu hijo disfrutarán de unas vacaciones increíbles en la playa o la piscina este verano.

Te podría interesar...
¿Cómo evitar las infecciones de los niños en las piscinas?
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
¿Cómo evitar las infecciones de los niños en las piscinas?

Las infecciones de los niños en las piscinas suelen ser bastante frecuentes. No obstante, existen algunas medidas para prevenirlas.