Escucha empática: ¿por qué es tan importante?

La escucha empática nos ayuda a atender y entender cómo se sienten los demás. Es una de las habilidades sociales más importantes y necesarias para tener relaciones sanas con otras personas.

Escrito y verificado por la psicóloga Mara Amor López el 23 Febrero, 2021.

Última actualización: 23 Febrero, 2021

La escucha empática nos ayuda a relacionarnos de una forma más sana y eficaz con el entorno. Nos ayuda a tratar con las personas más cercanas y, además, a darnos cuenta de nuestros errores en las relaciones con el resto de la sociedad, haciendo que nos replanteemos nuestros puntos de vista y que mejoremos como personas.

Todos sabemos que oír no es lo mismo que escuchar, por lo tanto, cuando nos relacionamos con otras personas, tenemos que entender lo que nos están diciendo. Para lograr una comunicación exitosa, tenemos que ver cuáles son las necesidades y planteamientos de las otras personas. Entonces, ¿por qué es tan importante la escucha empática? Vamos a verlo a continuación.

¿Qué entendemos por escucha empática?

Como bien indica su nombre, para relacionarnos con los demás necesitamos unas buenas habilidades sociales y empatía. Gracias a ella podemos entender cómo se sienten o qué emociones están experimentando las personas con las que nos relacionamos; así, podremos adaptarnos a ellos.

Tener empatía hacia los demás no es solo entender cómo se sienten otras personas, sino también de adoptar una actitud positiva en lo que percibimos de los demás y, de esa manera, buscar aquellos aspectos que nos complementan.

Por lo tanto, cuando hablamos de escucha empática, nos referimos a la capacidad de entender y atender activamente a otras personas, teniendo en cuenta sus emociones, sentimientos, expresión corporal, comunicación no verbal, etc. Esta cualidad nos ayuda a ponernos en el lugar del otro, entender sus miedos, enfados, frustraciones, necesidades, sufrimientos, motivaciones, etc.

Podemos decir que la escucha empática es una de las habilidades sociales más importantes y necesarias para relacionarnos con los demás de una manera sana, estableciendo alianzas e intercambios de energías positivas.

La escucha empática nos ayuda a mejorar como personas

Relacionarnos con los demás con empatía tiene efectos positivos en nuestra vida, pues nos ayuda a sacar nuestra mejor versión en todos los aspectos, a ser mejores personas… La escucha empática es importante para saber ponernos en el lugar de los demás y entender por qué se dan cambios en las relaciones entre las personas que están a nuestro alrededor (compañeros de trabajo, amigos, familia, etc.).

Algunos beneficios que tiene su aplicación en nuestras vidas son los siguientes:

  • Alimenta y estimula nuestro desarrollo personal.
  • Nos ayuda a entender cómo el contexto puede influir en las emociones de las personas.
  • Enriquece nuestra forma de ver la vida, ya que nos aporta otros puntos de vista.
  • Nos ayuda a buscar las cosas que tenemos en común con los demás.

La escucha empática nos ayuda a adaptarnos de forma exitosa a todo lo que nos exige el día a día para mejorar en todos los niveles.

¿Cómo nos ayuda a cuestionar nuestras ideas?

La escucha empática no solo nos ayuda en lo personal y social, sino que también nos ayuda a preguntarnos sobre algunas de nuestras creencias e ideas, a reflexionar acerca de nuestro modo de ver el mundo. Nos permite ponernos en el lugar de la otra persona y tener en cuenta otras formas de pensar o resolver los problemas y necesidades, es decir, otras formas de ver el mundo.

Con la escucha empática podemos enriquecer nuestra forma de ver la vida, nuestra visión de la realidad, nos da la oportunidad de corregir nuestros errores y adelantarnos a las reacciones que puedan tener las otras personas en determinadas situaciones.

Además de todo esto, también nos da la posibilidad de cambiar nuestras opiniones preestablecidas sobre otras personas y los prejuicios cuando asumimos, sin tener ni idea, lo que sienten o piensan los demás.

Con respecto a la escucha empática podemos decir…

Ya has podido ver lo importante que es la habilidad de la escucha empática para mejorar nuestra forma de relacionarnos con otras personas, tanto a nivel personal como profesional. Además, nos sirve para optimizar nuestro desarrollo personal y aprendizaje sobre el mundo.

Tener en cuenta la escucha empática en nuestro día a día nos va a proporcionar enormes beneficios y nos va hacer mejores personas, ya que nos ayuda a entender el porqué de ciertos comportamientos de los demás. Esta habilidad es clave para evitar las ideas preconcebidas que tenemos hacia otras personas o los prejuicios que nos pueden llevar a relacionarnos con el resto de una manera inadecuada por no ponernos en su lugar.

Te podría interesar...
Eres MamáLeerlo en Eres Mamá
Claves para enseñar escucha activa a los niños

Hablaremos en este artículo sobre algunas claves para enseñar escucha activa a los niños para que aprendan a escuchar con atención.



  • Naranjo, M. G. M. (2018). Escucha activa y empática. Editorial Elearning, SL.
  • Caballo, V. (1983). Manual de entrenamiento y evaluación de las habilidades sociales. Madrid: Siglo XXI.
  • Gómez, F. G. (2007). Comunicación y escucha empática de Carl Rogers. In Intervención social con familias (pp. 141-162).

Licenciada en Psicología por la Universidad de Murcia en 2009 (itinerario mixto en psicología clínica y educación). Máster de Práctica Clínica en Salud Mental por la AEPCCC (Asociación Española de Psicología Cognitivo Conductual) en 2010. Acreditada por la European Foundation of Psychology (EFP). Número de colegiado: COP Murcia MU:02396

Curso de Formador de Formadores, Formador Ocupacional, Psicología Infantil, entre otros por la Universidad Antonio de Nebrija. Experiencia como formadora en Escuela de Padres durante 4 años.

Participación en Symposium Internacional sobre Familia y Psicología de la salud, así como, en el estudio para la Identificación de Alumnos con Altas habilidades en Educación Secundaria, organizado por la Universidad de Murcia.

Psicóloga y directora de gabinete de psicología y educación durante 3 años. Redactora para revista online sobre maternidad, educación, bebés, psicología, etc.

Actualmente, trabaja como psicóloga a domicilio, desplazándose a casa del paciente con trastorno mental o emocional, especialmente en problemas educativos y clínicos infanto-juveniles (apoyo y refuerzo a niños con dificultades de aprendizaje, técnicas de estudio y orientación familiar).