Avulsión dental en niños: qué es y cómo actuar

La avulsión dental en niños es la expulsión de un diente entero fuera de la boca como consecuencia de un golpe. Aquí te contamos cómo actuar para ayudar a tu pequeño en esta situación.
Avulsión dental en niños: qué es y cómo actuar
Vanesa Evangelina Buffa

Escrito y verificado por la odontóloga Vanesa Evangelina Buffa el 09 diciembre, 2020.

Última actualización: 09 diciembre, 2020

La alegría de los chicos en sus juegos y deportes a veces puede verse opacada por golpes y traumatismos en la boca. En estos accidentes es posible que suceda la avulsión dental en niños, situación en la que una pieza dental sale expulsada de su lugar. Se trata de un momento de tensión, dolor y estrés. Como padre o madre, debes saber qué hacer para calmar y ayudar a tu pequeño en ese momento. Te contamos cómo.

¿Qué es una avulsión dental en niños?

La avulsión dental en niños es la salida completa de un elemento dentario del alveolo donde estaba insertado. La pieza dentaria sale expulsada de la boca de manera íntegra (corona y raíz del diente) sin que su estructura se vea comprometida.

El desprendimiento de un diente de su sitio natural se da como consecuencia de un traumatismo o golpe. Se considera una urgencia dental, pues es necesario actuar con rapidez para solucionar la situación.

La avulsión dental en niños puede suceder tanto en la dentición temporal como en la permanente. Los incisivos superiores son los elementos afectados con mayor frecuencia por ser los más expuestos a la hora de sufrir un golpe en la boca.

Niño con dolor en la boca porque ha sufrido una avulsión dental.

¿Qué hay que hacer frente a una avulsión dental en niños?

Al sufrir este tipo de traumatismos, el niño presenta dolor, sangrado y se genera una situación de estrés. El adulto que esté a cargo es el responsable de mantener la calma para actuar con rapidez y de manera adecuada. Los pasos a seguir serán diferentes si la pieza dentaria expulsada de la boca es un diente de leche o uno permanente.

Avulsión de un diente temporal

En los casos en los que el elemento dentario expulsado sea de leche, no debe volver a implantarse en el alveolo, pues podría dañar el germen del elemento permanente que se está formando dentro del hueso.

Lo que se debe hacer es acudir de manera urgente al odontólogo. El profesional examinará con detenimiento toda la zona lesionada y hará radiografías para observar si hay fracturas óseas y asegurarse de que no quedaron fragmentos de diente en otras zonas.

Avulsión de un diente definitivo

En los casos en que el diente expulsado de la boca sea permanente y el niño no presenta complicaciones graves que requieran ir urgentemente al hospital (pérdida de conciencia, hemorragias, vómitos, confusión), el adulto deberá contactar con un dentista que lo ayude y aconseje en ese momento. Los pasos a seguir son los siguientes:

  1. Buscar el diente: tratar de encontrar la pieza dentaria expulsada lo más rápido posible. Tomarla por la corona y nunca por la parte de la raíz, la que debe mantenerse intacta.
  2. Limpiar la pieza dentaria: si el diente encontrado está muy sucio, se debe lavar con agua limpia durante diez segundos, agarrándolo desde la corona. No se debe tocar la zona de la raíz ni frotar o secar.
  3. Recolocar el diente: se debe tratar de colocar el elemento dentario en la posición correcta dentro del hueco que dejó en la boca antes de que se forme el coágulo. Se le pide al niño que muerda una gasa o un pañuelo para mantener el diente en su lugar. Se acudirá con urgencia al dentista.
  4. Traslado de la pieza dentaria: si no se logra recolocar el diente en su alveolo, es necesario mantenerlo húmedo. Se debe transportar en un vaso de leche o solución fisiológica, o bien dentro de la boca del niño, debajo de la lengua, cuidando de que no lo trague. No hay que colocarlo en un pañuelo ni servilleta para que no se deshidrate.
  5. Consultar con urgencia al dentista: llevar al niño al odontólogo lo más rápido que se pueda, preferiblemente en la primera hora tras haber sufrido el traumatismo. Cuanto antes se comience a resolver la situación, mejor será el pronóstico.

Tratamiento

Cuando el niño llegue a la clínica, el odontólogo será el encargado de manejar la situación y la atención del pequeño será la prioridad. Los adultos que acompañen deberán controlar su ansiedad para dejar actuar al profesional y transmitir tranquilidad al menor.

El dentista hará un examen clínico y radiográfico. En el caso de que la pieza afectada sea definitiva, se colocará de nuevo en el alveolo (o se controlará su posición si el paciente ya la traía reimplantada).

Niña en el dentista porque sufre sensibilidad dental.

Luego se tomará otra radiografía de control con el diente ya ubicado. Se hará morder con cuidado al pequeño para probar la mordida y asegurarse de que no haya interferencias en la oclusión.

Para que el diente reimplantado quede sujeto, el odontólogo le realizará una férula para inmovilizarlo. Esto consiste en unirlo con alambre de ortodoncia y composite (material estético que se utiliza en los empastes) a los dientes vecinos para evitar cualquier tipo de movimiento. La férula se dejará, por lo menos, durante tres semanas.

Será necesario el uso de antibióticos y antiinflamatorios para evitar infecciones, molestias y para favorecer la recuperación. La colocación de la vacuna antitetánica también será necesaria.

En los casos de la avulsión de un diente temporal, es necesario acudir de manera rápida al odontólogo de igual manera. El dentista controlará los tejidos duros y blandos afectados.

Según la edad del niño y el tiempo que falte para el recambio dental, puede ser necesaria la colocación de un aparato protésico. Este tiene la función de mantener el espacio para los dientes definitivos y devolver la estética y funcionalidad perdidas.

Recomendaciones después de una reimplantación dental

Después de que el odontólogo haya reimplantado el diente en su alveolo y lo haya inmovilizado, indicará ciertos cuidados especiales:

  • Dieta blanda: evitar comidas que necesiten mucha masticación. Los alimentos ligeros y fríos, como batidos, yogures y helados, ayudarán a una mejor recuperación.
  • Reposo de la zona: no morder con el diente reimplantado.
  • Mantener una buena higiene oral: no suspender la higiene oral. El cepillado en la zona debe ser con cuidado y con un cepillo suave. Puede que el odontólogo indique complementar con algún enjuague antiséptico.
  • Controles odontológicos periódicos: se pautarán visitas periódicas para controlar la evolución y para chequear el estado de la férula. Después de que se retire la inmovilización, se deben realizar controles al mes, 3 meses, 6 meses y al año. Puede que el elemento dentario reimplantado necesite recibir en algún momento un tratamiento de conducto.
    Niña con una gasa en la boca.
  • Atención a complicaciones: el odontólogo dará señales de alerta para prestar especial atención, como aparición de fístulas, salida de pus, dolor intenso o hinchazón en la cara.

¿Cómo prevenir una avulsión dental en niños?

Para evitar la avulsión dental en niños es importante evitar aquellas situaciones que favorezcan los golpes y las caídas. Deben obviar saltar de columpios en movimiento y correr en los bordes de las piscinas.

Dado que los dientes superiores extruídos hacia afuera tienen mayor riesgo de sufrir las lesiones, tratar estas malposiciones con ortodoncia también es una manera de prevención. En el caso de niños pequeños es aconsejable no usar andadores.

Se recomienda usar protección bucal para practicar deportes de riesgo y andar en bicicleta o patines. El protector bucal es un dispositivo transparente que se coloca en la boca. Es un gran aliado para evitar la avulsión dental, pues ayuda a amortiguar los golpes sobre la mandíbula y a proteger los elementos dentarios.

Actuar con rapidez es la clave

Ante una avulsión dental en niños, saber qué hacer y actuar con prisa, determinación y calma harán la diferencia. Cuanto antes se acuda al odontólogo, mejor pronóstico tendrá el elemento dentario perdido. Los golpes en la boca se pueden prevenir, pero a veces son inevitables. Si tu pequeño pierde un diente por un traumatismo, ya sabes cómo actuar para ayudarlo.

Te podría interesar...
Traumatismos dentales en niños
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
Traumatismos dentales en niños

En este artículo te contamos todo lo que debes saber sobre los traumatismos dentales en niños. Te explicamos por qué suceden y cómo actuar.



  • Fernández, Pedro P. Mejía, and Keyla De la Hoz Fonseca. "Medios de almacenamiento para dientes avulsionados. Una revisión." Salud Uninorte 33.3 (2017): 517-531.
  • Martínez Sánchez, Esther de Jesús. "Avulsión dental." (2017).
  • Asencio Sevillano, Arturo. "Nivel de conocimiento sobre el manejo inmediato de la fractura y avulsión dental de los estudiantes de Escuela Profesional de Educación Física de la UNMSM, Lima 2019." (2019).
  • Muñoz Molina, María Gabriela. Tratamiento multidisciplinario post traumatismo dentario (avulsión) realizado en un adolescente de 13 años. Reporte de un caso. BS thesis. QUITO/UIDE/2018, 2018.
  • De la Teja-Ángeles, E., et al. "Avulsión dental." Acta Pediátrica de México 37.2 (2016): 132-133.
  • Jiménez Cunjamá, Fernando Antonio, and Emir Alejandro Chambé Coello. Manejo y tratamiento de avulsión dental en dientes jóvenes de la segunda dentición. Diss. Facultad de Ciencias Odontológicas y Salud Pública-Cirujano Dentista-UNICACH, 2019.
  • Angulo Cadena, Karen Stefania. "Prevalencia de avulsión dentaria en escolares de 6-11 años distrito 5 de Guayaquil semestre A-2018." (2018).