Zapatillas con ruedas, ¿sí o no?

Francisco María García · 15 enero, 2019
Las zapatillas con ruedas, en el desarrollo del niño, deben ser entendidas más como un juguete que como un calzado habitual. Es decir, que puestas durante un exceso de tiempo son más los perjuicios que los beneficios para los pequeños.

En la actualidad, es normal ver a los niños en la calle calzados con zapatillas con ruedas. Están cada vez más de moda, pero la pregunta es si son buenas o si resultan peligrosas para la salud.

Dependiendo del uso que se dé a estas zapatillas, así serán los beneficios o consecuencias que tendrán. Por eso, es importante conocer acerca de este calzado que hoy es tan popular entre los más pequeños.

Zapatillas con ruedas: ¿qué son?

A este tipo de calzado, se lo conoce también como heelys. Son zapatillas, generalmente tipo deportivas, que poseen una rueda en la parte del talón, lo que permite a la persona que las porta deslizarse sobre la superficie. Ya hace algunos años que este artículo se ha introducido en el mercado, haciéndose popular sobre todo entre los niños de tres a doce años de edad.

La pregunta más habitual es si son beneficiosas las zapatillas con ruedas. Lo cierto es que este tipo de zapatillas es más un juguete que un tipo de calzado para usar durante todo el día. Se trata de zapatillas que los niños deberían usar en ciertos momentos, pero no para sus actividades cotidianas. La mayoría de las heelys tienen diseños tipos deportivos, lo que las hace parecer útiles para el uso diario.

En la práctica y aunque estas zapatillas con ruedas tienen sus ventajas, resultan poco saludables si se las destina al uso diario.

Cómo elegir mejor los zapatos para tu bebé

Ventajas y beneficios de que los niños utilicen las zapatillas con ruedas

Para los niños, llevar zapatillas con ruedas puede resultar bastante divertido. ¿Por qué? Estas les aportan mayor agilidad al moverse, alcanzando mayores distancias en menor tiempo. A pesar de tener un diseño deportivo, su principal atractivo radica en la diversión que generan. Es decir, las zapatillas con ruedas son un juego para los niños, un gran entretenimiento.

Desventajas de las heelys

Las zapatillas con ruedas presentan muchas más desventajas que ventajas si se las destina especialmente al uso cotidiano. En primer lugar, llevar estas zapatillas puede resultar un tanto peligroso para los niños.

Con estos dispositivos en los pies, los niños muchas veces no controlan la velocidad a la que van, lo que podría causar un tropezón o caída. Una caída imprevista podría provocar heridas o algún tipo de fractura. Una buena manera de prevenir este tipo de accidentes es utilizar las protecciones necesarias.

Una de las desventajas más importantes a tener en cuenta de estas zapatillas, estriba en lo poco beneficiosas que resultan estas zapatillas en cuestiones de salud. Además de lesiones en las extremidades por posibles caídas, el uso excesivo de las heelys puede producir dolores de espalda en los niños.

No hay que olvidar que, con este tipo de calzado innovador, el pie nunca pisa completamente la superficie. Cuando los niños utilizan las zapatillas con ruedas su apoyo es muy inestable, lo que además de causar dolores, a la larga podría provocar problemas de salud de mayor consideración.

¿Es recomendable que los niños usen las zapatillas con ruedas?

En conclusión, se puede decir que si este tipo de calzado se utiliza como un juego durante un tiempo determinado al día, no habrá consecuencias mayores. Más bien será un momento de diversión para el niño.

Lo que sí es perjudicial y trae consecuencias para la salud, es el abuso en la utilización de las zapatillas con ruedas; es decir, usarlas como calzado habitual.

¿Cuál es el calzado más adecuado para el uso diario de los niños?

Básicamente, un buen calzado para uso diario debe tener la parte delantera lo suficientemente ancha para que los dedos del pie no se encuentren apretados. Además, deben ser flexibles en la parte media y contar con un talón que aporte la estabilidad necesaria.

El calzado infantil es importante para prevenir los pies planos en niños.

En resumen, respondiendo a la pregunta inicial, puede decirse que no habrá problemas en que los niños utilicen las zapatillas con ruedas, siempre que sea para un momento determinado; o sea, un momento de diversión. No se recomienda en ningún caso su utilización como calzado diario, ya que podría afectar a la salud de los pequeños.