Cuidados a tener en cuenta después de una cesárea

El nacimiento de un hijo es un acto maravilloso que toda mujer embarazada espera con ansias. Sin embargo, es necesario tener en cuenta que se deben tener ciertos cuidados especiales después de una cesárea.
Cuidados a tener en cuenta después de una cesárea

Última actualización: 24 septiembre, 2022

La mujer que se sometió a cesárea para traer el mundo a su hijo necesita cuidarse sobremanera, incluso, mucho más que las que pasaron por un parto vaginal. En el presente artículo te comentamos por qué es necesario tener en cuenta tantos cuidados después de una cesárea. Además, te hablaremos de otros pormenores relacionados con la temática.

Al tratarse de un procedimiento invasivo, la cesárea está asociada a una gran cantidad de complicaciones, no solo durante la operación, sino después de la misma. Es por ello que las mujeres que se someten a esta cirugía deben tener ciertos cuidados especiales y seguir algunas recomendaciones específicas.

¿Por qué los cuidados especiales?

Porque la cesárea es básicamente una intervención quirúrgica con los peligros y las vulnerabilidades de las restantes operaciones médicas. Aunque es la alternativa que deben tomar los médicos para hacer nacer a una criatura después que aparece algún problema con el parto vaginal, no deja de tener riesgos.

Es importante comentar que la recuperación tras una cesárea es mucho más lenta que la de un parto normal. Existen féminas que pasadas algunas horas de dar a luz mediante un parto sin complicaciones pueden caminar y, prácticamente, retomar sus rutinas de vida. En cambio, las mujeres que se someten a una cesárea necesitan semanas para recuperarse por completo.

depresion-posparto-500x258

Otro punto a destacar es que algunos expertos consideran que las incisiones en el vientre de la mujer nunca llegan a sanarse internamente, por lo que la misma, debe siempre tener en cuenta esta particularidad y evitar, por ejemplo, cargar pesos excesivos o, incluso parir, en embarazos futuros.

Sin embargo, tal afirmación ha demostrado ser falsa en la actualidad a través de múltiples estudios. De hecho, una publicación de la revista Obstetrics and Gynecology demostró que el parto vaginal después de una cesárea disminuye la morbilidad materna y reduce la probabilidad de sufrir complicaciones en un embarazo futuro.

Cuidados especiales después de una cesárea

Primero que nada, es necesario tener en cuenta que la incisión puede estar elevada y ser más rosada que el resto de la piel los primeros días. Además, se presentará un dolor moderado en la herida, el cual debe desaparecer a los pocos días. Lo ideal es tomar analgésicos para controlar la incomodidad.

Los mismos cuidados que se llevan luego de una operación, son los que deben tomarse después que una mujer pasa por una cesárea. A continuación, te hablaremos sobre ellos.

1. Guardar reposo sin dejar de caminar ni de mantenerse activas

Aunque luego del nacimiento de un bebé, reposo es lo que menos guarda su mamá, hay que saber que la puérpera de cesárea reciente debe recibir el apoyo de toda la familia, tanto para contribuir con su descanso, como ayudar con las constantes atenciones que necesita el recién nacido.

Las féminas que se encuentran en este caso deben descansar lo más posible y tomar al menos una siesta durante el día, aprovechando también el sueño de su hijo. Solo de esta manera, se recuperarán mucho más pronto.

Pero bien, a pesar de que pueda parecer una paradoja, así como se recomienda que las mujeres que pasaron por una cesárea, días posteriores a la misma guarden reposo, para nada se sugiere que se sometan al pleno descanso y al sedentarismo.

El ejercicio físico que hacen al caminar las ayudará a mantener la circulación sanguínea y prevenir la formación de coágulos de sangre en su vientrePor su parte, una investigación publicada en 2021 demostró que las mujeres que caminaban menos después de una cesárea eran más propensas a sufrir complicaciones.

Entonces la fórmula está en levantarse, atender a su bebé, cargarlo, amamantarlo, cambiarle el pañal y dedicar tiempo a ellas mismas andando despacio y con total paciencia; y tomar algún que otro reposo en determinado momento para no esforzarse demasiado.

cesárea cicatriz

2. Comer de manera sana

En plena recuperación se necesita llevar una dieta balanceada pero rica en nutrientes. Esto también incidirá favorablemente en la calidad de la leche que produzca para su hijo. De hecho, un estudio reciente establece que la cesárea tiene un efecto perjudicial en la lactancia temprana, por lo que aumentar la calidad de la leche con la alimentación puede traer grandes beneficios.

Lo ideal es comer pequeñas porciones alrededor de 5 veces al día. Además, se recomienda aumentar el consumo de frutas y vegetales, así como tomar al menos 2 litros de agua al día.

Hay que evitar los alimentos chatarra, comidas picantes y demasiado condimentadas que puedan provocar constipaciones que les haga doloroso el momento de la defecación.

3. No cargar peso ni mantener relaciones sexuales

Uno de los principales cuidados después de una cesárea es no levantar peso, pero esto no quiere que no pueda cargar a su hijo. El peso de su bebé no debe hacerle ningún daño. Sin embargo, el peso excesivo está totalmente contraindicado durante las primeras semanas posteriores a la intervención.

Por su parte, cualquier tipo de contacto sexual deberá evitarse hasta que el médico indique que es seguro, generalmente durante 6 semanas. Las mismas suelen poner mucha presión sobre la pelvis, lo que podría resultar perjudicial. Tampoco se recomienda el uso de tampones ni la realización de duchas vaginales.

4. Estar alerta a determinadas señales

Cualquiera de los síntomas que te citamos a continuación te servirán para visitar inmediatamente a tu ginecobstetra, porque indicarán que puedes estar presentando un problema asociado a la cesárea.

  • Temperatura mayor a 38 °C.
  • Dolor de cabeza intenso después de la cesárea.
  • Dolor abdominal repentino.
  • Flujo vaginal fétido.
  • Secreción purulenta en la herida quirúrgica.
  • Dolor al orinar o sangre en la orina.
  • Sangrado vaginal abundante y repentino.
  • Aparición de sarpullido o urticaria.

5. Limpiar la herida de forma adecuada

Mantener la herida limpia es fundamental para prevenir la aparición de infecciones y para favorecer a la cicatrización, por lo que es uno de los principales cuidados que se debe tener después de una cesárea. Por fortuna, el cuidado de la incisión es muy sencillo, solo deberá lavarse con agua y jabón neutro una vez al día, para luego secarla con una gasa usando movimientos suaves.

La herida deberá cubrirse con un apósito que le permita respirar para controlar de forma adecuada la humedad de la misma. Además, deberás estar atenta ante cualquier cambio en la herida que sugiera la presencia de una infección, como el aumento de la temperatura, la inflamación o la supuración de algún punto. En caso de notarlos deberás llamar al médico de forma inmediata.

Por su parte, los especialistas recomiendan mantener la herida seca y cambiar los apósitos 1 vez al día o en caso de derramar alguna sustancia. Además, no se recomienda aplicar ningún tipo de remedio natural en la zona.

¿Cuáles síntomas son normales después de la cesárea?

Estimada mamá, puedes tomar como normal y no preocuparte si te aparecen los siguientes síntomas:

  • Entumecimiento alrededor de la herida.
  • Picor en la zona que rodea los puntos (esto es señal de que está sanando).
  • La apreciación de una gama de colores alrededor de la herida: azulado, amarillo, verdoso, lila… estas coloraciones son similares a las que aparecen luego que se recibe un golpe, por ejemplo, en las piernas. En este caso no deben preocupar a la puérpera porque están asociadas a la manipulación que tuvo esa zona durante la intervención quirúrgica.
  • Sangrado vaginal leve o loquios, los cuales deberán dejar de ser sanguinolentos en las primeras 24 o 48 horas. Sin embargo, los loquios pueden durar hasta 6 semanas en total.

Los cuidados después de una cesárea garantizan la pronta recuperación

Como puedes ver, existe una serie de cuidados a tener en cuenta después de una cesárea. Por fortuna, los mismos son muy simples y se pueden llevar a cabos sin mayor dificultad. La mayoría de ellos se centran en mantener una adecuada higiene de la herida quirúrgica y favorecer la cicatrización.

No obstante, debes tener en cuenta que siempre que notes alguna molestia o cambio alarmante deberás consultar con el médico. El especialista estará en la capacidad de identificar y corregir alguna situación patológica de forma oportuna.

Te podría interesar...
Recuperación de una cesárea: lo que debes saber
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
Recuperación de una cesárea: lo que debes saber

La recuperación de la cesárea toma más tiempo que la de un parto normal, pues es una cirugía mayor que amerita cuidados propios.



  • ACOG Practice Bulletin No. 205: Vaginal Birth After Cesarean Delivery. Obstet Gynecol. 2019 Feb;133(2):e110-e127.
  • Engel O, Haikin Herzberger E, Yagur Y, Hershko Klement A et al. Walking to a better future? Postoperative ambulation after cesarean delivery and complications: A prospective study. Int J Gynaecol Obstet. 2021 Jul 2.
  • Zhang F, Cheng J, Yan S, Wu H, Bai T. Early Feeding Behaviors and Breastfeeding Outcomes After Cesarean Section. Breastfeed Med. 2019 Jun;14(5):325-333.
  • Macones GA, Caughey AB, Wood SL, Wrench IJ et al. Guidelines for postoperative care in cesarean delivery: Enhanced Recovery After Surgery (ERAS) Society recommendations (part 3). Am J Obstet Gynecol. 2019 Sep;221(3):247.e1-247.e9.
  • Fuchs F, Benhamou D. Post-partum management after cesarean delivery. Guidelines for clinical practice. J Gynecol Obstet Biol Reprod (Paris). 2015 Dec;44(10):1111-7.
  • Quinlan JD, Murphy NJ. Cesarean delivery: counseling issues and complication management. Am Fam Physician. 2015 Feb 1;91(3):178-84.