8 trucos para motivar a los niños a estudiar

Astrid Moreira · 21 diciembre, 2017
Muchos padres se preocupan porque sus hijos no obtienen buenas notas en clase o no quieren realizar sus tareas. Si se muestran apáticos y con desánimo, puede que estén desmotivados.

A veces es un poco difícil motivar a los niños a estudiar, pero eso no significa que sea imposible. Como padres nos preocupa que nuestros hijos adquieran conocimientos adecuadamente y obtengan buenas notas, es por eso que nuestra participación en su vida escolar también será muy importante para su rendimiento. Con estos trucos que te presentaremos a continuación lograrás que tu hijo se sienta motivado a la hora de estudiar.

Trucos para motivar a los niños a estudiar

Cuando un niño se enfrenta al reto de ir al colegio para adquirir conocimiento y hacer exámenes, sus resultados estarán sujetos a dos factores muy importantes: su capacidad intelectual y su motivación para estudiar. Si está presentando problemas con el segundo factor, estos consejos para motivar a los niños a estudiar te serán muy útiles:

  1. Comenta con el niño diferentes experiencias de otras personas que hayan tenido éxito en cualquier profesión (deportistas, abogados, ingenieros). Esto le permitirá a tu hijo comprender que su esfuerzo traerá frutos al final y valdrá la pena estudiar para lograrlo.
  2. Fíjale objetivos a corto y largo plazo. Cuando, por ejemplo, se marque como objetivo sacar un 10 en alguna materia como matemáticas, debe dejarlo por escrito en un lugar visible. Esto causará que el niño visualice el logro de esta meta y lo tenga siempre presente.
  3. Es importante reconocer el esfuerzo y celebrar sus logros. Frases tan sencillas como “estoy muy orgullosa de ti” o “sabía que eras capaz de lograrlo” son palabras muy importantes para el niño.
  4. Si obtiene una nota que no era la esperada, aliéntalo a continuar y salir adelante. No puedes cometer el error de comparar su capacidad con la de algún hermano o hijo de una persona cercana que tenga mejores resultados que los de él. Recuerda que cada niño tiene su tiempo de aprendizaje.
  5. Si le ofreces algún premio por un logro, debes asegurarte de que sea de su gusto. Es mejor incluso pequeños premios por logros a corto plazo. Para que estos premios no se vuelvan costumbre, ofrécelos cuando quieras que el niño cumpla con alguna tarea o examen que le resulte difícil.
  6. No debes comentar en público si tu hijo tiene bajo rendimiento. Lo único que causará es que el niño se sienta humillado y se desmotivará por completo, por lo que tendrá menos ánimo para estudiar.
  7. No es bueno que los niños escuchen a sus padres criticar las técnicas de enseñanza de los profesores, y tampoco escucharlos decir que la enseñanza es deficiente.
  8. Es positivo que los niños vean asistir a sus padres a las reuniones que se realizan en el colegio, que participen en las actividades y que colaboren con los profesores constantemente. Esto causa que el niño sienta que te preocupas por él y quieres que se sienta cómodo.
Controlar los nervios puede resultar muy fácil con unas técnicas de relajación adecuadas

¿Cómo detectar que un niño está desmotivado?

Muchos padres buscan ayuda psicológica para detener la motivación en sus hijos, lo que no está mal, pero también la solución puede estar en nuestras manos. Si ves estos síntomas en el niño, puede estar sufriendo desmotivación:

  • No tiene interés por realizar ninguna actividad.
  • Se muestra apático y con falta de energía.
  • No se muestra receptivo para realizar cosas nuevas.
  • No siente pasión por ningún pasatiempo o actividad.
  • Parece ser un niño perezoso.
  • No tiene iniciativa para realizar tareas por sí mismo, solo realiza las tareas que se le exigen.
  • No parece estar feliz con ninguna actividad.
  • Todo lo hace rápido para salir del paso.
  • No siente ilusión por nada de lo que sucede en su entorno.
  • No tiene ganas de hacer las cosas bien.
  • Tiene la sensación de que no es entendido por las personas de su entorno.
  • No tienen claro qué espera su entorno de ellos.
  • No percibe que su esfuerzo sea valorado.

“La técnica de los cuadros de incentivos es muy útil para mejorar  y valorar el comportamiento de los niños”

¿Qué causa que los niños se desmotiven?

La desmotivación en los niños es algo normal, mientras no se alargue con el tiempo. Incluso a los adultos nos ocurre que nos desmotivamos en algún momento de nuestras vidas y eso provoca que no realicemos nuestras actividades con toda nuestra energía, tal y como ocurre también con los niños. Pero, ¿qué puede causar que un niño se desmotive?

  • No reciben la atención que necesitan de parte de sus padres.
  • No encuentran sentido a las cosas que hacen durante el día.
  • Realizan únicamente las tareas que su entorno les exige y no las que ellos quieren.
  • Las tareas que les piden son difíciles de hacer y esto les causa frustración.
La cantidad de deberes que tiene un niño a veces es enorme.

  • Tienen algún problema psicológico que no les permite avanzar.
  • Se desenvuelven en un ambiente donde no existe motivación.
  • En casa las normas son muy rígidas.
  • El nivel de exigencia de los padres es de gran nivel.
  • El estilo de crianza es autoritario.

Cada niño tiene su capacidad de entendimiento y su tiempo para madurar. Motivar a los niños a estudiar es de vital importancia para que puedan lograr cada uno de sus objetivos. Debemos apoyarlos y acompañarlos para que no se desmotiven ante cualquier situación.