Recetas de cuchara para el tercer trimestre de embarazo

10 diciembre, 2018
Este artículo fue redactado y avalado por el abogado Francisco María García
Los platos de cuchara son una excelente opción saciante y nutritiva. Para las mujeres embarazadas hay un gran número de ideas, perfectas para el tercer trimestre de gestación.

La recta final del embarazo exige especialmente una buena alimentación. Esta última etapa de gestación del bebé viene acompañada de mayores necesidades energéticas. Las recetas de cuchara son una opción excelente: saciantes, sabrosas y fáciles de preparar.

En el último trimestre de embarazo seguramente te sientas muy cansada y tengas ciertos dolores por el aumento de peso del bebé y sus movimientos. Es en este último trimestre donde se produce el desarrollo cerebral del bebé, además de su crecimiento óseo.

Por eso es necesario incorporar nutrientes específicos y en mayor cantidad para acompañar la salud de ambos. Puede que los profesionales aconsejen suplementos vitamínicos pero solo para complementar. En el caso de las vitaminas, se deberían consumir a través de alimentos naturales, de calidad.

En términos de cantidad, los nutricionistas aseguran que se deben consumir unas 350 calorías más de las que se consumían normalmente. Es decir, si una mujer tenía una dieta de 1800 kcal, durante el embarazo deberá realizar una de 2150 kcal, sean alimentos salados o postres. Aún así, no existen fórmulas mágicas, todo depende del Índice de Masa Corporal (IMC) y de lo que te recomiende tu médico.

Tener una buena alimentación es clave para el correcto desarrollo del feto.

Nutrientes y vitaminas fundamentales en el tercer trimestre de embarazo

  • Ácidos Grasos Omega 3: necesarios para el desarrollo cerebral del bebé, el sistema circulatorio y la retina.
  • Calcio: se debe incrementar unos 400 miligramos diarios para que la madre no sufra las consecuencias.
  • Yodo: también importante para el cerebro del niño, por lo que se pueden tomar complementos.
  • Vitamina D: el organismo produce esta vitamina cuando la piel está en contacto con el sol y transforma el colesterol. Algunos minutos diarios son suficientes, además de consumir yema de huevo.

Desde el portal de salud MedlinePlus recomiendan comer panes, galletas y cereales hechos con granos integrales. Además, en cuanto a los lácteos apuntan que «consumir leche descremada, al 1% o al 2%, reducirá en gran medida la cantidad de calorías y grasa que come».

Recetas de cuchara para el tercer trimestre de embarazo

Como consejo, recuerda que el momento de cada comida debe ser disfrutado. Es fundamental comer de forma pausada, lo que ayudará a mejorar la digestión. Intenta no abusar de las grasas y presta atención a la fibra y a la fruta (5 piezas al día). 

Arroz con bacalao al curry

Una comida típica, sabrosa y que aporta hidratos, omega 3 y proteínas.

Ingredientes

  • Arroz integral 160 gramos
  • Bacalao 200 gramos
  • Un pimiento
  • Una cebolla
  • Un diente de Ajo
  • Dos huevos
  • Curry, dos cucharadas de té
  • Cúrcuma, 1 cucharadita
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Agua

Preparación

  1. Coloca en una sartén aceite de oliva, pimiento, cebolla y ajo picados.
  2. Rehoga durante unos ocho minutos con una pizca de sal.
  3. En medio litro de agua hirviendo, coloca el bacalao cortado en trozos. Cuando rompa a hervir, espera un minuto, retira del fuego y separa el bacalao.
  4. Agrega a las verduras el arroz, el curry y cúrcuma. Mezcla durante un minuto y cubre con el agua del bacalao.
  5. Deja cocinar durante 18 minutos y agrega el bacalao que se había separado.

Ensalada de pasta con nueces y manzana

Esta receta es perfecta si quieres un plato ligero, fresco y de fácil digestión. Toma nota:

Ingredientes

  • 200 gramos de espirales de pasta
  • 4 manzanas
  • 50 gramos de nueces peladas
  • Sal
  • 1 limón
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cucharada de miel

Preparación

  1. Cocina por separado la pasta en agua con sal.
  2. En un recipiente, coloca el zumo de un limón y sumerge las manzanas peladas cortadas en cubo.
  3. Cuela la pasta y viértela en una fuente. Agrega las manzanas, las nueces y rocíala con el aceite de oliva y la miel.

Recomendaciones

  • No olvides equilibrar los ingredientes. De esta manera si se prepara una ensalada de pasta al mediodía, no ingieras hidratos de nuevo sino verduras o proteína.
  • Todos los días deben cubrirse las necesidades de lácteos no grasos, frutas, verduras, legumbres, cereales y carnes. Cada uno de ellos aporta algo que el bebé está esperando para continuar con su desarrollo.
  • Realiza actividad física, evita el sedentarismo. Hacer pilates o nadar son buenas opciones.
  • No comas carne ni pescado crudos, y tampoco embutidos frescos.
  • Por último, recuerda que la hidratación es siempre un aspecto fundamental pero en esta etapa más porque sois dos. Ten en cuenta la recomendación de beber mínimo 2 litros de agua al día.