¿Qué son las medidas provisionales en procesos de familia?

10 octubre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el abogado Francisco María García
¿Qué son las medidas provisionales en procesos de familia? Se trata de regulaciones temporales de los derechos de las partes, padres e hijos, mientras se llega a una resolución judicial.

Las rupturas matrimoniales problemáticas suelen ser largas, disputadas y agotadoras en términos emocionales. Mientras no tengan una sentencia firme o acuerdo, las partes carecen de regulación. Para evitar este escenario, existen las medidas provisionales en procesos de familia.

Las medidas provisionales son una figura legal que auxilia a quienes disputan en medio de un divorcio. Las mismas establecen un orden en temáticas que son fundamentales para los afectados. De esta forma, se regulan las relaciones entre los separados hasta que el proceso de divorcio culmine con una sentencia.

Básicamente, las medidas provisionales en procesos de familia regulan cuestiones en cuatro aspectos fundamentales: las relaciones con los hijos en común, uso de la vivienda familiar, las cargas económicas matrimoniales y la administración de bienes.

Relación y protección de los hijos en común en los procesos de familia

Las medidas provisionales protegen en especial los derechos de los hijos en medio del divorcio. Lo primero que puede establecerse de forma provisional es la forma en que estos se relacionan con sus progenitores. De esta manera, se puede asegurar un régimen de convivencia temporal diseñado en función del interés del menor.Niña abrazando un peluche mientras sus padres están sentados en el sofá hablando de medidas provisionales en procesos de familia.

En el caso de vivir separados, también se establecerán medidas para la convivencia entre hermanos. Además, se decide de forma temporal cómo se ejerce la potestad de los menores. El objetivo es resguardar la relación entre los hijos y sus padres más allá de la separación de los cónyuges.

Aunque existen algunas prácticas bastante comunes, cada caso es único en función de sus realidades propias. Lo fundamental es resguardar el bienestar de los hijos menores de edad a toda costa. Hay casos en donde incluso se le entrega la potestad temporal a los abuelos.

Cargas familiares: la responsabilidad debe continuar

De la misma forma que la relación familiar debe mantenerse, el sustento económico también. Por ello, la contribución a la alimentación de los hijos debe continuar. Añadido a esto, en algunos casos también procede dicho aporte para el alimento del excónyuge.

En España, este deber no se limita únicamente a los hijos menores de edad. Si la pareja tiene un hijo mayor de edad carente de recursos económicos, los progenitores podrían tener obligación a contribuir con su alimentación. Esto puede ocurrir, incluso, con personas emancipadas.

En realidad, las medidas provisionales en procesos de familia permiten establecer una pensión y un régimen de convivencia temporales. También pueden contemplarse otras medidas de trascendencia para los cónyuges.

Administración de bienes en común en los procesos de familia

Un asunto clave a definir en el divorcio es la división de bienes. Sin embargo, mientras este se desarrolla, se puede generar un régimen temporal para evitar disputas. Por ejemplo, se puede establecer el uso de la vivienda familiar por parte del cónyuge con la potestad de los hijos.

También se suele establecer un régimen de administración de los bienes comunes y gastos. Se pueden regular otros asuntos importantes mediante este tipo de acciones legales. De esta forma, los gastos de los litigios podrían ser pagados mediante el caudal común. Esto siempre y cuando uno de los cónyuges carezca de bienes y entrada monetaria suficiente.Padres discutiendo sobre el divorcio con sus hijos delante.

Mediante una medida provisional, es posible obtener la salida del territorio nacional de los hijos en común. También se puede suspender su pasaporte siempre que exista riesgo de sustracción de los niños. En realidad, se trata de un conjunto complejo y amplio de acciones que se pueden llevar a cabo.

¿Cómo solicitar medidas provisionales en procesos de familia?

Cualquiera de los cónyuges puede solicitar estas medidas antes de iniciar la demanda del divorcio, o mediante la misma. De hecho, al ser solicitada previamente, no se necesita de abogados o procurador, aunque todo debe ser por escrito. Por ello, se aconseja siempre la asesoría de un experto en derecho familiar.

A partir de aquí, se citará a ambas partes con la intención de que ambas lleguen a un acuerdo. De no alcanzarse, se escucharán las alegaciones de ambos y se dictarán las medidas. Esto último ocurrirá siempre que las mismas sean pertinentes.

Todos podemos solicitar ante la ley el establecimiento de estas medidas antes o durante el divorcio. Su regulación está contenida en los artículos 771, 772 y 773  la Ley de Enjuiciamiento Civil.