11 Técnicas de estudio para niños

Adrianazul · 13 mayo, 2017

Las técnicas de estudio para niños son actividades específicas y sistematizadas que suelen ser interiorizadas para adquirir conocimiento de manera más sencilla, lo que sin duda le ayudará con sus resultados académicos.

Además de ayudar a mejorar los resultados académicos, aplicar buenas técnicas de estudio acarrea ventajas en el proceso de aprendizaje de tu hijo como fomentar la motivación, favorecer el interés, facilitar la cooperación, permitir una mayor autonomía y una mayor iniciativa y creatividad.

El proceso de concienciación acerca de las necesidades del niño en el proceso de aprendizaje hizo surgir diferentes técnicas de estudio para ayudarlos a desenvolverse en esta etapa.

Afortunadamente se considera que el conocimiento debe ser transmitido de diferentes maneras y siempre teniendo en cuenta la etapa de desarrollo de cada niño, así como también sus características individuales, que van desde la personalidad hasta el contexto, entre otras, a fin de poder aplicar las técnicas de estudio que arrojen mejores resultados en el proceso de enseñanza de ese niño.

Aplica estas 11 técnicas para estudiar

Vamos a exponer a continuación 11 técnicas de estudio para niños que los padres o docentes pueden emplear con el fin de ayudar al niño a conseguir aquella que mejor se adapten a sus necesidades.

Es importante saber que las técnicas de estudio se pueden emplear una tras otra como si se tratase de un esquema, o bien se pueden tomar en forma individual:

  • La lectura: Todo texto, para poder ser asimilado, debe ser leído previamente, para ello se proponen dos tipos de lectura: La lectura exploratoria o pre-lectura. Esta primera lectura es de carácter rápido. Acerca al niño al texto o narración y la segunda es la lectura comprensiva. Luego de la primera lectura se hace una lectura comprensiva. Es recomendable detenerse en cada párrafo y elaborar una pequeña comprensión oral sobre lo leído en el párrafo anterior. De este modo se irá internalizando la comprensión del texto.
  • Subrayar: Generalmente la técnica del subrayado se aprende paso a paso. Lo ideal es que, luego de realizar el paso anterior de la lectura, se identifique mentalmente la idea principal y se responda a esta pregunta: ¿qué nos quiso decir el texto? Partiendo de esta pregunta, tu hijo puede subrayar lo más importante del texto o párrafo bien sea para una mejor comprensión o un posterior análisis
  • Realizar apuntes: Este paso consta de realizar un desarrollo propio de lo subrayado.Es importante y de utilidad que tu hijo elabore un escrito con palabras propias y no copiando literalmente lo que el texto dice. De este modo, podrás darte cuenta hasta dónde fue asimilado el texto. Por otra parte es importante respetar términos particulares que no pueden ser reemplazados por ejemplo: Si el texto es sobre un acontecimiento histórico, no es conveniente omitir en el resumen las fechas.

  • Elaborar mapas mentales: Los mapas mentales son de mucha ayuda particularmente para los niños que tienen memoria visual. Sin embargo, aunque tu hijo no tenga este tipo de memoria, los mapas suelen de ser mucha utilidad, puesto que asocia, mediante redes de comunicación, palabras claves a través de flechas.
  • Ficha de estudio: Este método sirve cuando es necesaria la incorporación de fechas o números. Suele emplearse mucho en asignaturas como historia, química, matemáticas, geografía e idiomas.
  • Test: Los test sirven para confirmar cuánto contenido ha sido asimilado tu hijo y cuándo es preciso repasar un poco más. Estos son parecidos a unas evaluaciones denominadas respuestas múltiples donde es necesario escoger la respuesta correcta de 3 o más respuestas posibles.
  • Utilizar reglas nemotécnicas: Las reglas mnemotécnicas se usan asociando un término de difícil asimilación a otro que sea conocido por el niño. De este modo se ancla una idea nueva a una ya existente. También es de mucha utilidad para recordar palabras o fechas.
  • Realizar dibujos: Muchos niños utilizan sus habilidades para dibujar. Este tipo de talento es particularmente útil en asignaturas como geografía, arte o historia. Un dibujo puede ayudar a tu a generar asociaciones mentales pictográficas.
  • Grabar las clases: Aquellos niños que suelen adquirir sus conocimientos mediante la vía auditiva se les suelen grabar las clases para luego reproducirlas en casa y volver a grabar lo mismo con su propia voz. La fuerza que emite este aprendizaje es muy poderosa y de gran utilidad, especialmente cuando el niño reconoce su voz en la grabación, puesto que genera un efecto de incorporación del conocimiento mucho más preciso que el escuchar una voz ajena.

Y aunque esta aparentemente no es una técnica de estudio, es indispensable contar con un espacio limpio y ordenado. Por otro lado es importante que sepas que puedes emplear cada una de estas técnicas como un esquema que va desde la primera hasta las últimas, lo cual contribuye a facilitar el aprendizaje de tu hijo.

No obstante, como se expresó al principio existen técnicas que resultan ser más utilizadas por algunos niños que por otros, ya que esto depende de las aptitudes natas del niño, de su personalidad, de su etapa evolutiva, del contexto y del tema a abordar.

Imagen de portada en mylittlewalnutphotography.com