Un estudio demuestra el peligro que corren tus hijos en Facebook

6 octubre, 2015

El Facebook al igual que todas las redes sociales ocupa gran parte del quehacer de niños y adultos en todo el mundo. Aunque parecieran espacios inofensivos, se han convertido en peligrosas ventanas de propagación de información privada, que resulta de utilidad a los malhechores. En tal sentido, un estudio reveló  el peligro que corren tus hijos en Facebook.

 

¿Qué peligro corren tus hijos en Facebook?

A veces somos los propios adultos quienes fomentamos la divulgación excesiva de información personal. Ya de por sí, está mal que propaguemos cosas de nuestra vida privada, pero mostrar cosas de nuestros niños es un error aún más grave.

Pese a que por lo general en los padres recae la responsabilidad de publicar imágenes de nuestros hijos, actividades de familia, conexiones personales y posesiones materiales. En gran medida, también los propios niños tienen el total dominio de esta plataforma y se exponen a situaciones adversas.

Sin embargo, que los niños sean dueños de su facebook sin control alguno, también es responsabilidad de los padres.

El peligro que corren tus hijos en Facebook pueden ser varios, pero peligros al fin y al cabo. A diario son muchos los casos de pornografía infantil, secuestro, bullying, manipulación emocional, robo de información y otros delitos graves.
Para poner al tanto a la sociedad de esta situación, un grupo de especialistas puso en práctica un agresivo experimento que reveló no solo el peligro que corren tus hijos en Facebook, sino además la facilidad con la cual son sometidos.

shutterstock_184279601

Un estudio revela el peligro que corren tus hijos en Facebook

Un estudio social realizado con personas reales arrojó un resultado preocupante para los padres, autoridades y comunidad en general.

Se trató de un experimento en el cual un blogger de la red social Youtube, decidió crear un falso perfil de Facebook para demostrar a cuántos niños y adolescentes podría atraer a su trampa de secuestro.

Aun cuando pensamos que nuestros hijos nunca harían algo así, el estudio demostró que los niños de tres familias accedieron a contactarse personalmente con un desconocido a escondidas de sus padres.

El joven del perfil falso era un encantador adolescente, el cual se comunicaba con estos niños por medio del Facebook. El resultado del experimento social fue revelado por medio de un video titulado Los peligros de las redes sociales (Un experimento social sobre depredadores sexuales).

shutterstock_208869163

Los Antecedentes

Una vez que el video fue publicado en agosto de 2015, comenzó a registrar millones de visitas. Esta particular situación, llevó a los medios a interesarse por la noticia; así que se pudo conocer en detalles la intención del proyecto.

Para Coby Persin, autor del video; la situación vivida por el asecho que sufrió la pequeña hija de la familia LeBlanc en Estados Unidos a través de la red social Instagram, lo llevó a crear un plan para concientizar sobre el tema.

El blogger que había acostumbrado a tomar ideas de la vida real y experimentar con personajes reales para sus videos, decidió colocar un anuncio para solicitar la cooperación de padres de familia en su proyecto.

La producción se realizó con seis familias que aceptaron, pero se publicó con las tres jóvenes más audaces de la cinta.

El Experimento

Para acercarse a las niñas cuya familia había autorizado el estudio, Persin creó un perfil de un niño de quince años llamado Jason Biazzo. Por medio del Facebook saludó a las niñas y les comentó cosas como que se había mudado a la ciudad recientemente y estaba interesado en conocer chicas.

Al cabo de cinco días, las niñas habían respondido abiertamente en las conversaciones con el falso Biazzo, además en ese tiempo accedieron a conocerle personalmente, un par de ellas durante la  noche y en situaciones sospechosas.

Pese a que las familias, no se mostraban convencidas de que sus niñas hicieran algo así, pasaron su mal rato cuando la producción las obligó a conseguir a sus hijas infraganti.
Este estudio además de revelador es también reflexivo, porque nos hace identificar nuestras debilidades con respecto a la crianza de nuestros niños.

Muchas veces por no querer ser padres autoritarios, les concedemos muchas libertades a los niños en las redes sociales, sin concientizarnos de los peligros que corren en estos espacios.

Fomentar el respeto, la comunicación adecuada, establecer normas y demostrar a nuestros niños que pueden confiar en nosotros, son las herramientas básicas para establecer una relación saludable entre padres e hijos.

Te puede gustar