Los 3 nutrientes, vitaminas y minerales esenciales en el embarazo

Es importante optimizar la dieta durante el embarazo para asegurar que el feto se desarrolle de buena manera. Te contamos cuáles son los nutrientes determinantes.
Los 3 nutrientes, vitaminas y minerales esenciales en el embarazo
Saúl Sánchez Arias

Escrito y verificado por el nutricionista Saúl Sánchez Arias.

Última actualización: 19 junio, 2022

Durante el embarazo existen una serie de nutrientes esenciales cuya ingesta diaria se vuelve trascendental de cara a asegurar el buen desarrollo del feto. De lo contrario, el futuro bebé podría experimentar problemas de salud graves que condicionasen su bienestar. Optimizar la dieta durante la etapa de gestación será clave para evitar patologías en un futuro.

Antes de comenzar, hay que destacar que, del mismo modo que se debe enfatizar sobre el consumo de ciertos nutrientes, será determinante evitar la presencia de tóxicos en la pauta. Tanto el alcohol como el tabaco deben prohibirse, ya que provocan una serie de efectos secundarios graves. Asimismo, conviene promocionar otros hábitos de vida saludables.

1. El ácido fólico, una vitamina esencial durante el embarazo

El primer nutriente que vamos a comentar es el ácido fólico. Se trata de una vitamina del grupo B que se encuentra en varios alimentos, como es el caso de las legumbres y de las espinacas. A pesar de que los requerimientos del mismo se cubren con facilidad, durante el embarazo se ven significativamente aumentados. Por este motivo se suele suplementar, tal y como evidencia un estudio publicado en la revista Annals D’Endocrinologie.

Si se experimenta un déficit de ácido fólico durante el embarazo, es posible que se genere un problema en el cierre del tubo neural del feto, lo que provocará alteraciones en el bienestar de por vida. Por eso, y a pesar de enfatizar en la presencia en la dieta de alimentos con la vitamina, se recomienda un aporte extra de la misma.

fuentes naturales de acido folico
La vitamina B9 o ácido fólico se encuentra presente en muchos alimentos naturales y frescos. Por eso, conviene incrementar su ración diaria, sobre todo en las primeras etapas del embarazo.

2. Hierro en el embarazo para prevenir la anemia

Según avanza el periodo de gestación se comienza a incrementar el volumen de sangre en el organismo de la mujer. Debido a ello, los requerimientos de hierro dietético aumentan también. Este mineral resulta esencial para asegurar el transporte de oxígeno a través de la sangre. De hecho, un aporte inadecuado provoca una situación de anemia, según se advierte en una investigación publicada en la revista The Medical Clinics of North America.

Curiosamente, la absorción del hierro dietético es muy mala. En el mejor de los casos se aprovecha un 15 o 20 % del total consumido, lo que es poco. Hablamos, además, de una situación en la que se administra el mineral procedente de alimentos de origen animal junto a una dosis de vitamina C y sin fibra en la comida.

Por esta causa, suele ser conveniente pautar también un suplemento de hierro junto al de ácido fólico. De este modo se previene una situación de anemia que podría generar cansancio extremo en la mujer embarazada, lo que impactaría negativamente sobre sus rutinas. Ahora bien, debe consumirse el producto de manera correcta. Es importante destacar que la fibra disminuye su absorción.

3. Omega 3, uno de los nutrientes fundamentales para el desarrollo neurológico

Incrementar el aporte dietético de omega 3 es una de las prioridades en cualquier etapa de la vida, al menos bajo los planteamientos de alimentación actuales. No obstante, todavía se vuelve más trascendental en el caso del embarazo, ya que este nutriente se relaciona con un buen desarrollo neurológico del feto.

Se trata de un elemento que contribuye a optimizar los mecanismos inflamatorios en el interior del cuerpo humano. Evita problemas relacionados con el sistema cardiovascular y consigue también reducir la incidencia de patologías autoinmunes como puede ser el asma.

En el caso de que no se cubran los requerimientos diarios, es buena estrategia pautar la suplementación. Hay varios productos en el mercado de aceite de pescado que cuentan con buena calidad y concentran grandes cantidades del nutriente.

alimentos fuente de acidos grasos insaturados omega 3
El omega-3 es uno de los ácidos grasos beneficiosos que deben ingerirse en la pauta regular. Sus fuentes son variadas, por lo que hay alternativas a la suplementación.

Presta atención a los nutrientes esenciales en el embarazo

Según hemos comentado, existen varios nutrientes cuyo consumo en cantidades suficientes podría determinar la salud de la madre y del feto durante el embarazo. En ocasiones, resulta sencillo cubrir los requerimientos por medio de la pauta de alimentación, por lo que será preciso recurrir a los suplementos dietéticos.

Ahora bien, antes de optar por esta alternativa sería conveniente visitar a un especialista en nutrición. No solo basta con garantizar un aporte extra, sino que será determinante el hecho de optimizar la pauta de alimentación para conseguir una situación de equilibrio en el medio interno. Gracias a ello, se favorecerá el correcto desarrollo del bebe en un futuro.

Te podría interesar...
Suplementos vitamínicos para niños: ¿son necesarios?
Eres Mamá
Leerlo en Eres Mamá
Suplementos vitamínicos para niños: ¿son necesarios?

Los suplementos vitamínicos para niños solo son necesarios cuando los requerimientos nutricionales no se consiguen alcanzar con la dieta.