7 ideas para mantener a los niños entretenidos en verano

Eva Maria Rodriguez 8 agosto, 2016

El verano es un tiempo maravilloso para que hijos y padres puedan hacer muchas cosas divertidas, pasar tiempo de calidad juntos e incluso conocerse mucho más. El verano es una oportunidad excepcional para aprender nuevas habilidades, descubrir cosas nuevas y reforzar los vínculos familiares.

Pero a la hora de la verdad el verano puede hacerse un poco largo y los niños pueden terminar aburriéndose. Una cosa es que haya muchas posibilidades de hacer cosas diferentes y otra muy distinta poder hacerlas. Y eso por no mencionar que los padres también tenemos nuestras propias necesidades, tanto de descanso como relacionadas con nuestras obligaciones laborales y domésticas.

Encontrar cosas divertidas para hacer cuando se va de vacaciones es una cosa. Pero eso no dura todo el verano. ¿Qué hacemos el resto del tiempo, especialmente cuando lo pasamos en casa? A continuación vemos algunas ideas de cosas divertidas que puedes hacer, plantear o facilitar a tus hijos para disfrutar el verano que, además, no requieren de grandes complicaciones ni desembolsos de dinero.

Juegos de pelota

Niños y adultos disfrutamos con balones y pelotas. Nadie se resiste a darle una patada a un balón que tiene a los pies o en lanzar una pelota que llega a tus manos inesperadamente. A cualquier edad una pelota es una fuente de diversión inagotable y barata, además de ser una excelente herramienta para el desarrollo de habilidades motoras.

Ten siempre disponibles pelotas de diferentes tamaños, pesos y texturas para poder sacarlas cuando sea necesario. Incluso algunos juegos de pelota son viables para hacer en casa, como las que van atadas a una cestita para encajarlas con un golpe de muñeca.

Pompas de jabón

A los niños de todas las edades les encanta hacer pompas de jabón. Esto, además de requerir el refinamiento de habilidades interesantes para poder crearlas, tiene muchas posibilidades: hacer pompas enormes, intentar sacar miles de pompas pequeñitas, amontonar pompas, reciclar pompas, correr detrás de las pompas para estallarlas, etc.

Las pompas de jabón son juguetes económicos que dan mucho juego y que despiertas la creatividad de los niños, además de estimular el movimiento, la observación y el desarrollo de muchas habilidades.

niñas haciendo pompas de jabón en verano

Saltar a la comba

Los juegos de comba requieren el desarrollo de habilidades motoras interesantes y fomentan el ejercicio cardiovascular. Con estos juegos, los niños pueden aprender también muchas habilidades relacionadas con la música (canto, ritmo, etc.).

En un jardín, en un patio, en el parque, en el campo o incluso en la calle una comba puede ser una gran aliada para entretener a los niños. Además, la propia cuerda de saltar puede servir para otro tipo de juegos también muy interesantes.

Manualidades en el exterior

Una cosa que entretiene mucho a los niños y los mantiene tranquilos y centrados es la realización de trabajos artísticos y manuales. Este tipo de actividades dentro de casa pueden resultar interesantes. Sin embargo, en exteriores las posibilidades aumentan.

Bien sea en un jardín, un patio o una terraza, en el exterior los niños se ven con más libertad para hacer cosas más grandes, utilizar materiales que dentro de casa no es muy recomendable utilizar porque manchan mucho y, sobre todo, hacer cosas diferentes.

Pasear y explorar

Ir con los niños de paseo es otra actividad que puede resultar muy entretenida, tanto si se camina por sitios nuevos como si se va por el camino de siempre. Deja a los niños que exploren, que observen y que se muevan libremente. Ellos solos encontrarán la forma de convertir el paseo en una aventura nueva cada día.

Si no es así, puedes proponerles muchos juegos, desde juegos de observación, búsqueda de cosas extrañas  o contar elementos concretos a juegos de caminar según unas reglas determinadas o pequeñas carreras.

El paseo puede realizarse también en bicicleta, patinete o patines. Esto no solo le dará variedad a los paseos, sino que incentivará más aún el ejercicio físico y el desarrollo de habilidades motoras.

Visitar la biblioteca

Leer es una actividad muy interesante para el verano. Los libros pueden acompañarte a cualquier parte y permiten estar entretenido a la sombra cuando el calor aprieta.

Para estimular la lectura y favorecer que los niños lean lo que les guste programa visitas frecuentes a la biblioteca. Tus hijos y tú pasaréis un rato interesante investigando y descubriendo libros y te llevarás a casa horas garantizadas de entretenimiento para los niños.

niños leyendo

Acampada casera

Otra forma divertida de entretenerse en verano es acampar en casa. Puedes montar la tienda de campaña en el patio o en el jardín y simular una excursión con todo lo que ello implica.

Además de pasar más tiempo al aire libre, acampar en el patio o en el jardín permitirá a tus hijos estimular su imaginación, ya que podrán acampar en cualquier parte, real o imaginaria, y crear su mundo.

 

Te puede gustar