7 datos sobre la crisis migratoria y la infancia

Se trata de la mayor crisis migratoria desde la II Guerra Mundial consecuencia directa de la violencia de Estado, los conflictos y la inestabilidad política y social en países de Asia, África y Oriente Medio, donde de forma masiva familias huyen del terror hacía países vecinos o europeos en busca de asilo y esperanza.

Es un conflicto geopolítico con unas dimensiones éticas impresionantes que convoca a la solidaridad por los más vulnerables: los niños.  

La coordinadora especial de la UNICEF para los Refugiados, Marie-Pierre Poirier, sostiene que los niños que desde el año 2014 cruzan las fronteras de sus países de origen y recorren cientos y miles de kilómetros para estar a salvo de la violencia “son los menos responsables de la crisis y están pagando el precio más alto”.

7 datos sobre la crisis migratoria y la infancia

Riesgos

humanitarian-aid-939723_960_720

Miles de migrantes y refugiados huyen del terror hacía países vecinos y la Unión Europea. Sin embargo, las políticas migratorias mantienen en el limbo, rechazo, incertidumbre y marginación a estas personas. Los niños corren el riesgo de ser apartados de sus familias, morir en el viaje o ser víctimas de la trata, la prostitución infantil, los peores abusos y brutalidades, la esclavitud y las enfermedades.

Migrantes y refugiados: conceptos

Las Naciones Unidas distingue en una serie de protocolos y convenios entre las personas migrantes y los desplazados. Sostiene que los refugiados son quienes huyen por temor justificado de ser perseguidos por su raza, religión, nacionalidad, pertenencia a un grupo social concreto u opinión política. Escapan para salvar su vida.

Los migrantes, por su parte, son las personas que eligen desplazarse para buscar mejores perspectivas para ellos y para sus familias. En un informe, Acnur aseguró que la mayoría de las personas que ingresaron de forma irregular a Europa en 2015 son refugiados. 

Cifras

Una de cada 4 personas que han ingresado a Europa por asilo son niños. Así lo asegura UNICEF. Mientras, uno de cada cinco de los 878.495 migrantes que cruzaron el Mediterráneo, son menores de edad. “Los menores representan a su vez el 10% de los migrantes que han llegado a Italia y tres cuartos de ellos han viajado sin sus padres o sin acompañamiento alguno de un tutor.”

En 2015 se calculaba que 4,5 millones de niños de Siria, Sudán del Sur, Eritrea, Nigeria, Afganistán, Somalia e Iraq han tenido que huir de sus casas.

En el mundo 59,35 millones de personas que se han visto obligadas a dejar sus hogares o países tanto por razones políticas como naturales. De ese total, 19,5 millones son refugiados.

Solo de Siria -donde tras 8 años de conflicto 8 millones de niños viven en riesgo– han huido 4,6 millones de personas, la mayoría refugiadas en El Líbano, Turquía y Jordania.

A Europa ingresaron en 2015 un millón de personas, la mayoría refugiados. Los países en desarrollo acogen al 86% de los refugiados del mundo.

family-1227834_960_720

Rutas

Uno de cada tres refugiados muertos en el mar era niño.  30% de los descensos fueron de menores y de estos, 5% de niños menores de dos años o bebés. En 2015 más de 3500 personas murieron mientras intentaban ingresar a Europa por el Mediterráneo o el Mar Egeo. Algunos migrantes y refugiados parten de Turquía hacia Grecia, país de tránsito, para luego ingresar a Hungría, Alemania o Austria. También desde Libia en barcazas viejas hacía Italia.

Países en conflicto

Siria es el país que a nivel mundial ha generado el mayor número tanto de desplazados internos (7,6 millones), como de refugiados. Afganistán es el segundo con 2,59 millones seguido de Somalia. Los migrantes y refugiados provienen además de Sudán del Sur, Iraq, Nigeria y Eritrea.

¿Por qué huyen?

Los niños solos, sin tutor o junto a sus familias dejan sus hogares huyendo del horror de la guerra y los conflictos internos y en busca de esperanza y un mejor porvenir. Huyen también del hambre y de la pobreza como los niños de Somalia o Yemen. En sus países estos niños están expuestos a ser reclutados de forma forzosa, ser víctimas de abuso sexual y físico, sufrir las más terribles barbaridades, ser privados del aprendizaje y la educación, de sus familias e incluso de ser asesinados.

Programas

UNICEF ha recomendado a los países de la UE y países con campos de refugiados apoyar los espacios amigos de la infancia, proporcionar a las familias información de salud y nutrición, respaldar en el país de destino programas de educación para los niños refugiados y apoyar y proteger a los niños que han sido separados de sus familias o realizan la travesía sin compañía.

Categorías: Niños Etiquetas:
Te puede gustar