¿Por qué no me baja la regla?

Óscar Dorado 18 agosto, 2018
Ante la duda, te recomendamos que consultes con el especialista, ya que solo un médico puede dar un diagnóstico preciso, basado en una evaluación física y, de ser necesario, otras pruebas. 

El retraso o ausencia de la menstruación es una causa frecuente de preocupación para las mujeres. Sus causas son diversas aunque, a menudo, benignas. No obstante, conviene saber cuáles pueden ser las razones por las que no baja la regla.

Cuando la maternidad no está dentro de los planes de la mujer y esta es activa sexualmente, es normal que se pase cierto ‘susto’ ante la ausencia de la menstruación. No obstante, hay muchos factores que pueden incidir en el organismo de tal forma que se produzca esta alteración, la más conocida viene a ser el estrés.

A continuación te comentaremos algunos de los motivos más comunes que hacen que no baje la regla. Cabe destacar que, si consideras que alguno de estos motivos puede ser tu caso, lo más recomendable es que acudas con tu médico. 

Motivos por los que no baja la regla

1. Estrés

El estrés puede llegar a producir tal malestar, que el organismo puede llegar a somatizarlo de diversas maneras, con lo cual, se producen diversas alteraciones, como la ausencia de regla.

Hay que recordar que el estrés puede llegar a modificar el funcionamiento normal del hipotálamo: esa parte del cerebro que controla la glándula pituitaria que, a su vez, es la encargada de liberar dos hormonas muy importantes en el ciclo menstrual: estrógeno y progesterona.

¿Por qué no me baja la regla?

2. Medicación

La ausencia o irregularidad del período menstrual puede ser parte de los efectos secundarios del uso de algunas drogas. De hecho, los fármacos psiquiátricos, como los antidepresivos y algunos medicamentos para el tratamiento del cáncer, pueden provocar retrasos o ausencia de menstruación.

Los anticonceptivos hormonales también pueden llegar a provocar que la regla no baje, por lo que es necesario consultar con el ginecólogo acerca de ello para evaluar si la mujer está utilizando el tratamiento adecuado para ella.

Los anticonceptivos no hormonales no inciden en la menstruación a diferencia de los métodos hormonales.

3. Aumento de la actividad física

Si la mujer aumenta su actividad física de forma desproporcionada y exagerada, puede que el ciclo menstrual se vea alterado y, por ende, la menstruación se retrase o se ausente por completo. Asimismo, la realización de ejercicio físico intensivo puede llegar a causar que no baje la regla.

4. Peso poco o nada saludable

Tanto las mujeres que están por debajo de su peso normal como aquellas que tienen sobrepeso pueden sufrir alteraciones en su menstruación. De hecho, un peso poco o nada saludable puede llegar a hacer que su organismo produzca demasiados andrógenos, entre otras hormonas. Esto conduce a una alteración de la ovulación, por lo tanto, afecta la menstruación.

Si tu peso no está en su rango saludable y ya has tenido no te baja la regla, debes consultar a tu médico o al ginecólogo. Por otra parte, un nutricionista también puede ayudarte a reajustar tus hábitos alimenticios para recuperar tu salud.

5. Problemas en los ovarios

Si no te baja la regla con regularidad, puede que tengas alguna patología ginecológica, como el síndrome del ovario poliquístico. Causado por un desequilibrio hormonal que puede ocasionar la pérdida de la menstruación. Este desequilibrio se caracteriza por la presencia de múltiples quistes y una tasa anormalmente alta de andrógenos.

Puede ir acompañado de otros síntomas, como crecimiento inusual de vello, brotes de acné, aumento de peso y diabetes. Es aconsejable, en este caso, consultar a un médico.

6. Mala alimentación

A pesar de que es un factor que con demasiada frecuencia se ignora, las dietas demasiado estrictas o bajas en grasa pueden causar alteraciones en el ciclo menstrual.

De hecho, la dieta influye en la producción de hormonas por los ovarios. Esto confirma que el cuerpo de la mujer necesita una correcta ingesta de grasa para funcionar correctamente. Ten en cuenta que las dietas demasiado severas, incluidas las que eliminan completamente la grasa pueden perjudicar seriamente el organismo.

7. Problemas de tiroides

Los problemas de la tiroides también pueden causar un retraso de la regla. La glándula, ubicada al nivel del cuello, está en relación con la mayoría de los sistemas de tu cuerpo. Por ello, el hipotiroidismo afecta directamente al ciclo menstrual y trae consigo retrasos en el período.

Otras causas muy conocidas

Embarazo

El embarazo es la causa más común. Este periodo corresponde a la interrupción del ciclo de ovulación, y por lo tanto de la menstruación. De hecho, incluso si en algunos casos la ausencia de regla no significa necesariamente un síntoma de embarazo, sigue siendo uno de los factores más seguros y evocadores.

¿Por qué no me baja la regla?

Lactancia

En general, la lactancia materna exclusiva retrasa la aparición de la menstruación después del parto. Por lo tanto, es normal no tener la menstruación durante varios meses después de dar a luz.

De hecho, el alto nivel de prolactina, la hormona involucrada en la producción de leche materna durante este período, también puede estar en el origen de una interrupción de la regla.

Menopausia

La edad de la menopausia está genéticamente determinada, pero puede variar de acuerdo con el estado de salud de cada mujer. Si tienes alrededor de 45 años y no has tenido tu regla durante más de 4 meses, es posible que estés en la premenopausia, sabiendo que se declara en ausencia de menstruación durante un año.

De hecho, antes de que la menopausia se establezca permanentemente, los ciclos se vuelven irregulares por la disminución de los niveles de estrógeno.

Para finalizar, recuerda que si no te baja la regla lo más importante es que consultes con tu médico para conocer el origen y aplicar el tratamiento adecuado. Te recomendamos siempre mantener la calma, ya que el estrés que acompaña a la frustración puede afectarte de manera negativa.

Te puede gustar