¿La maternidad se contagia?

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Nelton Ramos el 7 enero, 2019
Francisco María García · 7 enero, 2019
Suele suceder que, cuando una chica de un grupo de amigas se queda embarazada,  se produce un ‘efecto contagio’ entre las demás. Lo ideal es que el embarazo llegue cuando sea deseado por cada mujer, y no por presiones sociales o de grupo, envidias, u otro tipo de situaciones.

¿Por qué una mujer decide ser madre?, ¿existe el llamado ‘instinto materno’? Realmente la maternidad no se contagia, pero sin duda el entorno influye en muchas mujeres a la hora de decidirse a gestar un hijo. Sin embargo, cuando no hay deseo, ese círculo no debería tratar de convencer.

Cambio de mentalidad

Antiguamente se pensaba que ser madre respondía a un instinto biológico irrefrenable. La mujer que llegaba a los 40 sin hijos podía deprimirse, considerarse ‘menos mujer’ o dedicarse a cuidar sobrinos. Lo importante era satisfacer algo de ese instinto maternal que le era propio.

Para muchas mujeres que no tenían hijos, o que incluso no se casaban o emparejaban, su situación era poco menos que un drama. Sus vecinos no las tenían precisamente estima e incluso se las trataba como si tuvieran problemas mentales. Afortunadamente, en la actualidad todo ha cambiado.

Hoy en día, con miles de mujeres en el mundo proclamando que ‘la maternidad será deseada o no será’, las cosas han cambiado. Tener un hijo por ‘obligación’ no entraría en el plano de lo deseable para una sociedad responsable, respetuosa y de crianzas conscientes. Por otra parte, es innegable que la maternidad sigue siendo algo considerado casi como obligatorio para muchas mujeres.

Mujer decidiendo si quiere ser madre

¿Madre por ‘obligación? o madre por deseo?

Es una realidad que el derecho de las mujeres a decidir sobre sus cuerpos sigue siendo negado en muchas legislaciones del mundo. La mujer-incubadora es el modelo de mujer que el patriarcado cuelga en sus carteles, en sus películas y en sus novelas.

En una sociedad donde la mujer es visibilizada fundamentalmente por su rol de madre o esposa, no cabe duda de que la maternidad se contagia. El hecho de que muchos ámbitos acepten a la mujer a regañadientes o la traten de una forma poco positiva hace que tener un hijo pueda ser una vía de escape hacia algo en lo que ocupar los días.

Cuando la maternidad se contagia entre amigas

Por otra parte, como reflexionábamos al comienzo del artículo, las razones por las que cada mujer desea tener hijos son —o deberían ser— íntimas y personales. Una mujer puede estar segura de querer ser madre y tomar la decisión al ver a sus amigas con sus bebés. Cuando los hijos son deseados y amados, compartir momentos de crianza resulta altamente gratificante.

Algunas otras razones que pueden darse cuando la maternidad se contagia entre amigas son los ejemplos de crianza. Al observar un cambio favorable en una amistad, es probable que las demás compañeras deseen experimentar lo mismo.

No se puede negar que la maternidad es una experiencia radical que cambia profundamente a quien la ejerce. Y muchas mujeres sienten que no deberían perderse tal experiencia.

La soledad en la maternidad es frecuente cuando las mujeres tienen hijos 'por obligación'

De hecho, miles de mujeres comienzan a replantearse sus roles como mujeres en la sociedad a partir de ser madres. Ya sea criando niñas o varones, el deseo de un mundo mejor se hace una necesidad vital para los hijos. Para muchas madres, las desigualdades sociales y la cultura machista quedan expuestas a sus ojos.

La crianza en grupo

La maternidad se contagia tanto como la fuerza para llevar adelante crianzas responsables. Al criar en grupo, las experiencias, dudas, temores y consejos se comparten de manera diaria y saludable. No solo sobre pediatras y vacunas, también se comparten dudas sobre modos de cuidar, educar y ofrecer límites a los niños.

Y además, en una sociedad donde las tareas de cuidados recaen principalmente en las mujeres, encontrar alguien para desahogarse es más que valioso. Quizás compartir el lado B sea mucho más trascendente que el lado A.

Si cuando son madres encuentran en su compañero el mismo grado de responsabilidad hacia los hijos, si logran ese tesoro de crianza en pareja, será delicioso compartir la extrema experiencia de criar a los hijos.

  • Hospitales Universitarios Ginebra. ¿Va a ser madre? https://www.hug-ge.ch/sites/interhug/files/documents/vous_attendez_un_bb_esp.pdf
  • A. Miguel Larguía, María Aurelia González. Maternidad Segura y Centrada en la Familia. http://www.msal.gob.ar/images/stories/bes/graficos/0000000238cnt-g08.mscf-enfoque-intercultural.pdf