¿Homeopatía para niños?

La homeopatía  para niños es una terapia que brinda la medicina alternativa, encargada de suministrar cantidades mínimas de medicamento, que permite educar al organismo para que actives su sistema inmunológico y así curarse solo.

 

La homeopatía es una medicina alternativa, que implementa la utilización de medicamentos que carecen de componentes químicos activos en bajas dosis; sus componentes tienden a producir efectos similares a los síntomas de la enfermedad que se desea contrarrestar, a fin de activar la acción metabólica.

Considerada una de las medicinas alternativas del momento, la homeopatía  para niños consiste en la utilización de un componente denominado tintura madre la cual debe ser diluida en agua, mientras más diluida se encuentre, mejores serán sus resultados.

El padre de la homeopatía, Christian Friedrich Samuel Hahnemann, indicó que la enfermedad se produce debido a una transformación del núcleo energético del hombre, y este método curativo se encarga de combatir las afecciones del paciente, que desarrolla características propias y específicas de la enfermedad que lo aqueja.

Actualmente, los efectos secundarios y daños colaterales que producen los medicamentos tradicionales en el organismo de los niños o bebés, ha ocasionado que los padres recurran a una segunda opinión médica y medicinas alternativas como la homeopatía, a fin de tratar diferentes afecciones a nivel pediátrico, desde episodios de asma, diarreas, cambios de temperamento hasta alergias crónicas.

La homeopatía para niños brinda excelente resultados a los pequeños de la casa, debido a que su sistema inmunológico es joven, y no ha sido expuesto a químicos y fármacos que puedan interrumpir la respuesta natural del cuerpo.

Además este fármaco natural es ideal en el terreno preventivo, ya que interviene fortaleciendo la disposición de defensa natural del organismo.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), ha indicado a través de su informe anual que la homeopatía es considerado el segundo sistema médico a nivel mundial más grande y está técnica medicinal se práctica en más de 66 países actualmente, asimismo indicó que el estudio, aplicación y regulación de las Terapias MTC (Médicas y Tradicionales Complementarias) contempla la medicina alternativa como: Acupuntura, Fitoterapia, Homeopatía, Osteopatía por los próximos 10 años.

De acuerdo con las estadísticas, la Comisión Europea indicó que hoy en día, más de 100 millones de europeos reciben atención médica homeopática, donde el mayor número de pacientes son lactantes y niños que han incrementado la tasa anual en un 4% utilizando esta técnica medicinal.

Según los expertos, la medicina homeopática, brinda excelentes resultados en el tratamiento de afecciones de los niños o bebés, pero es recomendable que antes de aplicar este tipo de medicamento, se consulte un médico especialista en el área, que esté capacitado y especializado en el área pediátrica.

Consulta Médica: Homeopatía para niños

oms-704x454

 

La revisión médica consistirá en una evaluación completa del niño, a fin de realizar una entrevista detallada y la evaluación de la sintomatología del paciente.

Factores como la historia médica, antecedentes familiares, temperamento, preferencias alimenticias, patrón del sueño, son contemplados por el médico especialista a fin de crear el expediente clínico del niño y determinar el tratamiento que debe aplicarse.

El objetivo principal por parte del médico tratante es recuperar la armonía del organismo. Es de vital importancia tomar en cuenta los factores que influyeron durante el embarazo y el parto, así como la alimentación y el ciclo de sueño del pequeño, para poder tratarlo.

Homeopatía para niños

Homeopatía para niños 2

La medicina y procedimientos  de homeopatía para niños son positivos, no solo en enfermedades agudas, sino también en afecciones frecuentes en los pequeños del hogar. Estudios afirman que esta terapia curativa es efectiva y recomendable en el tratamiento de conjuntivitis, asma, cuadros gripales, cólicos, alergias, malestares estomacales, etc.

Es recomendable que los remedios homeopáticos que son recetados para los pequeños de 2 años o durante la lactancia, sean en presentación de glóbulos, a fin que sea de fácil consumo para ellos, ya que puede chuparlos o se les puede disolver en el biberón, agua o lechecita.

De igual forma, el tratamiento de homeopatía para niños de 2 años en adelante, se recomienda que sea en presentación de gotas homeopáticas, las cuales deberán ser disueltas en jugos, leche, agua, motivado a su alto contenido de alcohol del 45º.

Es de gran importancia recordar, que los padres nunca deben auto medicar a sus niños, es imprescindible consultar al médico, ante la implementación de un tratamiento homeopático, a fin de tener un diagnostico acorde a la afección que aqueja al niño o bebe y aplicar de forma adecuada el tratamiento.

No se debe aplicar el mismo tratamiento homeopático para todos los niños, cada organismo y afección es distinto, por lo que la automedicación o tratamiento indebido puede resultar perjudicial y hasta mortal para el niño.

Categorías: Salud Etiquetas:
Te puede gustar