Evita estos malos hábitos para mejorar tu fertilidad

mujer soñando con tener un bebé

Una mujer sana tiene más probabilidades de tener un bebé sano. Del mismo modo, mantener ciertos hábitos poco saludables aumenta las probabilidades de que el bebé tenga algún problema de salud. Pero no solo eso. Evitar determinados malos hábitos puede ayudar a la mujer a mejorar su fertilidad.

Realizar determinados cambios en el estilo de vida puede aumentan considerablemente las posibilidades de una mujer para quedarse embarazada. Por ejemplo, es de sobra conocido que la cafeína y el tabaco están contraindicados durante el embarazo. Dejar estas sustancias adictivas antes de la concepción también ayuda a aumentar las probabilidades de embarazo.

A continuación vemos algunos de los malos hábitos más destacados que deberían ser abandonados por las mujeres que quieren quedarse embarazadas, no solo porque aumentarán sus probabilidades de embarazo, sino porque también beneficiarán el proceso cuando lo consigan.

Dormir poco

El descanso debe ser una probabilidad para la mujer que desea quedarse embarazada. Algunos estudios  han encontrado una conexión entre los malos hábitos de sueño y  las menstruaciones, lo que puede ser un síntoma de infertilidad. También se ha encontrado un aumento en las tasas de aborto entre mujeres que trabajaban en turno nocturno.

Los malos hábitos de sueño también pueden provocar problemas de peso, tanto en hombres como en mujeres. Estar ligeramente por encima del peso saludable puede provocar problemas de ovulación para las mujeres. Además, la obesidad se ha relacionado con menor número de espermatozoides sanos en los hombres.

Tomar demasiada cafeína

El problema de la cafeína en cuanto a la fertilidad de la mujer es tomarla en exceso. Algunos estudios han encontrado que el consumo de más de 300 mg de cafeína al día puede reducir ligeramente la fertilidad y puede aumentar el riesgo de aborto involuntario.

Un estudio en concreto demostró que las mujeres que consumían más que el equivalente de una taza de café al día tenían la mitad de probabilidades de quedarse embarazadas. En este punto, es importante recordar que no solo el café tiene cafeína, sino que esta sustancia también está presente en el té, los refrescos de cola y el chocolate. También hay que puntualizar que no todos los cafés o tés tienen la misma cantidad de cafeína.

Mujer bebiendo café

Atracones y comida basura

Tanto comer en exceso como los atracones de comida basura pueden dificultar la capacidad de una mujer para quedarse embarazada. En ambos casos, la consecuencia obvia es el exceso de peso, condición que puede provocar problemas de fertilidad. Hay investigaciones que conecta las dietas ricas en comida basura con una fertilidad más pobre en hombres y mujeres.

Además, comer mucha comida basura también puede aumentar los niveles de azúcar en la sangre. Existe una teoría según la cual la insulina y la fertilidad están conectados, otro punto a favor de los problemas de fertilidad provocados por la ingestión de este tipo de productos.

Otro problema de comer en exceso y de los atracones de comida basura es que a menudo vienen seugido por intentos de perder el peso ganado a base de dietas que no siempre son saludables que producen un efecto yo-yo y, por lo tanto, no consiguen resultados estables.

Bebidas alcohólicas

Beber alcohol de manera ocasional y con moderación no tiene por qué dañar la fertilidad. Sin embargo, el exceso de alcohol puede dar lugar a problemas de fertilidad, tanto en hombres como en mujeres. Los estudios no han encontrado una conexión feaciene entre el consumo ocasional de alcohol y la infertilidad.

Un estudio que evaluó el semen de los hombres alcohólicos encontró que sólo el 12% tenía un esperma normal y saludable, respecto al 37% de hombres que no consumían alcohol ni tabaco, que tenían un esperma sano normal.

En otro estudio, las mujeres que tomaban tres o más bebidas alcohólicas a la semana eran más propensas a necesitar más tiempo para quedarse embarazadas. Esto fue especialmente cierto si la mujer ya estaba teniendo problemas para concebir.

Mujer fumando y bebiendo alcohol

Fumar

Fumar afecta la fertilidad tanto de los hombres como de las mujeres. Concretamente, en las mujeres  fumar puede aumentar el riesgo de problemas con las trompas de Falopio (incluyendo un mayor riesgo de embarazo ectópico) y el riesgo de sufrir cambios en el cuello del útero, incluyendo cáncer de cuello uterino. Además, fumar daña los huevos a medida que se desarrollan en los ovarios y  aumentar el riesgo de aborto involuntario.

En los hombres,  fumar disminuye la calidad del semen y conduce a niveles anormales de hormonas (que puede afectar a la fertilidad negativamente). Es poco probable que estos cambios causen infertilidad, pero si la fertilidad ya está en el límite, podría ser la gota que colmara el vaso.

Además, hay que tener en cuenta que el humo de segunda puede afectar a la fertilidad de la pareja. Algunas investigaciones han encontrado que el humo de segunda mano disminuye la fertilidad femenina.

Relaciones sexuales de riesgo

El sexo no seguro, sin preservativo, cuando no se está intentando concebir y no se trata de una pareja estable, puede dar lugar a enfermedades de transmisión sexual que puede provocar infertilidad en el futuro.  De hecho, las enfermedades de transmisión sexual son la principal causa prevenible de infertilidad.

Enfermedades como la clamidia y la gonorrea, si no se tratan, puede provocar enfermedad inflamatoria pélvica, que puede causar infertilidad en las mujeres, por lo general, haciendo que las trompas de Falopio queden bloqueadas .

Las enfermedades de transmisión sexual también puede provocar la infertilidad en los hombres, aunque esto sucede con menor frecuencia. El motivo es que los hombrees suelen mostrar síntomas de enfermedades de transmisión sexual de inmediato, y pueden recibir tratamiento a tiempo. Las mujeres, por el contrario, pueden albergar una infección por  largo tiempo sin ningún síntoma mientra la infección está causando estragos en su sistema reproductivo.