Beneficios de escolarizar a los niños antes de los tres años

Amanda 5 marzo, 2016

Muchas familias podrían no estar de acuerdo con escolarizar a los niños siendo tan pequeños, esto es algo a lo que también se apegan muchos especialistas; sin embargo, estudios han demostrado que esto podría ser beneficioso porque los aprendizajes de la primera etapa de su vida son más perdurables.

Pese a que ya los especialistas han determinado que el rendimiento de los niños menores de tres años mejora en áreas como matemáticas, ciencias y lengua, no muchos institutos de educación pública ofrecen opciones para esta etapa de la educación infantil. En el caso de la educación privada es más o menos lo mismo, pero con un poco más de oferta.

En este particular, los estudios han determinado que son muy inferiores las tasas de niños escolarizados a los tres años o antes, lo cual es un reflejo de que por diversas razones a los padres les cuesta más tomar esta iniciativa.

Es decir, aunque no es una obligación que el niño pase de los tres años para iniciar la escuela, la mayoría de las familias han seguido esta costumbre.

70959b6b68324b7196dd80c879b96a4c

¿En qué se fundamentó el estudio?

Según el Instituto Nacional de Evaluación Educativa, existen varios factores que inciden en el efecto que la escolarización tiene sobre los estudiantes al momento de ingresar a la escuela. Por lo tanto, el estudio se basó en las diferencias que tienen los niños en cuanto a su maduración cognitiva.

Si bien es cierto que los niños mayores de tres años deberían tener un nivel superior en cuanto a su maduración, se sabe también que niños menores han desarrollado e internalizado aprendizajes muy complejos.

Para esa edad, un niño debe dominar al menos una estructura lingüística y ha convivido con elementos de espacio, tiempo y valor numérico desde su nacimiento.

A los tres años un niño es capaz de hablar, entender y hacerse entender; puede comer, probablemente ha dejado el pañal y según el estímulo que reciba en casa, está en condiciones de identificar formas, colores y texturas. En este sentido, no existen diferencias muy marcadas entre la edad previa más cercana a la acostumbrada para escolarizar.

Para obtener resultados en cuanto al rendimiento académico, los expertos analizaron a pequeños estudiantes de cuarto grado de primaria que habían sido escolarizados antes de los tres años. El diagnóstico reveló que pueden tener una ventaja superior hasta en cuarenta puntos, lo cual es inverso en el caso de aquellos niños que económicamente son menos favorecidos.

Al respecto, el estudio como tal evaluó a unos veintiocho mil niños españoles que cursaban cuarto grado; la evaluación se concentró en cuatro áreas generales, como son matemáticas, lingüística, interacción social y ciudadana, y conocimiento del mundo físico. El análisis de resultados llevó a concluir que las diferencias favorecieron a los niños escolarizados antes de los tres años.

a6c2ed635477ebcee3fd9f629da861aa

¿Es beneficioso escolarizar a los niños antes de los tres años?

Según los estudios en este aspecto, sí es beneficioso escolarizar a los niños antes de los tres años. En este particular, los niños que comenzaron a asistir a clases a partir de los tres años iban en desventajas con los que ya habían iniciado con anticipación un ciclo de educación infantil no obligatoria de manera privada.

Esto representa además que por falta de plazas destinadas a recibir a este alumnado joven de manera pública, aquellos niños menos favorecidos socioeconómicamente, también entran en desventaja. De igual manera, el estudio descubrió que los niños más jóvenes no alcanzan rápidamente las competencias requeridas, esto implica que les toca lidiar con propuestas más complejas sin nada de experiencia.

Los beneficios de la temprana escolarización se centran en las competencias matemáticas y lingüísticas, lo que aumenta las ventajas en la comunicación y el desarrollo del resto de las áreas. Por lo tanto es una ventaja apreciable de manera individual en el educando, como a nivel educativo institucional, pues la educación eleva sus estándares.

En tal sentido, los especialistas aconsejan aumentar la cantidad de plazas disponibles para la educación infantil y que además sean incorporados programas más avanzados. Es decir, los contenidos del primer ciclo de educación deben ser modificados para que se ofrezca un nivel básico de instrucción matemática y lectura.

No obstante, otros factores pueden incidir en la adquisición o no de estos beneficios, porque la estructura curricular de la institución, la formación y metodología del docente, así como la calidad de la educación en la escuela, pueden determinar si el niño es favorecido en esta primera instancia.

Te puede gustar