Cómo ayudar a tu hijo en las crisis de comunicación

La clave de la comunicación no es lo que decimos, sino más bien la actitud que está detrás de lo que decimos. Todos sabemos comunicarnos de forma telepática casi sin darnos cuenta. En cada momento en el que se abre una comunicación con otra persona, se puede sentir lo que el otro dice aparte de lo que se escucha… Entonces se pueden crear crisis de comunicación.

La vida está llena de conversaciones difíciles con nuestros hijos, ya sea cuando tu hijo tiene 4 años y le tienes que explicar por qué se murió su abuela, cuando tiene 9 y ha presenciado un acto de bullying o cuando tienen 15 y ha sido traicionado/a por su primer amor.

Puedes saber cuándo una conversación es peligrosa o cuándo es una buena oportunidad para poder trabajar con tu hijo una buena comunicación. Tu objetivo debe ser ese, tener las puertas abiertas de la comunicación, que es lo que mantiene la crisis en los países en desarrollo. Cada hogar también puede tener una crisis  de comunicación, pero siempre tendrá que verse como una oportunidad de mejora. Tienes la oportunidad de conectar de forma más profunda con tu hijo, enseñándole a resolver problemas y mostrarle cómo manejar los sentimientos perturbadores.

Cómo ayudar a tu hijo en las crisis de comunicación

Si quieres ayudar a tu hijo en un momento donde hay una conversación difícil y notas que hay cierta crisis de comunicación, sigue los siguientes consejos:

  • Escucha. No digas mucho, solo presta atención a lo que tu hijo tiene que decirte.
  • Empatiza. Siente desde la perspectiva de tu hijo. Deja que sus sentimientos lleguen a ti sin importar lo tarde que sea.
  • Mantén tu propia conciencia de que no es el fin del mundo. Incluso si sientes igual que tu hijo, no trates de hablar de tu malestar y ayúdale a buscar las soluciones.
  • Cuando tu hijo sienta sus emociones y pueda controlarlas con tu ayuda, podrá resolver los problemas.
  • Recuerda que tú eres el maestro y el mejor ejemplo para seguir con tu hijo.

Mother having discussion with son

Todos los padres se pueden sentir incómodos al hablar con sus hijos sobre algunos temas, pero son ellos los indicados para hacerlo y no otras personas. Se lo debes a tu hijo, debes mostrarle el valor ante las conversaciones difíciles y luchar para que no exista una crisis de comunicación. Esto te ayudará a mejorar la comunicación con tus hijos en todos los aspectos y a cualquier edad.

La importancia de mantener conversaciones difíciles

Es muy importante enseñar a mantener a los hijos conversaciones difíciles para evitar las crisis de comunicación, ya no solo en la familia, sino también en cualquier otro ámbito de su vida. Las relaciones cercanas dependen de la capacidad de satisfacer las necesidades propias y también las de los demás, así como para negociar los conflictos inevitables que pueden existir entre las personas.

Aprender a manejar bien las discusiones difíciles y el evitar las crisis de comunicación podrá hacer que tus hijos aprendan a estar más cerca emocionalmente de las personas que les importa, reducirán los conflictos con los otros y aprenderán la habilidad de crítica, una habilidad muy importante para manejar los conflictos.

madre hablando sobre comportamiento con su hijo

El éxito de tu hijo durante su vida dependerá de su capacidad para manejar las situaciones interpersonales difíciles -en el trabajo, en las relaciones personales, ante cualquier persona-.

Los niños aprenden a resolver las cosas con otras personas con tu ejemplo. Si eres una persona que evade las conversaciones difíciles y les enseñas a tus hijos que se deben evitar, entonces ten por seguro que tu hijo algún día se divorciará o será despedido de su trabajo.

En cambio, si tu hijo ve en ti un buen modelo para trabajar las conversaciones difíciles, entonces podrá aprender a resolver las cosas que le sucedan en la vida con otras personas.